Educación

Comedor escolar saludable: ¿qué deben exigir los padres?

  • Entre los requerimientos indispensables se encuentra una buena porción de verduras

Fotografía que muestra a varios escolares comiendo en el comedor de la escuela Fotografía que muestra a varios escolares comiendo en el comedor de la escuela

Fotografía que muestra a varios escolares comiendo en el comedor de la escuela

El curso escolar ha comenzado para los más pequeños y con él se reabre el comedor escolar. Los niños de entre 0 y 5 años ya se han iniciado en su rutina de guardería y preescolar, un periodo difícil para aquellos padres que, por cuestiones laborales, no tienen la posibilidad de llegar a la hora de comer y se ven en la necesidad de inscribir a sus hijos en los comedores de sus centros. 

Desde la Junta de Andalucía, la iniciativa de Comedores Saludables lleva vigente desde 2010. La Consejería de Salud y Bienestar Social en colaboración con la Consejería de Educación y la Sociedad Andaluza de Nutrición Clínica y Dietética, son los impulsores de este plan que pretende informar a los ciudadanos sobre cómo mantener una alimentación equilibrada, así como aportar una serie de criterios para evaluar los menús diarios que se ofrecen en los centros. 

El menú de los comedores escolares

Desde la plataforma en la que se facilita la información, se pone a disposición del público varias tablas que contienen los menús semanales ideales clasificados en diferentes categorías, incluyendo alternativas para intolerantes a la lactosa y al gluten. 

Una correcta alimentación en los centros educativos es uno de los requisitos indispensables que los padres deben requerir. Para ello, la dietista-nutricionista Natalia Moragues ha aportado una serie de condiciones que los comedores de los más pequeños deben cumplir. 

En primer lugar, la experta matiza que un requisito indispensable es que todo menú infantil esté supervisado por un dietista-nutricionista, ya que, además, "es una exigencia legal". Partiendo de esa base, la doctora Moragues apela a que "la calidad de los alimentos sea adecuada", así como señala que no debe haber productos ultra procesados. 

"Siempre debe existir una buena porción de verduras". Así lo afirma esta nutricionista, que considera este tipo de alimentos una pieza fundamental dentro de una dieta sana y equilibrada. 

Moragues, que ejerce en el Centro de Medicina y Nutrición Alvida, en Sevilla, subraya que un requisito indispensable es que los postres sean piezas de frutas "y no lácteos azucarados". "Tomar un yogur natural como postre debe hacerse a lo sumo un día a la semana", incide. 

La continuidad en casa, fundamental

Asegura que el papel de los padres es indispensable, ya que es en el hogar donde realmente se asienta la educación alimentaria. "Los padres no deben pensar que porque el niño coma sano en la escuela, ya pueden darle alimentos como pizza o salchichas diariamente".

Moragues indica que los progenitores deben estar al tanto de lo que los menores comen en la escuela para, así, darle un alimento, igualmente sano, a la noche. "Por ejemplo, si al medio día ha comido carne, intentar no repetir y darle pescado".

Vigilar la alimentación de los más pequeños es indispensable para evitar que se desarrollen problemas de salud con el paso de los años. La educación alimentaria, como se apunta anteriormente, comienza en casa. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios