Las claves del día Suscríbete a nuestra 'newsletter' y recíbela cada mañana de lunes a viernes

Estadísticas de criminalidad

El efecto 'La Manada' dispara las denuncias de agresiones sexuales

  • Las violaciones crecen un 46% en la provincia y un 116% en la capital en el primer semestre del año

  • Los robos bajan de manera acusada en todas sus modalidades 

José Ángel Prenda, el líder de la Manada, sale de los juzgados de Sevilla. José Ángel Prenda, el líder de la Manada, sale de los juzgados de Sevilla.

José Ángel Prenda, el líder de la Manada, sale de los juzgados de Sevilla. / Antonio Pizarro

Comentarios 8

Los delitos sexuales son los únicos que suben en la provincia de Sevilla en el primer semestre del año 2018. Así consta en las estadísticas publicadas por el Ministerio del Interior, que destacan una bajada del 4,7% de la criminalidad en la provincia y del 8,1% en la capital. Son unos datos muy positivos, teniendo en cuenta que el año anterior los delitos crecieron por primera vez en más de una década. Sin embargo, los delitos contra la libertad sexual, y especialmente las agresiones sexuales con penetración, se han disparado.

En el total de la provincia se han registrado 253 delitos sexuales, lo que supone una subida del 9,5% en relación con el mismo periodo del año pasado, cuando hubo 231 casos. De esos 253 delitos contra la libertad sexual, 19 son violaciones. Esto también supone un crecimiento importante de las mismas, ya que en el primer semestre de 2017 hubo seis menos, 13 en toda la provincia. Traducido a porcentajes, la subida es del 46,2%.

En Sevilla capital la evolución no es exactamente la misma, puesto que sólo subieron los casos más graves, los de agresión sexual con penetración. Se registraron 129 delitos sexuales, lo que supone seis casos menos que el año anterior, y por tanto una bajada del 4,4%. Sin embargo, sí crecieron mucho las violaciones. De las seis registradas en el primer semestre del año pasado se ha pasado a 13 en el mismo periodo del ejercicio en curso. Esto significa que la subida es del 116,7%, un porcentaje alarmante aunque hay que tener en cuenta que es muy abultado porque se mueve en guarismos muy bajos. Lo mismo le ocurre al otro delito que ha crecido en la capital, el de los secuestros, que ha subido un 100% al pasar de 0 a 1.

El crecimiento de las denuncias por agresiones sexuales ya se estaba dando en los últimos registros estadísticos del Ministerio del Interior. Es un fenómeno propio de toda España y no sólo de la provincia de Sevilla. El repunte de estas denuncias se debe en gran parte al efecto que ha generado la Manada, que ha animado a muchas mujeres a acudir a las comisarías de la Policía Nacional y los cuarteles de la Guardia Civil a denunciar cualquier episodio que pudiera ser constitutivo de un delito contra la libertad sexual. Este tipo de agresiones no siempre se denuncian, en parte por la vergüenza que pasan las víctimas, que a veces prefieren guardar silencio.

Casos como el de la Manada están invirtiendo esta tendencia, aunque no haya sido el único episodio de este tipo. Ni siquiera el más grave. En los últimos años en Sevilla ha habido una violación grupal en la isla de la Cartuja, que está todavía pendiente de juicio; la violación y el asesinato a una joven en el Parque de María Luisa; un violador en serie que agredió a una joven en el Parque del Tamarguillo y mató a una prostituta cuyo cadáver arrojó en el Parque Amate; y un menor que agredió sexualmente a varias mujeres en un solar próximo al Hospital de Valme, entre otros casos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios