Sevilla

La pelea entre ultras del Betis tras el partido con el Real Madrid terminó con dos apuñalados

  • Los dos heridos tuvieron que ser trasladados al Hospital Virgen del Rocío

  • Se enfrentaron entre ellos dos grupos de seguidores del club bético

Comentarios 5

La multitudinaria pelea entre ultras del Betis ocurrida la noche del domingo en las inmediaciones del estadio Benito Villamarín terminó con dos heridos por arma blanca, que tuvieron que ser trasladados al Hospital Virgen del Rocío. Uno de los jóvenes recibió una puñalada en la espalda y el otro en el costado. 

Los hechos ocurrieron entre la calle Tajo y la avenida Padre García Tejero sobre las once de la noche, una media hora después de la conclusión del partido que enfrentó al Betis contra el Real Madrid. Se enfrentaron miembros de dos facciones de ultras, que se arrojaron piedras e hicieron volar algunas de las sillas de los establecimientos ubicados en la zona. Uno de los participantes sacó un arma blanca y apuñaló a dos personas del grupo rival.

La Policía tuvo que intervenir, pero la pelea se prolongó durante unos veinte minutos porque el dispositivo de seguridad del partido ya se había levantado y tuvieron que llegar patrullas desde otros puntos de la ciudad. Lo mismo ocurrió con la ambulancia del 061 que atendió a los heridos, que tuvo que ser enviada desde otra zona porque la que estaba en el estadio ya había regresado a su base.

Por el momento no hay ninguna persona detenida por su participación en esta pelea. Hasta ahora habían sido frecuentes los enfrentamientos entre radicales del Betis y del Sevilla o de otros equipos que jugaban contra ellos, pero no una reyerta entre seguidores del mismo club.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios