Tribunales Un juzgado perdona más de 40.000 euros de deuda con Hacienda y la Seguridad Social a un matrimonio de hosteleros

Sevilla

El vandalismo se ceba con el Parque de María Luisa

  • La Glorieta de Ofelia Nieto, la Glorieta de Cervantes, el monumento a Bécquer, la Glorieta de la Concha o la Glorieta Benito Mas y Prats sufren graves destrozos en la noche del Domingo de Resurrección

  • El Ayuntamiento de Sevilla ha denunciado en la Policía Nacional los actos y los trabajadores del parque temen que se repitan en la Feria de Abril

Un operario del Parque de María Luisa traslada las piezas del anaquel destrozado en el monumento a Bécquer.

Un operario del Parque de María Luisa traslada las piezas del anaquel destrozado en el monumento a Bécquer. / José Ángel García

En la noche del Domingo de Resurreción al Lunes de Pascua, el Parque de María Luisa volvió a sufrir uno más de los múltiples ataques que este vergel sevillano suele padecer. En el último, los actos vandálicos han dañado esculturas, elementos decorativos, señaléticos y vegetales en la Glorieta de Ofelia Nieto, la Glorieta de Cervantes o el monumento a Bécquer, entre otras zonas afectadas como la Glorieta de la Concha o la Glorieta Benito Mas y Prats.

Los augurios de sus trabajadores de cara a la Feria de Abril no pronostican nada mejor, cuando el parque se mantiene abierto y la afluencia es masiva. Tienen puestas sus esperanzas en la pronta incorporación de cámaras de vigilancia para frenarlos pero, por el momento, la inseguridad prima.

El Ayuntamiento de Sevilla, a través del Servicio de Parques y Jardines, ha denunciado en la Policía Nacional los actos vandálicos que se han sucedido durante esta pasada Semana Santa en el Parque de María Luisa (Bien de Interés Cultural -BIC-)y que han dañado el patrimonio vegetal e histórico-artístico del recinto. "Los vándalos se han cebado, especialmente, con entornos que han sido recientemente restaurados, como la Glorieta de Ofelia Nieto, la Glorieta de Cervantes y el monumento a Bécquer. Se trata de delitos graves contra el patrimonio histórico-artístico y como tal deben ser investigados", ha dicho el delegado de Transición Ecológica y Deportes, David Guevara.

Destrozos en el Parque de María Luisa

Base del anaquel arrancado en el Parque de María Luisa. Base del anaquel arrancado en el Parque de María Luisa.

Base del anaquel arrancado en el Parque de María Luisa. / José Ángel García

Fue en 2018 cuando los monumentos, plazas y elementos ornamentales del Parque de María Luisa, con una inversión superior a los tres millones de euros, fueron restaurados en una importante intervención del patrimonio. Desde entonces, los ataques no han cesado.

Entre los numerosos destrozos ocasionados esta vez, destaca el anaquel del monumento a Bécquer, obra ideada por Aníbal González, tirado al suelo y roto en varias partes; los destrozos en la Glorieta de Ofelia Nieto o la Glorieta de Cervantes así como el ataque a las cuatro esculturas que representan las cuatro estaciones del año en la Glorieta de la Concha, que han sido derribadas y permanecen en el suelo. En la Glorieta Benito Mas y Prats el busto que la preside también está afectado en su nariz. Junto a estos, elementos de la señalética tradicional han sido arrancados de su lugar y parte de la vegetación ha sido maltratada.

Una de las cuatro esculturas derribadas en la Glorieta de la Concha en el Parque de María Luisa. Una de las cuatro esculturas derribadas en la Glorieta de la Concha en el Parque de María Luisa.

Una de las cuatro esculturas derribadas en la Glorieta de la Concha en el Parque de María Luisa. / José Ángel García

Cámaras de vigilacia en el Parque de María Luisa y los Jardines de Murillo  

"Todo su patrimonio, tanto vegetal como artístico, se encuentra protegido, de ahí que estos actos vandálicos deben ser investigados y perseguidos conforme a la tipología de este BIC", ha añadido el delegado, quien ha recordado que el Ayuntamiento ha licitado un nuevo contrato de seguridad y vigilancia para parques y jardines que "refuerza" el presupuesto y prevé la incorporación de cámaras de vigilancia en el Parque de María Luisa y los Jardines de Murillo previa autorización de la administración competente.

La licitación pública del nuevo contrato para el servicio de vigilancia y la apertura y cierre de los parques y centros de trabajo adscritos al Servicio de Parques y Jardines cuenta con un presupuesto de licitación de 1.616.747 euros (IVA incluido) y una duración de tres años, con posibilidad de dos años más. "Con este nuevo contrato, pretendemos mejorar de forma sensible la seguridad en los parques históricos, pero también prestar servicio en aquellos repartidos por los barrios para tenerlos en las mejores condiciones posibles y evitar también en lo posible los actos vandálicos", ha explicado Guevara.

Otra de las estatuas derribadas de la Glorieta de la Concha. Otra de las estatuas derribadas de la Glorieta de la Concha.

Otra de las estatuas derribadas de la Glorieta de la Concha. / José Ángel García

El contrato prevé una cláusula que permite un modificado del 30% para la implantación de un sistema de Circuito Cerrado de Televisión (CCTV) en el Parque de María Luisa y en los Jardines de Murillo, iniciativa pendiente de ser autorizada por la Delegación del Gobierno y que ya ha sido solicitada. Una vez realizada la instalación de los equipos de vigilancia con estas cámaras y estando la misma en servicio, se pretende completar el servicio de vigilancia vigente con un sistema de monitorización.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios