Sevilla FC

De Jong, el hombre que centra el debate

  • El Sevilla es el cuarto equipo que más remata a puerta de la Liga, una acción en la que el holandés no brilla

  • De Jong es el futbolista sevillista que más remates totales acumula, 12, y que más duelos gana por partido, 7,5

De Jong gana un duelo aéreo ante la Real Sociedad, una de las especialidades De Jong gana un duelo aéreo ante la Real Sociedad, una de las especialidades

De Jong gana un duelo aéreo ante la Real Sociedad, una de las especialidades / Antonio Pizarro

El Sevilla de Julen Lopetegui conjuró con personalidad y fútbol la amenaza de tormenta que se cernía sobre Nervión. Las dos derrotas consecutivas ante Real Madrid y Eibar habían creado un caldo de cultivo con su ponzoña contra el entrenador guipuzcoano, quizá de forma muy coyuntural, sí, pero con el riesgo de que se envenenase el ambiente de ilusión del nuevo proyecto. El Sevilla remontó, mostró coraje, hizo fútbol, goleó, sufrió, con rebeldía y amor propio... y se situó a dos puntos del líder. Pelillos a la mar... salvo con Luuk de Jong.

El delantero holandés centra el debate en una afición necesitada de rebatirlo todo. Que el equipo de Lopetegui remontó el gol inicial de Oyarzabal en un contexto proceloso; sí, pero debió cerrar mejor el partido. Que hubo un zafarrancho precioso en la segunda parte; sí, pero debió reflejarlo mejor en el marcador y evitar el leve sufrimiento final. Que Lopetegui ha dotado de un sello a su equipo, uno de los que más ataca y uno de los que menos es atacado, con riqueza táctica, rotaciones y variantes; sí, pero está obcecado con De Jong. Siempre hay un pero y el pero de todos los peros es De Jong.

Con Dabbur y Munir fuera de la convocatoria, en el caso del israelí de forma recurrente, y Chicharito Hernández en el banquillo, el fornido ex delantero del PSV terminó el partido ante la Real Sociedad en una obstinada apuesta de Lopetegui, que justifica su decisión en su importancia para la respuesta del colectivo. "En el Sevilla los goles es cuestión de todos", dijo tras el partido, dejando caer que el delantero no tiene por qué ser el que los marque.

De Jong es uno de los delanteros de la Liga que aún no ha visto puerta. Les ocurre lo mismo a otros matadores como Iago Aspas, Bacca, Rodrigo, Hazard... Hasta Messi está aún por estrenarse, claro que sólo ha jugado dos ratos por su lesión y el problema es que parece que ya está en condiciones para ser titular el domingo ante el Sevilla, pero eso es otra cuestión...

Lo cierto es que De Jong no agria los análisis de los sevillistas sólo por no haber marcado, sino por brillar poco en una de las facetas más lustrosas del Sevilla, la fase ofensiva, aun con aspectos a mejorar en la finalización. El equipo de Lopetegui es el cuarto equipo que más remata a puerta (34 veces, 10 goles), por detrás de Real Madrid (42/12), Villarreal (41/18) y Barcelona (34/16). Y De Jong, curiosamente, es el que más remata del Sevilla, con 12 tiros totales. Claro que es el que peor porcentaje de acierto tiene, una faceta en la que manda Franco Vázquez, con tres remates y dos goles. A puerta, en cambio, quien más ha disparado es Nolito: cuatro veces de 10 intentos, con dos goles.

De Jong es acusado, pese a esos 12 remates, de no ponerse de gol, de no sacar ese instinto para ubicarse en el lugar idóneo para el remate. También es cierto que dentro de los aspectos a mejorar en el Sevilla están los centros de sus hombres de banda. Hasta ahora, el más efectivo en esta faceta ha sido Pozo, en los dos ratos que ha jugado. Pero siendo uno de los equipos que más córneres bota (7 ante la Real Sociedad) llama la atención que De Jong despunte más por otras facetas que por el remate.

Por ejemplo, es uno de lo que más duelos gana (7,5 por partido, un 56%). También es el segundo de la Liga que más cae en fuera de juego (8 veces, tras Loren, 10). Para el aficionado medio, para el crítico deportivo medio, la obcecación por De Jong sigue siendo un misterio difícil de interpretar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios