Sevilla FC

Y entretanto... una final

  • Sampaoli le da el calificativo de partido decisivo a la cita con el Villarreal, "un rival directo que va a jugar con la necesidad" del Sevilla

  • "Espero que todo el estadio esté alentando", dice

Jorge Sampaoli, meditabundo, ante un balón perdido mientras observa a sus jugadores. Jorge Sampaoli, meditabundo, ante un balón perdido mientras observa a sus jugadores.

Jorge Sampaoli, meditabundo, ante un balón perdido mientras observa a sus jugadores. / josé ángel garcía

Prácticamente se va la semana sin que apenas se haya hablado en el Sevilla del Villarreal. El fin del mercado de fichajes y la prohibición de la terminología Biris o Biris Norte en el estadio, por orden gubernamental, han copado la actualidad en Nervión, mientras el rival que visitará el enrarecido Ramón Sánchez-Pizjuán este domingo prepara taimado y concienzudo el encuentro. Un encuentro que Jorge Sampaoli, en su comparecencia previa a la cita, ha calificado como "una final", un partido decisivo ante "un rival directo por las competencias europeas", usando sus propias palabras.

Sampaoli, que calificó de "injusto" el affaire Zozulya, por el que también fue preguntado, advirtió del peligro que implica el encuentro ante un Villarreal que, pese a la distancia de ocho puntos, mantiene el prurito de pelear por los puestos más altos de la Liga. El técnico se dolió en público del traspié en Cornellá, que le hizo perder comba respecto al liderato. Por ello, no se puede permitir fallar más. "Haber perdido con el Espnayol nos complicó un poquito, porque teníamos la ilusión de seguir con la racha que traíamos. Fue un partido atípico. Y ahora viene un rival difícil como el Villarreal, un rival directo por las competencias europeas. Va a ser un partido muy exigente para poder sostener el nivel".

Se van a ir terminando historias importantes en el club, por gente vinculada a la violencia"

Quizá para centrar los esfuerzos en la cita, el argentino no dudó en calificar el partido de final. "Debemos mantener la lucha por ganar, por estar arriba, nos jugamos una final contra un gran equipo, que maneja muy bien los tiempos y que va a jugar con nuestra necesidad. Seguimos con la ilusión de encontrar en cada fecha a un equipo ganador". De sus palabras se colige que tiene bien estudiado al equipo de Fran Escribá, cuya disposición en el campo puede condicionar la respuesta del Sevilla. "Buscaremos la mejor fórmula para contrarrestar al rival. Hay que ver si juegan Bakambu y Adrián, o si juegan tres detrás del punta. No decidimos nosotros, sino el rival", aseguró Sampaoli.

¿Tiene claro entonces si volverá a la defensa de tres centrales, tras la negativa experiencia con el Espanyol? Sampaoli, ahí, no quiso vincular el tropiezo con la defensa de cuatro, como si rehuyera de ese debate: "El último partido no se puede evaluar, con un jugador menos sería incorrecto. Hemos ganado con cuatro y con tres defensas, y buscaremos lo mejor para que el equipo se sienta cómodo". El técnico de Casilda abundó en este aspecto: "Cuando se habla de sistema o de cantidad de futbolistas tiene que analizarse lo que pasa con el juego, esto es mucho más general que una línea defensiva con tres o con cuatro. Con diez jugadores el Espanyol llegó muy poco, salvo diez minutos en el primer tiempo y alguna jugada esporádica en el segundo tiempo. El equipo se ha defendido bien de diferentes formas. No sé si eso genera algún condicionamiento de seguridad defensiva".

En cambio, sí volvió a reivindicar su valiente filosofía. "Uno evalúa todo. Cuando cuentas con jugadores en el doble pivote como N'Zonzi y Nasri y laterales pensando en atacar estás dando un mensaje. Cuando dominas y generas situaciones, hay jugadores que terminan siendo determinantes".

Otro aspecto importante será el anímico y la presumible ausencia de animación organizada desde Gol Norte. "Desconozco si esto afecta al grupo, son situaciones externas y peco de desconocimiento. No tengo una evaluación del tema. Yo lo único que quiero es que todo el estadio esté alentando al equipo, ayudándolo, como pasa en todas las canchas, para que el equipo tenga mucha fortaleza en casa". Sampaoli no se mojó ni mucho ni poco cuando fue preguntado por el asunto Biris... "No puedo juzgar esta resolución, desconozco el desarrollo que llevó a esta decisión. Seguramente, de cara al futuro, se van a ir terminando historias con mucha importancia en el club, a lo mejor por un grupo de gente que no está vinculada al Sevilla, sino a la violencia. Sí sé como entrenador que se siente mucho el apoyo de la gente que está en ese lugar y tiene esa denominación. Si le quitan esa denominación será por algo muy grave. Será así en todos los equipos. Me sorprende la determinación, pero no la puedo cuestionar, porque no sé por qué es".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios