Concurso

¿Es Santiago Segura el mejor concursante que ha tenido 'Masterchef'?

  • Tras tres entregas dominicales el concurso de los aspirantes famosos tiene al cineasta su valor más destacado

Santiago Segura y Anne Igartiburu en 'Telepasión' Santiago Segura y Anne Igartiburu en 'Telepasión'

Santiago Segura y Anne Igartiburu en 'Telepasión' / RTVE

Comentarios 0

LA mecánica de Masterchef a veces arroja un cruel resultado como el vivido por Dafne Fernández, que era de las concursantes más destacadas de la edición y que se vio eliminada por guisar cecina de caballo. El principio del desastre se inició por ganar la primera prueba y con ella descartar como “débiles” a compañeros que no lo eran en el reto por equipos.

Entre los “fuertes”que no lo eran figuraba Iván Massagué, un concursante bluff y que los propios compañeros señalan ya como un engreído. Haber elaborado varios programas en Canal Cocina no le otorgan la vitola de imbatible en los fogones. Massagué, Burbuja en El Barco y Tony en ese Emmy en potencia de Gym Tony, no pisa el suelo pero al final fue repescado este domingo por su lloriqueo patético. Como Iván hay tantos por el mundo que si no fueran tan dañinos nos darían (realmente) lástima.

Entre los “débiles” de la eliminada Dafne se encontraba el participante más hacendoso, astuto, que se pone de perfil para no destacar por su eficacia. Jordi Cruz ya lleva dos noches calificándolo como “el rival a batir”. Santiago Segura, competitivo y concienzudo (ojalá fuera tan perfeccionista en sus guiones), es el concursante perfecto de Masterchef. Trabaja, es brillante, leal ante el jurado, y aporta el ingrediente que haga falta al fatigoso ritmo de la emisión: tiene la respuesta al quite y es de los que no se callan.

(Aquí tienes el programa de este domingo completo, incluida la prueba atunera en Barbate)

Santiago es artesanía. Zas, aparece a tu lado y aliña lo que haga falta para volverse al margen. Cuando los programas han llevado su peso el espectador se agota. El creador de Torrente es mejor como complemento (lo que le pasa al efusivo Boris, tan incontinente entre las cacerolas) que como protagonista. Un secundario impagable y un ganador que va en volandas.

Le sucedía algo parecido en Tu cara me suena. Casi él solo se levantó las dos primeras temporadas de los imitador. A la sombra de la calva todos los demás podían crecerse. No es de esos tipos que caigan forzosamente simpáticos. Segura es simplemente valioso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios