Las claves del día Suscríbete a nuestra 'newsletter' y recíbela cada mañana de lunes a viernes

José Corbacho, presentador

"Lo que yo hago es defender mis programas, no a una cadena"

  • El actor y director catalán conduce el programa de actuaciones de los lunes de Telecinco y prepara un proyecto con El Terrat para Mediaset, grupo al que está ligado

Sin concesiones, arrebata corazones o provoca rechazos. Su rotunda calavera, su barba de aspecto semiabandonado y su histrionismo no admiten tibiezas. No pasa de largo por los platós, todos saben que está ahí y su papel de jurado en Tú sí que vales le ha abierto la puertas del semáforo Todo el mundo es bueno, recién acabado Buenas noches y Buenafuente. La Competencia (la de la serie Con el culo al aire) produce este programa en el que Corbacho presenta junto a Pilar Rubio, que aspira a sacarse la espina de Operación Triunfo.

-Esperaba que en la Eurocopa se vistiera de pulpo Paul y nos hubiera ahorrado disgustos con sus predicciones.

-Ya lo dije, tenía que haber hecho las previsiones de España. Pero he estado en la web mitele.com comentando los partidos. Saboreando lo que ha pasado, analizando... Fútbol es fútbol como decía Boskov.

-Y usted igual está en Antena 3 como en Telecinco. Con una naturalidad que es impensable en otros compañeros...

-Sí, pero ahora he firmado con Mediaset que me tendrá vinculado durante un tiempo. Como siempre, lo que yo hago es defender mis programas, no a una cadena en concreto. Y siempre he defendido que hay que cruzar, que la gente de la televisión también podría hacer cine; y la gente de cine, buen teatro. Debemos ser polifacéticos. Como Sergio Ramos, que puede hacer de lateral, de central, tirar penaltis, tirar la copa…

-Hombres de este Renacimiento.

-Lo importante es darlo todo, tener la máxima ilusión en la vida. Nadie me había pagado la exclusividad, como ahora.

-¿Y eso le agobia?

-No, la verdad. Me lo tomo como un honor, a partir de Tú sí que vales me he sentido muy valorado por Telecinco y no hay que engañarse, lo importante en estos tiempos es tener trabajo

-¿No le apena tener que dejar la productora de sus amigos, El Terrat?

-Hago un programa de La Competencia porque ya estaba ahí, pero mi contrato me permite con El Terrat hacer proyectos y tenemos uno para septiembre que espero que salga adelante.

-¿Ese proyecto es un drama, un reality trágico...?

-Ja, ja. A mí lo que me gusta son los programas de humor y en la televisión defiendo el humor. O ese, o me tiro al monte. En la televisión hay que defender el entretenimiento.

-No me lo imagino, entonces, pasándolo mal grabando Todo el mundo el bueno.

-Efectivamente, nos estamos riendo muchísimo en las grabaciones. Si te lo pasas bien es un buen síntoma y si el programa después no funciona, eso ya te lo llevas dentro.

-Su programa de los lunes da una oportunidad a artistas de variedades. "Variedades", como en aquel programa de los 70, Gente joven ¿No es una palabra anticuada?

-Me gusta la palabra "variedades", define bien el mundo del espectáculo. Y el nombre del programa, Todo el mundo es bueno. Creo que en España hay mucho talento... o por lo menos mucho desparpajo. Hay mucha gente que cree que canta y baila y hay una gran "variedad". Lo anárquico que tiene este programa son todas esas actuaciones tan distintas, le da un punto de locura. No hay jurado, el público decide quién se lleva cada día los 15.000 euros de cada programa. Un premio para el que lo hace bien o el que cae bien. Con nuestro sistema de eliminación, entonces, quemamos, empotramos o lanzamos un yunque contra los perdedores. Hay trastadas animadas, pero también las hay reales. Eso le da mucho ritmo, porque en cada espacio hay casi veinte actuaciones.

-¿Todos son anónimos o hay gente conocida?

-Los participantes son anónimos, pero también tenemos a estrellas que han triunfado en otros programas similares. Y superestrellas nacionales como Paz Padilla, Eduardo Gómez, Rossy de Palma, Falete...

-¿También Falete?

-Falete tiene un sentido del espectáculo muy grande. Da mucho juego, tiene un gran savoir faire televisivo. De Eduardo Gómez (La que se avecina), qué puedo decir...

-Si todo es humor, no vale entonces enfadarse aquí.

-Todo el mundo que se presenta sabe que se arriesga al abrir la puerta y entonces tiene que tomárselo bien. No vale el mosqueo. Aunque los eliminen, la gente se lo pasa bien y se van contentos... han tenido sus minutos de gloria televisiva.

-¿Y a quién escucha usted para mejorar en su trabajo?

-Bill Cosby decía "no sé cual es el camino del éxito, pero el camino del fracaso es querer gustar a todo el mundo". A mí me gusta escuchar a gente con la que trabajo. Pongo la oreja en la calle y después escuchas a tus primos, a tus cuñados, a tus colegas, y así tienes una idea de lo que funciona.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios