Vivir

El pintor sevillano Arístides Artal expone 'Evocations' en Caja Rural del Sur

  • A través de la evocación, el artista logra, con un toque de poesía y buen gusto, las sensaciones que anhela el ser humano como la paz, la tranquilidad, el descanso...

La responsable de Gestión Cultural de la Fundación Caja Rural del Sur, María Luisa García-Palacios Álvarez, y el pintor Arístides Artal.

La responsable de Gestión Cultural de la Fundación Caja Rural del Sur, María Luisa García-Palacios Álvarez, y el pintor Arístides Artal. / M. G.

El Centro Cultural José Luis García Palacios, Sala de Exposiciones de la Fundación Caja Rural del Sur en Sevilla, acoge la exposición Evocations, del pintor gallego asentado en Sevilla Arístides Artal.

El horario de la exposición, que estará abierta hasta el 4 de abril, es de lunes a viernes de 10:00 a 14:00 y de 18:00 a 21:00, en la sede de la entidad en la Calle Murillo, 2.

Arístides Artal es pintor, hijo de pintores y lleva la pintura en la sangre. Se formó en la Academia de pintura de sus padres en Vigo y se licenció en Bellas Artes en Sevilla en 1993. A lo largo de su trayectoria ha abordado todo tipo de géneros pinctóricos, retratos, retablos, paisajes, bodegones, flores, etc.

El acto de inauguración de la exposición contó con la asistencia de la responsable de Gestión Cultural de la Fundación Caja Rural del Sur, María Luisa García-Palacios Álvarez, y Chema Rodríguez, pintor y asesor cultural de la Fundación. Ambos en la apertura de la exposición expresaron la satisfacción de la Fundación de "apostar por los jóvenes talentos de artistas que están exponiendo en Caja Rural del Sur con los que, sin duda, gana la agenda cultural de Sevilla".

La evocación de Arístides Artal

En la exposición que acoge la Fundación Caja Rural del Sur, Evocations, presenta un conjunto de obras con las que incide en lo que pretende el noble arte de la pintura "pulsar la tecla más íntima de nosotros para emocionarnos, no con arpegios musicales ni con versos expresivos, sino a través del pincel", indica el pintor.

La evocación es una forma muy sugerente de despertar la emoción. Evocar significa traer a la imaginación... personas, recuerdos, sensaciones... y todo hombre reacciona cuando pulsas las teclas adecuadas.

Por eso, Arístides Artal asegura que "cuando pulsas la tecla flor inmediatamente invocas al amor, la tecla mujer repasa a todas esas mujeres que han rodeado tu vida: tu madre, tu esposa, tu hija, tu abuela, tu musa... Con la tecla paisaje resuenan en tu imaginación tantos lugares donde has percibido lo infinito, la paz, la tranquilidad o el huracán... La tecla ventana rememora tu casa, tu hogar... La tecla barca alude al navegar por esta vida. Con la tecla bodegón paladeas lo común, lo de todos los días, esa cocina a fuego lento, la bata de andar por casa..."

Con estos mimbres está tejida esta exposición, sazonada con un poco de poesía y buen gusto, cosa poco corriente en nuestros días donde está de moda la provocación, la sordidez, lo enfermizo, lo perturbador... en estos lienzos podrás encontrar paz, recogimiento, tranquilidad, silencio, descanso, serenidad... sensaciones que anhela el corazón.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios