vivienda

La revisión automática del Catastro afecta este año a 20 municipios

  • La corrección supondrá un aumento de los valores en 11 de ellos, entre los que están Mairena del Aljarafe, Los Palacios y La Rinconada

  • En Alcalá de Guadaíra y Dos Hermanas traerá bajadas

Bloques de viviendas en la barriada nazarena de Montequinto, donde la revisión implica bajada del valor catastral. Bloques de viviendas en la barriada nazarena de Montequinto, donde la revisión implica bajada del valor catastral.

Bloques de viviendas en la barriada nazarena de Montequinto, donde la revisión implica bajada del valor catastral. / josé ángel garcía

Un total de 20 municipios sevillanos se verán afectados en 2018 por la revisión rápida del valor catastral de viviendas y otro tipo inmuebles mediante la aplicación de un coeficiente corrector. Es la fórmula con la que, desde 2012, se están aligerando estos procesos si los ayuntamientos lo piden, han pasado al menos cinco años de la última revisión catastral y hay un cambio sustancial de precios. En 11 de estas localidades, entre las que están Mairena del Aljarafe, Los Palacios o Morón, los coeficientes aplicados conllevan subidas del valor catastral, que sirve de base para calcular el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) y otras figuras impositivas. En otras nueve conllevarán bajadas: es el caso de los dos grandes municipios metropolitanos de Dos Hermanas y Alcalá de Guadaíra, donde los valores catastrales son altos porque se fijaron en la etapa del boom inmobiliario, con lo que aunque puedan mantener un coeficiente del IBI local bajo -como ocurre en Dos Hermanas- ese valor encarece el recibo.

La relación de los municipios afectados se publicó en el Boletín Oficial del Estado (BOE) el 21 de septiembre, si bien los coeficientes que se le aplicarán en cada caso para actualizar el valor catastral no se hicieron públicos, también a través del BOE, hasta el 30 de diciembre. A tenor de éstos, las bajadas afectan a los municipios cuya última revisión catastral exhaustiva -que implica estudios de mercado y trabajos de campo que no duran menos de un año- entró en vigor entre 2005 y 2012, antes de la caída de precios por la crisis. Por el contrario, implica subidas para el resto.

En el caso de Dos Hermanas, la última ponencia de valores entró en vigor en el año 2006 y en Alcalá de Guadaíra, en 2010. El coeficiente de corrección que se les ha aplicado para 2018 (0,96) implica una bajada del valor catastral de un 4%. Esta actualización supone bajadas en otros municipios metropolitanos, como Bormujos (donde la última revisión catastral se hizo en 2010); Villanueva del Ariscal, Albaida del Aljarafe y Castilleja del Campo (en los tres casos, de 2006). La revisión también es a la baja en El Pedroso (con valores fijados en 2008), La Campana (2007) y Coripe (2006).

Por el contrario, hay once municipios en los que esa revisión automática conllevará subidas que -salvo que los ayuntamientos hayan tomado medidas como bajar el tipo impositivo local- se notará en los recibos del IBI. Es el caso de Mairena del Aljarafe (donde la última revisión catastral entró en vigor en 2001); La Rinconada (donde la revisión es todavía más antigua, de 1996, y el incremento de valores será mayor, de un 5%, aproximadamente); al igual que en Los Palacios y Villafranca (con valores del año 1995). En Morón de la Frontera, la ponencia de valores entró en vigor en el 97, subirá un 4% y el Ayuntamiento ya ha aprobado cambios en el tipo impositivo local para que el impacto en los recibos sea el menor posible.

Hay otros ayuntamientos afectados en el Aljarafe, como Camas (una subida del alrededor del 3%), Santiponce, Valencina de la Concepción y Gelves (con incremento del 4% en sus valores catastrales). En Lora del Río (con unas ponencias del año 2003), la subida será del 3% en 2018 y en Villaverde del Río, el incremento será de un 4%. El mayor incremento se producirá en El Coronil, que tiene la revisión catastral más antigua, ya que entró en vigor en el año 1995 y para actualizarla sus valores se multiplicarán por 1,06. En algunos de estos municipios no es el primer año que se aplican estos coeficientes para ir actualizando progresivamente sus valores catastrales. En el resto de provincias andaluzas, el proceso afectará, al alza o a la baja, a otros 103 municipios, sobre todo de Málaga, Granada y Huelva.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios