Rosa Carro | Portavoz de Cs en Alcalá de Guadaíra y teniente de alcalde

“La estabilidad de pacto PSOE-Cs en Alcalá durará hasta final del mandato”

  • La líder de la formación naranja destaca el buen funcionamiento del gobierno local, a pesar de las presiones externas

  • Pone en valor el haber logrado salir del plan de ajuste y aprobar tres presupuestos en año y medio

  • Desvincula la crisis del acuerdo de Cs con el PSOE en Bormujos de la situación en Alcalá

Rosa Carro, portavoz de Cs en Alcalá y responsable de Acción Institucional en la agrupación provincial. Rosa Carro, portavoz de Cs en Alcalá y responsable de Acción Institucional en la agrupación provincial.

Rosa Carro, portavoz de Cs en Alcalá y responsable de Acción Institucional en la agrupación provincial. / M. G.

 

Diplomada en Ciencias Empresariales y con 38 años, logró como candidata de Cs en Alcalá de Guadaíra que la formación sumara un millar de votos y un concejal más, hasta los tres que han sido determinantes para la estabilidad del mandato, al cerrar un pacto con los 10 del PSOE. Cuando se cumple año y medio y a las puertas de la aprobación definitiva del tercer presupuesto, tiene ganas de hacer balance.

–Hace año y medio de la firma del pacto PSOE-Cs. ¿Qué balance hace, garantiza la estabilidad para 4 años, como se marcaron?

–Sí. El gobierno de Alcalá es estable. Hemos conseguido unión entre ambos partidos, con nuestros más y nuestros menos en el día a día. Es normal, surgen incluso con compañeros del mismo partido. Pero hay una importante conexión entre los 13 concejales, trabajamos muy bien y, por su puesto, esta estabilidad durará hasta el final de mandato. Es lo que queremos desde Cs, porque es la única forma de sacar los proyectos que tenemos entre manos.

–¿Cuál es la impronta que está dando Cs al gobierno tras una etapa muy larga del PSOE con mayoría absoluta o en minoría?, ¿cuáles son las diferencias?

–La principal es la estabilidad. Por otro lado, la primera medida que tomó este gobierno con Cs fue salir del plan de ajuste. Eso nos está permitiendo recuperar autonomía económica para desarrollar grandes proyectos e inversiones en la ciudad, muy demandadas. También hemos conseguido que haya un presupuesto por año. En escasos días estará activo el de 2021. Era algo que yo reclamaba desde oposición, hacen falta unos presupuestos anuales y se está consiguiendo. Es la base de todo el trabajo para todo el año.

–Lo que no se ha logrado es rebajar la tensión con la oposición. Cs lleva el área de Transparencia, ¿no es suficiente para evitar la imagen de Ayuntamiento bronco que sigue proyectando Alcalá?

–Estuve 4 años de la oposición, sé lo que es. Pero la concibo como algo constructivo, propositivo, apoyas o propones lo que crees que es bueno, porque el gobierno no tiene la verdad absoluta, es un feed back. Pero nos encontramos con una oposición destructiva, que intenta bloquear cualquier proyecto y ensuciar el trabajo del gobierno. El equipo de Cs contó con ellos para absolutamente todo, por ejemplo, con el Portal de Transparencia, para que aportaran su modelo. No lo han hecho. Creo que piensan que cuando peor le vaya a Alcalá mejor les va a ir a sus partidos. Tenemos a un PP que todo lo lleva a los tribunales y que de todo hace un escándalo aunque después quede en nada. Hace mucho daño. La oposición no valora el cambio que ha dado Alcalá en muchos aspectos en año y medio.

–La pandemia y el Covid ha trastocado los planes.

–Es así. Cuando nos dijeron en marzo que nos fuéramos a casa teníamos por delante un presupuesto ambicioso y nos vimos con mucha incertidumbre. Ha sido un año complejo, de tener que tomar decisiones de hoy para mañana. Pero hemos sacado líneas de ayudas a familias vulnerables y a entidades, a autónomos y pymes, hemos eliminado la tasa de veladores... Y Hay algo importante, cuando salimos del confinamiento en junio hicimos una comisión llamada Relanza Alcalá en la que participaron entidades sociales, económicas, de hábitat urbano, expertos y la oposición y hemos conseguido que en el presupuesto se recogieran las propuestas.

–¿Cuáles son los proyectos claves de ese nuevo presupuesto?

–La diferencia es que aumenta la inversión en 20 millones sin subir impuestos o bajando algunas tasas. Alcanza los 103 millones. Por áreas, en Educación se pasa de 450.000 euros a 675.000, porque tenemos 21 colegios de Infantil y Primaria, algunos viejos y necesitan reformas. También se ha dotado a la delegación de 50.000 euros para diferentes proyectos contra el bullying o la violencia de género en los centros y una ayuda a las AMPA. Por otro lado, se ha desbloqueado con la Junta la construcción del nuevo instituto. Tendremos planes propios de Empleo, además del Plan Aire y el de la Diputación. Y se ha hecho una apuesta por la seguridad: dentro de lo que hemos podido ya se han sacado plazas de policía local, que estamos por debajo de la ratio, y de bomberos, pero se han reservado 600.000 euros para mejorar la actual jefatura o bien trasladarla a otro barrio, más accesible y con instalaciones más amplias. En Turismo, donde faltaba una apuesta decidida, vamos a invertir alrededor de un millón en la mejora del Centro de Interpretación del Castillo y la explanada del Águila. Vamos a apostar por el Castillo, a ponerle iluminación. Ya hemos conseguido llevar otra vez allí el flamenco y en diciembre tuvimos el espectáculo de las Cuevas al Compás. Además, se está invirtiendo en mejoras del medio en el Parque Riberas del Guadaíra y que se va a dotar de aseos. Cuando no hay cierre perimetral, recibe 800 visitantes de fuera en fines de semana. Ahora queremos poner en el entorno food truck. También hay una apuesta por la Harinera. Y lo más importante es recuperar el Molino de la Mina, que es único y está en muy buen estado, para que pueda visitarse, con la remodelación de la calle, que se va a hacer con los fondos feder Edusi.

–Eso está vinculado a la peatonalización y la apertura de una calle que ha sido contestada desde la oposición. ¿Se sigue tramitando?

–Está en periodo de alegaciones, con sus tiempos. El proyecto consta de la peatonalización de la calle y la apertura de un vial entre Conde de Guadalhorce y Plaza Cervantes, que quitará muchísimo tráfico del centro. Conseguirá reactivar la calle de La Mina para la hostelería y el comercio. Otra delegación que creó Cs, muy importante teniendo en cuenta la orografía de Alcalá, es la de accesibilidad, que quiere ser transversal. La hemos dotado de 150.000 euros para hacer Alcalá cada día más accesible y amigable.

"Lo que pase en Bormujos no tiene nada que ver con Alcalá"

–¿Es fácil trabajar en un gobierno con el PSOE cuando en la Junta Cs gobierna con el PP?

–Es fácil. Desde el primer día tuvimos claro que somos gobierno local en Alcalá y vamos a trabajar en nuestro ámbito. El PSOE ayuda todo lo que puede con el Gobierno de Pedro Sánchez y Cs con el Gobierno de la Junta. Hemos sido capaces de desvincularnos de los ataques que es cierto que estamos recibiendo, de todos los partidos. Al final es voluntad política y ganas de trabajar.

–¿Lo que pase en Bormujos, otro gobierno PSOE-Cs, puede condicionar al gobierno en Alcalá?

–No tiene nada que ver. Mis compañeros de Bormujos gobiernan con un Partido Socialista allí y nosotros aquí con otra gente del Partido Socialista.

–En Bormujos se ha apelado al código ético de Cs para que retire el apoyo a un alcalde pendiente de un juicio. Estando en el gobierno ya, ¿no es complicado llevar el código a rajatabla cuando también deben gestionar y se han comprometido con la estabilidad de un municipio?

–En Alcalá no se nos ha dado el caso hasta el momento.

–Ha participado en reuniones de partido para abordar esa crisis, como responsable de Acción Institucional en Cs de Sevilla. ¿Se va a salvar ese pacto de Bormujos?

–He estado en las reuniones pero creo que no es el tema de esta entrevista. Nos debemos centrar en Alcalá.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios