Elecciones Andalucía | Encuesta

Encuesta Grupo Joly: Susana Díaz ganaría las elecciones en Andalucía, pero acusa el gran ascenso de Ciudadanos

  • El PSOE obtiene entre 37 y 40 escaños, según el barómetro de Metroscopia para las elecciones andaluzas realizado a partir de 4.000 entrevistas

  • Ciudadanos se convierte en la segunda fuerza y desplaza al PP de Juanma Moreno hasta la última posición del Parlamento andaluz

  • La suma de Ciudadanos y PP no alcanza una mayoría para el cambio

(*) El resultado de 2015 de Adelante Andalucía corresponde a la suma del obtenido, separadamente, por Podemos e Izquierda Unida (Podemos el 14.8% de los votos y 15 escaños, e Izquierda Unida el 6.9% de los votos y 5 escaños en el conjunto de Andalucía). (*) El resultado de 2015 de Adelante Andalucía corresponde a la suma del obtenido, separadamente, por Podemos e Izquierda Unida (Podemos el 14.8% de los votos y 15 escaños, e Izquierda Unida el 6.9% de los votos y 5 escaños en el conjunto de Andalucía).

(*) El resultado de 2015 de Adelante Andalucía corresponde a la suma del obtenido, separadamente, por Podemos e Izquierda Unida (Podemos el 14.8% de los votos y 15 escaños, e Izquierda Unida el 6.9% de los votos y 5 escaños en el conjunto de Andalucía). / Metroscopia / Dpto. Infografía

Comentarios 38

El PSOE de Susana Díaz ganaría las elecciones andaluzas del 2 de diciembre, pero con un enorme coste. El PP de Juanma Moreno sería el gran sacrificado de estos comicios por sus antiguos electores, hasta el punto de que no sólo perdería la hegemonía de la oposición, sino que corre el peligro de ser la última fuerza en votos. Como en la década de los ochenta. La coalición de izquierdas Adelante Andalucía se mantiene gracias a la fidelidad de los votantes de IU y de Podemos. Y Ciudadanos sería la estrella, el gran beneficiado del desplome popular, hasta el punto de que adelantaría en votos al PP.

Los resultados del barómetro realizado por Metroscopia para los diarios del Grupo Joly dibujan un nuevo panorama en el Parlamento andaluz, inédito hasta ahora, donde habría un pluripartidismo con una formación líder y tres distanciadas y muy igualadas entre sí. De este modo, el PSOE de Susana Díaz se vería obligado a pactar desde el primer momento con una de las restantes fuerzas, y es que el bloque de la derecha, PP y Ciudadanos, sumaría más que los socialistas, por lo que Adelante Andalucía le sería imprescindible desde la primera sesión para no perder votaciones.

La encuesta se realizó entre el 4 y el 15 de noviembre, con 4.000 entrevistas

El barómetro de Metroscopia es uno de los mayores que se realiza con motivo de estos comicios, se tratan de 4.000 entrevistas realizadas en toda la comunidad autónoma entre el 5 y el 14 de noviembre. Se calcula una participación del 64%, algo superior a la de 2015.

El PSOE puede perder hasta 10 escaños

Con un Parlamento formado por 109 escaños, el PSOE obtendría de 37 a 40 parlamentarios, por lo que perdería de siete a 10 sillones; el PP baja hasta los 24 parlamentarios, pierde nueve; Adelante Andalucía se mantiene entre 23 y 24, con lo que ganaría de tres a cuatro frente a lo que ahora suman IU y Podemos. Y Ciudadanos gana 15 sillones, y tendrá de 22 a 24.

A falta de los indecisos, no se ve una suma suficiente para el cambio de Gobierno por parte de Ciudadanos y PP

Con una mayoría absoluta que está en los 55 parlamentarios, Susana Díaz, con 40, necesitaría o a Adelante Andalucía o a Ciudadanos, aunque sus antiguos aliados, los de Juan Marín, han declarado en esta campaña que nunca jamás le darán su apoyo. Un gran acuerdo entre PP, Ciudadanos y Adelante Andalucía, que no es probable, sería el único modo de desbancar al PSOE después de 36 años de gobiernos ininterrumpidos en la Junta.

Estimación de voto. Estimación de voto.

Estimación de voto. / Metroscopia / Dpto. Infografía

Con un líder desgastado y un pelotón con los tres siguientes partidos muy igualados, la campaña electoral se muestra esta vez muy decisiva. Hay que tener en cuenta que hay escaños que puedan depender de apenas unos centenares de votos, y no sólo por la escasa distancia, sino por la división electoral en las ocho circunscripciones provinciales.

Por tanto, a la estimación de voto que hace Metroscopia -que no predicción- se debe añadir que aún restan dos semanas decisivas y que uno de cada cinco encuestados que manifiesta su intención de voto aún no ha decidido el sentido de la papeleta. Un porcentaje tal puede volcar la situación entre los tres del pelotón, aunque no parece que el primer puesto del PSOE se viera afectado.

Susana Díaz encajaría el peor resultado de la historia socialista en Andalucía, con un porcentaje del 30,9%. Se deja 4,5 puntos y 10 escaños después de una legislatura en la que ha gobernado tranquilamente con Ciudadanos.

Al PSOE le pesan los años de poder y, en especial, la aparición en escena de Ciudadanos, y es que el partido naranja le sigue quitando electores. El cálculo es que unos 140.000 votantes socialistas han decidido irse al partido que encabeza Juan Marín.

Aun así, el PSOE sería el partido más votado en todas las provincias, aunque en algunas, como Málaga, Ciudadanos le sigue a unas décimas.

El PP se desangra y es el último

Al PP de Juanma Moreno se le van los votantes por los dos lados. Con un 20,1% de voto estimado, el PP, el que ha sido la alternativa al socialismo hasta ahora, pasaría a ser la cuarta fuerza, aunque estaría empatado en número de escaños con Ciudadanos y con Adelante Andalucía.

El problema es aún mayor porque el PP es el partido que mayor rechazo provoca en el conjunto de los votantes, de ahí que no pueda compensar la sangría por ninguna vía.

El cálculo es que el PP pierde unos 220.000 votos que se van a Ciudadanos y unos 40.000 que se van a Vox. El partido de Santiago Abascal no lograría representación en escaños en ninguna provincia, aunque obtendría más de un 3% en Cádiz, Granada, Jaén, Málaga y Sevilla. En su conjunto, suma un 3,1%.

Un resultado tan adverso para el PP provocaría un terremoto en la dirección de Juanma Moreno e, incluso, en la de Pablo Casado, que se estrena en el cargo de presidente nacional con estas primeras elecciones.

Adelante Andalucía se mantiene

Adelante Andalucía, la confluencia de Podemos y de IU, liderada por la candidata Teresa Rodríguez, rentabiliza la coalición electoral. Obtiene un 20,1% de los votos, gracias a la fidelidad de los antiguos votantes. Es, de hecho, el que goza de mayor lealtad de los suyos. Si antes sumaban 20 escaños, ahora, con un porcentaje similar, subiría hasta 23 ó 24 al perder mucho menos restos.

Juan Marín, el candidato de Ciudadanos, sería el vencedor moral de la noche, porque es el único partido que gana apoyos. Con un 21,2% de los votos, sería la segunda fuerza, dejaría atrás al PP, que ha sido su objetivo en esta campaña.

Marín se ha presentado ante los andaluces con la promesa de que nunca volverá a pactar con Susana Díaz o con el PSOE. Ciudadanos gana muchos electores procedentes del PP, unos 220.000, pero también del PSOE. Casi un 10% del voto socialista se tiñe de naranja.

Intención directa de voto Intención directa de voto

Intención directa de voto / Metroscopia / Dpt. Infografía

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios