Copa del Rey | Tomares - Chinato El Tomares logra una victoria de primera (3-0)

  • El conjunto aljarafeño golea al Chinato con tantos de José Ignacio y Mesa por partida doble

  • Ale Buzón fue el mejor jugador del partido más importante de la historia de los tomareños

  • Galería gráfica: Las imágenes del Tomares - Chinato de Copa del Rey

Celebración de los jugadores del Tomares en su partido contra el Chinato. Celebración de los jugadores del Tomares en su partido contra el Chinato.

Celebración de los jugadores del Tomares en su partido contra el Chinato. / Juan Carlos Muñoz

A las 21:17 se rompió el silencio de la noche confinada en el Aljarafe. El griterío provenía del campo de fútbol del Municipal de San Sebastián. El árbitro había pitado el final del partido y el Tomares era equipo de la primera ronda de la Copa del Rey. Se enfrentará a un Primera División a mediados de diciembre. La felicidad rebosaba, aunque las restricciones sanitarias impidieran que el público llenara la tribuna. Sí asomaban, al principio del partido, algunas cabezas por encima de la tapia, en algunas azoteas y en el balcón del edificio de oficinas que colinda con una de las esquinas del recinto. Desde allí insuflaron ánimos a los suyos, que cargaron las pilas entonando un habitual cántico en el vestuario: Cantaremos todos unidos para que vuelva sonar aquello de... oé Tomares oé.

Las ganas de fútbol se contagiaron al trío arbitral, que dio comienzo al choque con dos minutos de adelanto. La primera mitad fue ruidosa. Los banquillos y los no convocados no paraban de dar instrucciones desde la banda. En amonestaciones y ocasiones ganó el Tomares, que tuvo en el extremo Ale Buzón a su jugador más destacado y en las botas de Ale Jiménez el primer gol a pocos minutos del descanso. Lamentándose se marchó al vestuario y comenzaron los corrillos en la grada. Algunos precavidos aprovecharon para tomar el bocadillo. Otros para calmar los nervios. "Lo paso mal en cada partido, así que imagínate hoy", contaba un ansioso tomareño.

Resumen del Tomares - Chinato de Copa del Rey / RFAF

Poco después lo pasaría mejor, pues los chicos de Rafa Tubío, que pasó el partido entero sentado en una nevera, abrieron ventaja con dos tantos en dos minutos. Primero fue José Ignacio de volea, tras pase de Ale Buzón, que ayer dio un recital; el segundo vino de un saque de banda que prolongaron para que Mesa mandara al fondo de las redes ante el júbilo de sus compañeros. Y tras la tempestad de abrazos, llegó la calma. "Queda más de media hora", pensaron en alto muchos. Pero la media hora pasó, otro gol de penalti amplió el marcador y el sueño copero es una realidad para el equipo sevillano de la quinta categoría del fútbol nacional. El lunes a las 13:00 conocerá a su próximo rival, uno de los veinte mejores de España.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios