Dos Hermanas

Sólo entre el 15 y el 20% de los bares de Dos Hermanas abren en el primer día de la "desescalada"

  • Hosteleros nazarenos reclaman protocolos más claros sobre las medidas que deben cumplir

  • Los establecimientos que han vuelto a la actividad centran su negocio sobre todo en desayunos y cafés

Un bar del centro de Dos Hermanas que ha delimitado con cinta adhesiva la distancia entre veladores. Un bar del centro de Dos Hermanas que ha delimitado con cinta adhesiva la distancia entre veladores.

Un bar del centro de Dos Hermanas que ha delimitado con cinta adhesiva la distancia entre veladores. / M. G.

Sólo entre el 15 y el 20% de los más de 500 establecimientos hosteleros que existen en Dos Hermanas, entre bares, restaurantes y cafeterías, abrieron sus puertas el lunes, en el primer día que podían hacerlo atendiendo sólo en terrazas y con la mitad del aforo habitual, como contempla la fase I de la desescalada fijada por el Gobierno del Estado.

Son los datos que maneja la nueva agrupación local del sector, en proceso de registro, la Asociación Hosteleros de Dos Hermanas, que está en contacto unos 200 establecimientos.

Según el vicepresidente provisional, Marcos Antonio Garrido, los establecimientos que se decidieron abrir son, fundamentalmente, los que tienen su negocio en desayunos y en cafés de la tarde, más que los bares de tapas o restaurantes, y lo hicieron con una clientela habitual, que ha querido apoyarles e incluso ha lanzado mensajes de ánimo los días previos a través de redes sociales.

Señala que en la jornada, además de que el tiempo no acompañó, hubo "mucho nerviosismo" por la falta de información y de protocolos más claros sobre cómo actuar, aunque en todo momento los propietarios estuvieron atentos para evitar aglomeración que motivara denuncias o situación de riesgo para su clientela.

Hubo bares que incluso señalizaron con cinta adhesiva en el suelo la distancia mínima de dos metros que debe haber entre respaldo de sillas de un velador y otro.

Garrido hace hicapié en que el sector necesita unos protocolos mucho más claros y más información de cómo debe hacer las cosas y señala, por ejemplo, las dudas en cuanto al uso de guantes en el personal, que no está claro si son o no obligatorios, pero que muchos consideran que son menos higiénicos que el constante lavado y desinfección de manos.

Clientela en otro de los bares abiertos en Dos Hermanas el primer día de la fase I de la desescalada. Clientela en otro de los bares abiertos en Dos Hermanas el primer día de la fase I de la desescalada.

Clientela en otro de los bares abiertos en Dos Hermanas el primer día de la fase I de la desescalada. / M. G.

Además, señala que si antes el problema de suministros se dio con las mascarillas, ahora lo que no se encuentran son guantes. Hay compañeros que no han podido encontrar proveedores que se los suministren.

"Entre el 70 y el 80% de los establecimientos no piensan abrir hasta que esto mejore y no sólo por las limitaciones que impone el Gobierno ahora, sino por la inseguridad porque hay poca información de cómo se tienen que hacer las cosas", insiste el portavoz de la entidad.

Garrido insiste en que las medidas que deben adoptar de cara a la nueva normalidad que se anuncia deben ser claras, para evitar, por ejemplo, lo que ocurrió con la Ley Antitabaco, de 2011, que primero obligó a muchos propietarios a hacer inversiones para adaptar los locales para zonas de fumadores y no fumadores para luego prohibir del todo el que se fumara. 

Coincidiendo con el estado de alarma, se ha constituido en Dos Hermanas la primera asociación específica del sector de la hostelería

La Asociación Hosteleros de Dos Hermanas estima que el sector da empleo a entre 2.000 y 2.500 personas en el municipio, con todo tipo de negocios, desde familiares en los que es el autónomo en el que trabaja,  hasta otros mayores que tienen a una plantilla más extensa.

Esta asociación es la primera específica del sector, aunque algunos negocios están integrados en Fenaco (la Federación Nazarena de Comerciantes). Garrido señala que todavía no han tenido contacto oficial con el Ayuntamiento de Dos Hermanas, pero que lo harán y plantearán que se estudien ayudas a pymes y autónomos obligados a cerrar sus negocios durante el estado de alarma, como las que han puesto en marcha otros pueblos, además de las moratorias y exención total o parcial de determinadas tasas e impuestos (como la de veladores) que ya ha anunciado el gobierno local.

Garrido apunta que una de las ayudas importantes para arrancar en las nuevas circunstancias puede ser el suministro de lotes de productos sanitarios específicos.

Las medidas del Ayuntamiento

En el extenso informe de gestión durante la crisis del Covid-19 que el gobierno local de Dos Hermanas ha presentado a los grupos de la oposición, de cara al pleno que se celebra el próximo viernes, se recoge que está "recopilando estadísticas sobre el tejido empresarial" del municipio para planificar y estudar medidas de apoyo a los diferentes sectores, incluido el hostelero.

De momento, en colaboración con Fenaco (Federación Nazarena de Comerciantes) y el Club Empresarial Tixe se ha creado una página web (www.comercilocaldh.es) para promover la compra en el sector comercial y de la hostelería de Dos Hermanas durante el estado de alarma, aunque nace con vocación de permanencia. Agrupa a empresas nazarenas que realizan repartos o servicios a domicilio y cuenta con un directorio clasificado.

El gobierno local también anuncia que, a petición del sector, estudia ayudar creando una aplicación digital que sustituya a la carta en papel de establecimientos de hostelería.

Por otro lado, el Ayuntamiento se ha adherido al Plan Impulso Plus, por el que profesionales, consultoras y entidades financieras que forma parte del Club Cámara, de la Cámara de Comercio de Sevilla, responden a consultas telemáticas a empresas y profesionales ante la crisis económica. Es gratuito para pymes y autónomos y se puede acceder a través de la página www.planimpulsoplus.com.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios