Damien Marantelli, consejero delegado de Cobre Las Cruces

"Cobre Las Cruces está comprometido con el medio ambiente y el progreso de Andalucía"

  • El yacimiento situado en Sevilla supone la mayor inversión extranjera en la comunidad y muestra el renacer de la Faja Pirítica.

Comentarios 3

Cobre Las Cruces, la mayor explotación minera a cielo abierto en Europa, pertenece a la multinacional canadiense Inmet Mining y supone el principal exponente del renacimiento de la Faja Pirítica, una de las zonas mineras más antiguas del mundo, con más de 5.000 años de historia. Situado dentro de los términos de los municipios sevillanos de Salteras, Guillena y Gerena, a unos veinte kilómetros de la capital hispalense, Cobre Las Cruces es la mayor inversión extranjera acometida en Andalucía, ya que Inmet ha desembolsado ya casi 900 millones de euros y prevé alcanzar los 1.000 millones cuando acabe la vida útil del yacimiento. El australiano Damien Marantelli, consejero delegado de Cobre Las Cruces desde julio de 2010, dialogó esta semana sobre el presente y sobre todo, el futuro de la minería en Andalucía, con Rafael Salgueiro, profesor de Administración de Empresas de la Universidad de Sevilla y experto en el sector, Ignacio Martínez, director adjunto de Grupo Joly, y Alejandro Martín, jefe de Economía de Diario de Sevilla.

-IGNACIO MARTÍNEZ: ¿Cómo está el mercado de los metales en el mundo? ¿El menor crecimiento de China provocará un cambio en el precio?

-Necesitaría sacar la bola de cristal, así que obviamente, lo que voy a decir es una opinión personal. El precio del cobre en los últimos doce meses ha estado oscilando entre 7.500 y 8.500 dólares por tonelada. Sin tener en cuenta el resto de las presiones económicas que en la actualidad existen en el mundo, parece que hay un umbral estabilizado de los precios en torno a los 7.500 dólares, que se debe a que el cobre es un mineral cuya demanda aumenta exponencialmente a medida que nuestro planeta se está convirtiendo en un mundo cada vez más industrializado. En Inmet llegamos a la conclusión de que en el futuro se va a producir un infraabastecimiento de cobre en el mundo. Y consideramos que las oportunidades de negocio que tenemos en cartera, como por ejemplo el proyecto de Panamá, ayudarán a equilibrar el balance entre oferta y demanda. Eso implica que la coyuntura económica actual, con los precios del cobre como están y con los precios de producción que tenemos, ayuda a que nuestra operación minera siga siendo rentable. Estamos usando la liquidez de caja que nos proporcionan las tres operaciones que tenemos abiertas para financiar el proyecto que estamos desarrollando en Panamá.

-ALEJANDRO MARTÍN: ¿Y también para la compra de Petaquilla Minerals?

-Petaquilla Minerals es un tema interesante. Pero Inmet anunció recientemente que cerraba la oferta que había realizado sobre Petaquilla Minerals porque sus accionistas no quisieron seguir adelante.

-RAFAEL SALGUEIRO: Cuando hablaba de la demanda de cobre, estaba pensando en que es lo que puede estar alimentando grandes proyectos como el de Riotinto en Mongolia, y la atención a las minas marginales, que son las de la Faja Pirítica, salvo la suya.

-Es algo identificado por las empresas de análisis de mercado. El único problema con estas ecuaciones es el tiempo que se tarda en iniciar la explotación de un proyecto. Y el de Riotinto en Mongolia o el de Mineral Panamá son quizás los únicos que podrán abrir en los próximos dos o tres años. Desde una perspectiva global, hemos de comprender lo que realmente significa la reducción del crecimiento de China. Si hacen las cuentas, la tasa de crecimiento del 10% que experimentaba China hace una década, es realmente inferior al crecimiento que tenemos ahora del 7%.

-I. M.: Lo que significa que su explotación sigue teniendo unas expectativas de beneficio futuro que no les han defraudado.

-Mi opinión personal es que la industria minera en Andalucía puede ser extremadamente beneficiosa para la comunidad y para el país. Con los precios que tenemos en la actualidad, hay varios proyectos en la zona que son viables y que pueden aportar beneficios a la comunidad desde el punto de vista de la inversión, ingresos, y obviamente, del empleo.

-R. S.: Su yacimiento es uno de los pocos de la Faja Pirítica que no eran conocidos anteriormente, y además tiene una formación muy extraña, bajo una capa de margas de 100 metros de espesor. ¿Cree que este yacimiento es algo singular, o si por el contrario hay otros similares?

-Cobre Las Cruces no fue descubierto hasta 1994, y la probabilidad de que sea el único de sus características es muy poco probable. Si existe otro yacimiento como el nuestro, a Cobre Las Cruces le gustaría ciertamente ser el que lo descubra y lo desarrolle.

-I. M.: ¿Hacen prospecciones?

-Todavía no.

-R. S.: Lograr un proceso hidrometalúrgico ha sido una aspiración histórica en la Faja Pirítica y ustedes lo han logrado con su mineral. ¿Sus desarrollos técnicos pueden ser útiles para otros minerales de la Faja Pirítica?

-Creo que es aplicable a otros minerales de similar naturaleza a Cobre Las Cruces. Existen dos tipos de mineralización de cobre en la Faja Pirítica. Uno de ellos es una mezcla de sulfuros que flotan y se pueden extraer en un circuito de flotación de una planta metalúrgica habitual. Y el otro es una mineralización secundaria que se ha visto alterada en el terreno por el proceso geológico. Este tipo de mineralización secundaria no flota y por tanto se tiene que recuperar en un circuito de lixiviación. Éste es el circuito que hemos desarrollado nosotros para aplicar a estas mineralizaciones secundarias que se pueden aplicar a sulfuros similares de la Faja Pirítica.

-I. M.: ¿Están aplicando este método en otro lugar del mundo?

-Inmet no usa esta técnica en ninguna otra explotación. Existen muchas minas en el mundo que utilizan un proceso de lixiviación del cobre, sobre todo en yacimientos que no tienen poros y el cobre es de baja ley. Cobre Las Cruces es un caso singular, porque es la única corta que utiliza una lixiviación atmosférica de un cobre de alta ley.

-A. M.: ¿Saben ya qué van a hacer con el gossan?

-Tenemos dos estudios en desarrollo actualmente: uno es para el gossan y el otro para los sulfuros primarios de baja ley. Si conseguimos demostrar que existe una rentabilidad económica de su explotación, se podría ampliar la vida útil de Cobre Las Cruces. Pero estos estudios técnicos no estarán disponibles al menos hasta dentro de un año. Y evidentemente, una vez que estén finalizados, si son viables económicamente, tendríamos que iniciar los procesos medioambientales y la tramitación de autorizaciones.

- R. S.: Se refiere a dos cuestiones diferentes. El gossan, que estaba arriba, ya lo han retirado. Y del otro mineral, habla de aprovechar una parte de la masa que no estaba contemplada en el proyecto.

-Correcto. Tenemos seis fases de desarrollo del yacimiento y ahora estamos en la tercera. En la fase una y dos, hemos extraído un millón de toneladas del gossan, y lo tenemos acopiado en la superficie. Entre las fases tres y seis, extraeremos otro millón de toneladas de gossan, que también se almacenarán debidamente. Así que prevemos que tendremos unos dos millones de toneladas de gossan, cuya explotación económica estamos estudiando. Simultáneamente, hemos extraído el material primario, que se considera residuos. Hemos acopiado alrededor de 1,5 millones de toneladas de material primario en la superficie, y a lo largo de la vida útil de la mina, extraeremos otros cinco o seis millones de toneladas.

-I. M.: ¿Qué calidad tiene el mineral que extraen?

-Todos los cátodos que producimos tienen una calidad excelente, lo que llamamos los cinco nueves, 99,999%, porque es lo más alto que se le puede asignar como valor. También es importante tener en cuenta que la demanda del cobre en Europa es mayor que la producción, con lo cual las distancias de transporte son muy bajas.

-I. M.: De hecho, casi toda la producción se vende en España y sólo exporta el 9% a Turquía e Italia.

-Es un poco más del 9%. En los dos primeros años de explotación, nuestra producción se vendió íntegramente en España. Pero a medida que hemos incrementado la producción hasta los parámetros de diseño, también estamos exportando a Turquía, Italia y un poco a China. Nuestra preferencia es venderlo aquí por razones económicas obvias.

-I. M.: ¿Siempre desde el Puerto de Sevilla?

-Sí. Normalmente van en contenedores, que se trasladan a otro puerto donde se vuelve a transbordar a otro buque mayor.

-I. M.: ¿Pensaba que iban a tener tal cantidad de problemas con los ecologistas en España?

-No le puedo comentar todo el proceso porque no he estado y sólo he sido testigo de una parte. Nosotros queremos dar una visión equilibrada a la sociedad para que sea consciente de los beneficios que le reportan nuestras actividades. Hemos invertido alrededor de 50 millones de euros en desarrollar, operar, y mantener un plan de gestión de aguas, por el cual el agua se extrae antes de que entre en contacto con la corta, se trata y se vuelve a reinyectar en el acuífero. También contamos con un sistema de recolección de agua de la corta y su tratamiento correspondiente previo a su posterior vertido en el medio hídrico. Para ello, disponemos de una planta de tratamiento en nuestra explotación que puede producir agua potable. Yo mismo la he bebido. También hemos invertido una gran cantidad de fondos en desarrollar un proceso de filtrado de los estériles de mina para que no se tengan que almacenar en una balsa de lodos. En vez de usar la táctica habitual en el 95% de las minas del mundo, lo que hacemos es filtrarlo lo que evita que ocurra un accidente similar al accidente de la corta de Los Frailes. Además, hemos constituido un panel de expertos que estudia nuestros planes de gestión y da su visto bueno.

-I. M.: ¿Cuáles han sido los inconvenientes mayores desde el punto de vista administrativo?

-Hay algunas cosas que diferencian a Cobre Las Cruces de otros lugares en los que he trabajado. La primera de ellas es que el nivel de control y la obligatoriedad de presentar informes es mucho más intensa, probablemente debido a lo que ocurrió en Los Frailes, y no estoy diciendo que sea mal. El escrutinio de la administración tiene una parte buena, que es ayudarnos a hacer nuestro trabajo. La segunda cuestión que caracteriza nuestra relación con la administración, que probablemente compartirán otras empresas que operen aquí, es que los plazos para obtener las autorizaciones son difíciles de entender. Y el tercer aspecto es la coordinación entre las diferentes áreas de la administración.

-A. M.: ¿Entre la administración estatal y la regional o dentro de la propia Junta?

-En ambos niveles.

-I. M.: ¿Cómo es la relación con la administración local?

-Creo que es muy buena. Son cuatro municipios, tres en los que directamente estamos y otro en el que tenemos instalaciones. En términos generales, la relación era buena en los últimos años, pero en la actualidad, con la presión de la incertidumbre económica y el desempleo que ello conlleva, unido a que el Gobierno central está destinando menos fondos a la administración local, vienen a nuestra puerta a pedir ayuda y quizás tienen expectativas de apoyo mayores de lo que nosotros podemos proporcionar. Nosotros no lo podemos hacer todo. Estamos negociando un mecanismo de ayuda para varios años de tal forma que podamos apoyar a la comunidad local. No todos los días son perfectos, pero en términos generales es bueno.

-R. S.: ¿Cuál es la opinión exterior sobre la minería en Andalucía, en el aspecto industrial y en el de la calidad de la regulación?

-Dada la historia de la minería en esta zona, que se retrocede a 5.000 años atrás, a mucha gente le sorprende la reticencia de las comunidades locales y de la administración a continuar con el desarrollo de los recursos de la zona, aunque puedo entenderla en parte por los problemas que hubo en el pasado. La responsabilidad de Cobre Las Cruces es demostrar que su compromiso con la sociedad y con el medio ambiente es muy serio y podemos ayudar a mejorar la reputación de la industria. La minería se mueve muy rápidamente, así que para que esta zona se convierta de nuevo en una potencia minera, necesita tiempo para ponerse al día en tecnología y muchas otras cosas que han evolucionado en el intervalo en el que esta industria no estuvo aquí presente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios