Salud Alergia al frío: desde ronchas a pérdida de la conciencia

Economía

Los accionistas de Ebro Foods aprueban el diviendo extraordinario de 0,57 euros

Antonio Hernández Callejas, presidente de Ebro Foods

Antonio Hernández Callejas, presidente de Ebro Foods

La junta general de accionistas de Ebro Foods aprobó este miércoles la propuesta del consejo de administración para la distribución de un dividendo extraordinario en metálico de 0,57 euros brutos por acción en circulación, según ha informado la compañía que preside Antonio Hernández Callejas a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Esta retribución se pagará en efectivo y con cargo a reservas de libre disposición, y tal como proponía la dirección de la compañía se materializará en un solo pago, aplicando las retenciones que legalmente procedan, el próximo 22 de diciembre.

Una vez terminada la junta de accionistas, el consejo acordó proponer otro dividendo extraordinario de 0,57 euros por título para 2022, que abonaría en tres pagos de 0,19 euros brutos por acción cada uno de ellos, los días 1 de abril, 30 de junio y 3 de octubre.

Los accionistas de Ebro Foods también autorizaron en la junta la enajenación por venta del negocio de pasta seca, sémola, couscous y salsas Panzani, ratificando la estrategia de inversión que ha seguido en este ejercicio.

A finales del mes de julio, Ebro Foods acordó vender este negocio a CVC Partners VIII por un importe de 550 millones de euros en una operación que le generaría una plusvalía bruta de 91 millones de euros.

Ebro elevó su beneficio neto un 5,8% en los nueve primeros meses del año, hasta alcanzar los 155,2 millones de euros, impulsado principalmente por la plusvalía neta de las ventas de activos realizadas en el periodo, que ascendieron a 30 millones de euros.

Las ventas del fabricante de Garofalo y SOS se redujeron un 3,5%, hasta situarse en los 2.082,8 millones de euros.

La compañía ha precisado que de nuevo la comparativa con el ejercicio anterior está distorsionada por el efecto acopio de las compras compulsivas realizadas por los consumidores en 2020 por el coronavirus.

Por su parte, el resultado bruto de explotación (Ebitda) ajustado, tras afrontar una inflación de costes de 83 millones de euros, se situó en 262,5 millones de euros, apenas un 1,6% inferior al obtenido en el tercer trimestre del ejercicio anterior.

De esta forma, la deuda neta del grupo a septiembre se sitúa en los 904,1 millones de euros, 46,7 millones de euros menos que a cierre del ejercicio 2020.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios