Mundo

May advierte de que el Reino Unido entrará en "una grave incertidumbre" si no hay 'Brexit'

  • El acuerdo que la primera ministra británica ha negociado con Bruselas se somete este martes a votación parlamentaria en la Cámara de los Comunes

La primera ministra británica, Theresa May. La primera ministra británica, Theresa May.

La primera ministra británica, Theresa May. / Julien Varnand (EFE) (Bruselas)

La primera ministra británica, Theresa May, advierte de que el Reino Unido afronta un terreno incierto si el acuerdo del Brexit que ha negociado con Bruselas es rechazado en la votación parlamentaria de este martes.

Cuando faltan dos días para que la Cámara de los Comunes decida si apoya o no el pacto, May señaló este domingo al dominical Mail on Sunday que las consecuencias de un rechazo implicaría que el país entrará en "aguas inexploradas" y en una "grave incertidumbre".

La jefa del Gobierno advirtió a los diputados de que si deciden no respaldar el acuerdo, puede haber unas elecciones generales y habría, además, un "riesgo muy real de que no haya Brexit".

Hizo esta advertencia a raíz del profundo descontento que su acuerdo sobre la retirada británica de la Unión Europea (UE) ha generado entre los diputados de su formación, así como de gran parte de la oposición.

Varios diputados tories y de la oposición ya han adelantado que votarán en contra el martes al término del debate sobre el acuerdo.

May está en dificultades porque necesita 320 votos para sacar adelante el acuerdo y solo tiene 315 diputados conservadores. "Cuando digo que estaríamos realmente en aguas inexploradas si este acuerdo no es aprobado, espero que la gente entienda lo que yo realmente creo y temo que podría pasar", afirmó.

"Esto implicaría una grave incertidumbre para el país con un riesgo muy real de que no haya Brexit o salir de la UE sin acuerdo. Tenemos a un líder de la oposición (por el laborista Jeremy Corbyn) que no piensa en otra cosa que en intentar celebrar unas elecciones generales, sin importar el coste para el país", dijo.

La líder "tory" agregó que ella es alguien que se preocupa "de manera apasionada" por "el país" y su partido y consideró que la posible llegada al poder de Corbyn presentaría, según ella, "un riesgo que no nos podemos permitir tomar".

Al mismo tiempo, la residencia oficial de Downing Street reiteró hoy que May no tiene intención de retrasar la votación, como se había conjeturado en los últimos días. "El voto sigue adelante", afirmó un portavoz de Downing Street.

No obstante, el dominical The Sun on Sunday indica que May decidirá mañana si continúa con la votación, mientras que otros medios señalan la posibilidad de que la primera ministra haga un viaje de emergencia a Bruselas esta semana.

Anoche, el diputado conservador Will Quince dimitió como ayudante ministerial de Defensa en descontento con el acuerdo del Brexit y pidió que sea renegociado con el bloque europeo.

Varios diputados esperan votar en contra porque rechazan la salvaguarda del "brexit", sobre la frontera entre la República de Irlanda e Irlanda del Norte, pues el objetivo es que sea invisible para no perjudicar el proceso de paz en la provincia británica.

Esa salvaguarda, conocida como backstop, prevé que el Reino Unido permanezca en la unión aduanera y que Irlanda del Norte también esté alineada con ciertas normas del mercado único, salvo que Londres y Bruselas presenten una solución alternativa para la frontera o hasta que establezcan una nueva relación comercial.

Si el acuerdo es aprobado, Londres negociará su vínculo comercial con Bruselas en el periodo de transición, que empezará tras el Brexit, el 29 de marzo de 2019, y terminará a finales de 2020.

Pero la salvaguarda, o "garantía", puede llegar a ser indefinida si las partes no cierran el acuerdo al término del periodo de transición, algo que preocupa a muchos diputados.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios