Cultura

Viaje a la raíz romántica

Ciclo de Jóvenes Intérpretes. Francisco Fierro, piano. Programa: Obras de Scriabin, Rachmaninov, Liszt y Chopin. Lugar: Sala Manuel García del Teatro de la Maestranza. Fecha: Martes 14 de febrero. Aforo: Casi lleno.

Con un exigente programa de corte romántico, Francisco Fierro (Madrid, 1990) mostró en su presentación en la Sala Manuel García un sonido potente y unas manos ágiles, con los que construyó versiones poderosas, de seguro virtuosismo y una tendencia muy acusada a la rapidez de los tempi. Con un sentido del color acaso demasiado homogéneo y unas dinámicas muy bien contrastadas por encima del mezzoforte, pero algo limitadas en el entorno del piano, Fierro hizo un viaje a las fuentes de la música romántica, partiendo de unos despojados y muy claros Preludios de Scriabin para terminar en la célebre Polonesa Heroica de Chopin, cuyo carácter exaltado supo conectar a la perfección con unos Funerailles de Liszt que tocó con extraordinaria intensidad y un final de encendido vigor. En La vallée d'Obermann del compositor húngaro, Fierro alcanzó a contrastar con prosaica intensidad las alternantes secciones rápidas y lentas (acordes en octavas de extraordinaria precisión y fuerza) sin que el misterio de esa música emergiera salvo en algún pasaje de aire ensoñador. Antes, en Rachmaninov había mostrado un gran trabajo en la independencia de las manos (Preludio Op.23 nº2, con la melodía y su disminución) y un fraseo de gran limpieza, más recto que sinuoso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios