Manuel Rodríguez-Sañudo

Sánchez, o donde dije ‘digo’ digo ‘Diego’

Nuestro presidente tiene una habilidad innata de hacer siempre lo contrario de lo que dice, así, sin despeinarse ni pestañear. Luego, con sonrisa beatífica y sonsonete de sermón, intenta convencernos de que semejantes palabras nunca salieron de su boca. Ejemplos de esto hay muchos.

Dijo, por ejemplo, que nunca pactaría con Podemos y gracias a ellos consiguió formar gobierno. También dijo que nunca pactaría con Bildu y gracias a ellos consiguió sacar adelante los Presupuestos. Dijo que tenía controlada la pandemia porque todas las decisiones que tomaban estaban avaladas por un comité de expertos, comité que nunca existió según confirmó el ministro Salvador Illa.

Yo no sé lo que pensarán los familiares de las víctimas del terrorismo ni todas aquellas personas que han perdido a alguien como consecuencia de la pandemia, pero yo lo tengo muy claro: o usted tiene muy poca memoria o usted tiene muy poca vergüenza.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios