San Juan de Aznalfarache

Detenido por robar y agredir a la dueña de la vivienda

  • El autor del delito, que conocía a la familia, entró a la fuerza en la vivienda y golpeó violentamente a los propietarios de casa en presencia de la hija de dos años.

Comentarios 1

Los agentes de la Guardia Civil del Puesto Principal de San Juan de Aznalfarache han detenido a J.M., vecino de Gelves (Sevilla), después de entrar en casa de unos conocidos a robar y agredir a la mujer que vivía allí en presencia de su hija de dos años por un presunto delito de allanamiento de morada y agresión a sus moradores.

Según informó la Guardia Civil en un comunicado, en el Cuartel de la Guardia Civil de San Juan se recibió una llamada de una mujer, indicando que se estaba produciendo una agresión en su domicilio por parte de una persona ajena al mismo. Al llegar la Guardia Civil observó que la puerta blindada del domicilio citado, presentaba marcas como consecuencia de haber sido golpeada con gran violencia.

Asimismo, nada más hacer presencia el cuerpo de la Benemérita en el domicilio denunciado, salió una mujer manifestando a los agentes que un hombre conocido suyo había sido el autor de los hechos.

Según el relato de la mujer, mientras dormía la siesta en el sofá junto a su hija de dos años escuchó fuertes golpes, por lo que avisó a su marido que entreabrió la puerta para ver quien era. Es en este momento cuando el agresor entró a la fuerza en su vivienda, golpeando fuertemente a su marido con la puerta en la cabeza y lanzándolo contra el suelo. Después lo siguió atacando con patadas y puñetazos, trasladándolo a fuerza de golpes por diferentes dependencias de la casa.

En todo momento, la mujer lo increpó para que dejase en paz a su marido y se marchara, haciendo caso omiso a sus ruegos y amenazándola a ella también. Del mismo modo, según manifestó la víctima, su marido consiguió zafarse de su agresor y escapar hacia la calle, momento que éste aprovechó para propinarle fuertes golpes a ella en el rostro y el cuello, amenazándola de muerte e insultándola.

Posteriormente, el atracador salió en persecución del marido, momento que aprovechó la mujer para dar aviso a la Guardia Civil, que tras rastrear a fondo la zona consiguió localizar un coche cuya descripción coincide con la que aporta la mujer. En el interior encontraron a un hombre acompañado de su pareja e hijo y, a las preguntas de los guardias, contestó que se dirigía a la piscina municipal. La Guardia Civil sospechó que mentía y continuó interrogándolo hasta que finalmente reconoció ser el autor de la agresión, por lo que fue trasladado a dependencias policiales, para poco después pasar a disposición judicial.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios