Diario de Sevilla En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Provincia

Los ayuntamientos anuncian exenciones y rebajas de impuestos a los negocios afectados

  • Bastantes municipios sevillanos no cobrarán la tasa de veladores y mercadillos y, en algunos casos, la de basura comercial

  • También se anuncian devoluciones por los talleres y actividades municipales que han cesado

  • Alcalá de Guadaíra lo hará de oficio, sin necesidad de solicitarlo

  • Osuna bonficiará también el IBI a comercios cerrados

Un trabajador recoge las sillas de una terraza tras el decreto que obliga a cerrar estos establecimientos. Un trabajador recoge las sillas de una terraza tras el decreto que obliga a cerrar estos establecimientos.

Un trabajador recoge las sillas de una terraza tras el decreto que obliga a cerrar estos establecimientos. / Javier Albiñana

Al igual que el resto de administraciones, los ayuntamientos sevillanos son conscientes del descalabro que para muchos pequeños negocios y autónomos (que componen la malla empresarial de la provincia) y empresas supondrá este parón casi total de la actividad, por el decreto de alerta por el coronavirus, y están anunciando medidas para aliviar las consecuencias.

La mayor parte de lo que se ha concretado hasta ahora tiene que ver con las tasas de veladores, de mercadillos y la devolución de los pagos por talleres y otras actividades municipales que no se van a realizar durante este periodo.

El Ayuntamiento de Alcalá de Guadaíra ha anunciado ya que hará esas devoluciones de oficio. En este caso, las medidas confirmadas afectan a la licencia de veladores y mercadillo y a la tasa de basura comercial. También se devolverá, sin necesidad de hacer ningún trámite, lo que han pagado alumnos y usuarios de la Universidad Popular y los módulos de iniciación deportiva.

La delegación de Hacienda avanza otras medidas, como más flexibilidad en la concesión de aplazamientos y fraccionamiento de otros pagos municipales.

En la misma línea, Camas ha paralizado el cobro de liquidaciones para las tasas de ocupación de vía pública y veladores, de recogida de basura comercial y mercadillos ambulantes, durante el periodo que dure la alarma. Además, "compensará" las tasas ya abonadas por las instalaciones deportivas que han cerrado.

La alcaldesa de Osuna, Rosario Andújar, ha avanzado que suprimirán para todo el ejercicio de 2020 la tasa por ocupación en vía pública de sillas y veladores; la de mercadillo durante el tiempo que no pueda celebrarse y, también, la tasa por por prestación de servicios de ayuda a domicilio, mientras dura la modificación y reducción del mismo por falta de EPI (Equipo de Protección Individual) de las auxiliares.

Osuna también suspende la zona azul, anuncia una bonificación sobre la tasa de basura industrial e, incluso, sobre IBI de inmuebles de uso comercial afectados por el cierre.

Si no da tiempo a aprobar estos cambios y llegan los recibos del primer semestre, luego se devolverán las liquidaciones.

El alcalde de Los Palacios, Juan Manuel Valle, ha informado de que no se va a cobrar la tasa de veladores ni la de mercadillo, al igual que ha hecho el de Tocina, Francisco José Calvo.

Probablemente estas medidas no serán las únicas y se estudian otras, así como planes de choque propios que serán posibles, entre otras cosas, por la flexibilización del uso del superávit municipal que ha aprobado el Gobierno central para afrontar la situación.

Desde Utrera, se apunta incluso la cifra de un presupuesto municipal de cuatro millones de euros para uno de esos planes de choque.

Es pronto para calibrar en qué medida el no contar con estos ingresos afectará a las administraciones locales, hasta ahora encorsetadas en la gestión de su presupuesto.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios