Betis

El Betis, en el diván de Pellegrini

  • El cuerpo técnico insiste en el aspecto anímico con charlas individuales para recuperar el nivel

  • El chileno busca un referente que realice la labor de Canales

Pellegrini dialoga con la plantilla. Pellegrini dialoga con la plantilla.

Pellegrini dialoga con la plantilla. / Antonio Pizarro

La derrota ante el Eibar encendió todas las alarmas en el Betis, de ahí que esta semana esté siendo diferente desde el inicio. A las múltiples reuniones de los dirigentes con el área deportiva se une también el trabajo que viene realizando el cuerpo técnico para recuperar anímicamente a los futbolistas, muy tocados tras las dos últimas derrotas. A la extensa charla del miércoles, en la que estuvieron presentes todos los futbolistas incluidos los lesionados, también se han unido diálogos individuales con algunos futbolistas, a los que los técnicos quieren recuperar para la causa.

Tras el análisis en frío del encuentro ante el Eibar, el cuerpo técnico ha detectado varios aspectos que se consideran claves de la debacle. Así, el equipo verdiblanco no ofreció las alternativas en su juego para superar la presión alta que realizó el cuadro armero –una de las principales características de los equipos de José Luis Mendilibar– y se echó en falta personalidad y carácter para pedir la pelota. Tanto Joel Robles como los centrales o el propio Guido Rodríguez apenas tuvieron opciones de pase, lo que provocó que se produjeran numerosas pérdidas en la fase inicial del juego, lo que fue minando la moral de los jugadores.

Joaquín, en el entrenamiento. Joaquín, en el entrenamiento.

Joaquín, en el entrenamiento. / José Ángel García

Otro factor que se apunta es una bajada en el trabajo sin balón. El Betis no fue capaz de ejecutar esa presión que sí se le vio ante el Valladolid, Elche o incluso ante el Real Madrid mientras estuvo con once o con la Real Sociedad hasta el 0-2, como tampoco el equipo replegó a tiempo ante las oleadas visitantes, que, con esa presión que acumula jugadores en campo rival, casi siempre atacó con superioridad de efectivos contra la defensa bética.

A la espera de corregir esos detalles que menguaron el rendimiento del equipo ante el Eibar, los técnicos, incluido Antonio Cordón, que apeló a esa parte emocional en su discurso del miércoles, no encuentran explicación a ese bajón del equipo con respecto al que inició la temporada. Aunque la ausencia de Sergio Canales sea significativa, al tratarse del único jugador con ese perfil claro de centrocampista que une la medular con la delantera y que también ofrece esfuerzo defensivo, Pellegrini y su cuerpo técnico confiaban en un paso adelante de otros futbolistas de peso que no se ha producido en las dos últimas jornadas.

Si en San Mamés la gran decepción fue William Carvalho, que casi se borró del partido hasta que Pellegrini decidió retirarlo del campo –lo que le costó la suplencia ante el Eibar–, el lunes el cuerpo técnico esperaba un mayor rendimiento de Nabil Fekir, la gran estrella del equipo, al menos en cuanto a sus emolumentos, y que regresaba con la consigna de echarse al equipo a las espaldas. Nada más lejos de la realidad, el francés tuvo un paso fantasmal por el partido, con intervenciones a cuentagotas y que apenas generaron peligro hasta que de nuevo el chileno decidió sustituirlo, teniendo en cuenta además que volvía tras una lesión muscular.

Tampoco rindieron Tello, que parece otro distinto tras el parón de selecciones, Joaquín o Guardado, cuyo regreso a la medular tampoco ofreció soluciones al equipo en esa posición tan necesaria, aunque el cuerpo técnico considera que los tres son recuperables de cara al futuro.

"Creo que el primer resultado negativo nos metió mucha presión y en el fútbol el estado de ánimo es muy importante", expuso Cordón el miércoles tras estar presente en la charla matinal de Pellegrini. El entrenador chileno ha recurrido a su diván para tratar de recuperar el nivel de algunos futbolistas esenciales para que el Betis vuelva a ofrecer una imagen competitiva.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios