Betis

La nueva dimensión del Betis

Manuel Pellegrini, en el banquillo del Camp Nou.

Manuel Pellegrini, en el banquillo del Camp Nou. / Alejandro García / Efe

La victoria del Betis en el Camp Nou ante el Barcelona de Xavi Hernández no sólo tiene la importancia de los puntos, sino que coloca al Betis de Manuel Pellegrini en una nueva dimensión y ya sí como candidato a pelear por la Liga de Campeones. A tres jornadas de finalizar la primera vuelta, el equipo verdiblanco dio un golpe de autoridad en un escenario de máximo nivel, por más que el conjunto azulgrana no atraviese su mejor momento.

El Betis fulminó el efecto Xavi, que había sido más anímico que futbolístico, con un planteamiento ejecutado a la perfección sobre el césped, que se basaba en una consistencia defensiva que permitiera luego buscar ese contragolpe ganador. Siete puntos de ventaja le saca ya el equipo heliopolitano al Barcelona –éste cuenta con un partido menos que disputará antes de Navidad–, el único de los cuatro primeros de la última Liga que ha caído en su rendimiento.

También aparece el Betis por delante de la Real Sociedad, un equipo que hace tres jornadas sumaba siete puntos más que los verdiblancos y que ahora llegará al enfrentamiento directo del próximo domingo en el Benito Villamarín viéndole la matrícula, al contar con una unidad menos en la clasificación.

El paso necesario

Si el Betis venía cuajando un sobresaliente campeonato hasta el momento, su gran lunar había aparecido en los grandes escenarios. Las derrotas ante Real Madrid, Villarreal, Atlético de Madrid y Sevilla habían marcado el límite de los verdiblancos. Además de perder, el Betis no había ofrecido buenas sensaciones en todos esos encuentros, de ahí que el triunfo ante el Barcelona signifique mucho más que los tres puntos que acumuló en su casillero.

Las fotos del Barcelona-Betis Las fotos del Barcelona-Betis

Las fotos del Barcelona-Betis / EFE

Los de Manuel Pellegrini compitieron en todo momento en el Camp Nou. Ni la presión del Barcelona en los primeros 25 minutos apuró a los heliopolitanos, que juntaron las líneas para que el esfuerzo defensivo de todo el colectivo minimizase ese dominio azulgrana.

Tampoco alteró el plan del Betis la entrada de Dembélé, por más que el Barcelona sí enseñase los colmillos con el francés sobre el césped. Pellegrini también movió sus piezas dando entrada a Tello y William Carvalho, para mover a Guardado a la banda izquierda, y el Betis aguardó su momento para decidir.

"Ganarle al Barcelona, un equipo grande, y en su campo, le da un doble mérito a lo que viene haciendo el equipo. Antes del partido había algunas críticas de que a los grandes no les podíamos ganar, pero nosotros vamos a jugar a cualquier campo de la misma manera que jugamos en casa. Eso para mí es una base importante. Vamos sumando y dándole confianza al grupo, que hizo un partido muy aplicado", señaló el propio Pellegrini en la rueda de prensa, otorgándole un valor añadido a la victoria.

Los números

El golpe de mano en el Camp Nou también sirve para refrendar las cifras que el Betis venía acumulando en este 2021 y que ya lo colocaban como una alternativa a los habituales inquilinos de la zona Champions de la Liga.

Los verdiblancos son el quinto equipo que más puntos ha sumado en este año, con 72 en 38 jornadas disputadas hasta el momento, diez más que la Real Sociedad (62), que ha jugado un encuentro menos. Únicamente Barcelona (77 en 38 partidos), Atlético de Madrid (80 en 39), Sevilla (82 en 39) y Real Madrid (90 en 38) han sumado más que el Betis, según los datos de @pedritonumeros.

Manuel Pellegrini realiza indicaciones desde el área técnica. Manuel Pellegrini realiza indicaciones desde el área técnica.

Manuel Pellegrini realiza indicaciones desde el área técnica. / EFE

También el equipo de Manuel Pellegrini está realizando una campaña histórica, con 27 victorias en este 2021 –las cinco últimas de manera consecutiva–, a sólo una de su mejor registro de siempre, que consiguió en 1997, con 28, e igualando al de 1995.

Además, el Betis acumula la segunda mejor puntuación de su historia tras las 16 primeras jornadas, con 30 unidades, sólo dos menos que la de la temporada 96-97, con Lorenzo Serra Ferrer en el banquillo, y sin contar al campeón de Liga de la 34-35, que acumulaba 24 en un torneo que sólo contabilizaba dos por los triunfos.

Recursos al límite

El Betis viene cumpliendo sus objetivos en las tres competiciones y buena parte de culpa la tiene la administración de recursos que viene realizando el cuerpo técnico.

Para un partido de máxima exigencia como el del Barcelona, Pellegrini no pudo contar con Nabil Fekir, su atacante de referencia, pero el técnico planteó un juego distinto para aprovechar los recursos disponibles, ya fuera con el trabajo inicial de Aitor Ruibal, la movilidad de Juanmi o la posterior entrada de Tello.

También en la defensa viene exprimiendo el entrenador a todos sus jugadores. Si en un momento de la temporada Édgar se convirtió en el primer central del equipo, gracias a su rendimiento, en el Camp Nou el chileno apostó por Bartra como acompañante de Víctor Ruiz, y el ex del Barcelona recordó sus mejores días.

La política de rotaciones impuesta por Pellegrini viene ofreciendo resultados –salvo en esa semana negra que ya está casi en el olvido–, de ahí que la victoria en el Camp Nou signifique que el Betis entra en una nueva dimensión en la Liga.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios