Sevilla

Coronavirus Sevilla: "Nos hicieron compartir habitación en el Macarena con un positivo por Covid"

  • Familiares de un paciente con una patología coronaria grave denuncian el "error gravísimo" del centro al "poner en riesgo su vida con su actuación"

Pacientes y sanitarios en la entrada al Hospital Virgen Macarena Pacientes y sanitarios en la entrada al Hospital Virgen Macarena

Pacientes y sanitarios en la entrada al Hospital Virgen Macarena / Antonio Pizarro

Los familiares de Francisco L. J. siguen sin dar crédito a la situación que tuvieron que vivir el pasado domingo en la habitación del Hospital Virgen Macarena de Sevilla donde se encontraba ingresado el paciente. Entre la estupefacción y la indignación, Carmen L. J., hermana del enfermo, relata una experiencia que no imaginaba que llegaría a vivir cuando, desde la confianza en el funcionamiento del centro hospitalario en el que ingresó su hermano hace unas dos semanas con una patología coronaria grave, y por la que está esperando el resultado de pruebas para ser sometido a una intervención quirúrgica, se vio inmerso en una situación "surrealista" y por la que esperan "no se tengan consecuencias más graves".

"Mi hermano lleva dos semanas ingresado en una habitación de la tercera planta del hospital por una patología coronaria que, según insisten los médicos, es grave y por la que tiene que ser operado", cuenta Carmen L. J. En esa misma habitación, según el testimonio de esta familiar, se encontraba otro paciente en una situación similar hasta que este domingo ingresó un tercer enfermo, según relata, "que llegó acompañado de un guardia de seguridad en la puerta". Fue este trabajador el que, asegura la testigo, les confirmó que se trataba de un enfermo con Covid y que por ello "ni los pacientes podían salir de la habitación, ni los familiares entrar".

A partir de ahí, la respuesta de la dirección del hospital, al que los familiares de Francisco L. J. han puesto dos reclamaciones y tienen el asunto en manos de sus abogados, aumentó aún más su preocupación. "Cuando empezamos a movernos y pedimos un cambio de habitación nos confirman que ha sido un error administrativo y que mi hermano, por protocolo, tiene que ser trasladado a la planta Covid (la quinta en este hospital) al ser contacto de un positivo en coronavirus y que allí seguirá con el tratamiento de su patología coronaria grave", afirma y lamenta "sin embargo pedimos una prueba PCR inmediata que nos consta que no le han realizado". De hecho aseguran que, a día de hoy, con el paciente de alta “por prescripción médica” para guardar la respectiva cuarentena en su casa, siguen sin habérsela hecho.

La mujer denuncia además un trato "amenazante" por parte de los responsables de guardia del centro cuando se les pidió otra solución que no fuera el traslado a la planta Covid porque eso podía afectar a su salud. "La respuesta fue clara o se va a la quinta planta o se va fuera", manifiesta.

Fuentes oficiales del centro manifiestan, no obstante, que el paciente infectado ingresó en esa misma habitación por una patología cardiológica y que fue tras conocerse el resultado positivo de la "protocolaria PCR" que el hospital realiza a todos los enfermos previa hospitalización cuando se activaron los protocolos de seguridad impuestos por la pandemia sanitaria y que conllevó el traslado de Francisco L. J. a la zona de casos sospechosos de Covid en la quinta planta donde debería guardar una cuarentena de 10 días. Así todo, los responsables del centro sí admiten una convivencia de ambos pacientes en la misma habitación al menos durante "una hora y media".

Más allá, esta familiar relata que este "error gravísimo" no es el único que se ha cometido en relación a este asunto. Carmen L. J. afirma que, tras pedir su hermano el cambio de habitación, lo llevaron a otro cuarto de la tercera planta, con otros pacientes también con patologías coronarias, "a pesar de haber compartido espacio con el paciente contagiado", afirma. Además, destaca que ni a su tía ni a su madre, que mantuvieron contacto con él antes de ser trasladado a la zona de sospechosos de Covid, se les ha comunicado que deban guardar cuarentena o hacerse una PCR.

Finalmente, por prescripción médica y tras "comprobar la ausencia de sintomatología y de semiología de alarma" -según consta en el informe facilitado por el hospital a la familia-, Francisco L. J. recibió este lunes por la tarde el alta hospitalaria para guardar en su domicilio cuarentena porque, aseguran los familiares, "el estar ingresado en la planta Covid le está afectando a su patología". 

No obstante, la indignación de esta familia, que destaca que el paciente es de alto riesgo al padecer problemas de corazón y de 60 años, se acentúa por el hecho de que "haya tenido que ser en el hospital donde se haya puesto en riesgo su salud". "Mi hermano no sale apenas ni recibe visitas y ahora nos encontramos con esto donde menos nos esperábamos", añade la hermana del enfermo. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios