DIRECTO Toros en Sevilla hoy | Urdiales, Talavante y Luque en la Maestranza

FERIA Novedades y precios de las atracciones en la Feria 2024

Sevilla

Detenidos el Yaki y dos hermanos suyos por tirotear al Tapón en Torreblanca

Un hombre resulta herido de bala en Torreblanca

La Policía Nacional ha esclarecido el tiroteo ocurrido en Torreblanca el pasado 19 de noviembre, en el que resultó herido muy grave José C. B., de 39 años, conocido como el Tapón. La víctima, un delincuente con un amplio historial delictivo, permanece en el Hospital Virgen del Rocío desde entonces. Recibió siete tiros de escopeta. La investigación del Grupo de Homicidios de Sevilla, denominada operación Colador, ha finalizado con las detenciones de tres personas, tres hermanos miembros de una familia enfrentada a la de la víctima.

El presunto autor material de los disparos es José Antonio N. N., de 43 años, apodado el Yaki. Es un vecino de Torreblanca con antecedentes por atracos y tenencia ilícita de armas, entre otros delitos. Los investigadores también han podido averiguar el origen del tiroteo, que responde a un conflicto amoroso entre los hijos del presunto autor de los disparos y de la víctima. Los vástagos del Yaki y del Tapón habían mantenido una relación y las dos familias tenían pareceres encontrados en torno a ella.

La mañana del 19 de noviembre, sobre las doce y cuarto, el Yaki abrió fuego presuntamente contra el Tapón cuando éste circulaba en su coche en la calle Torrelaguna. La sala del 091 recibió varias llamadas de aviso, informó este viernes la Policía Nacional. Cuando llegaron los agentes, se encontraron en el lugar al Tapón, inconsciente pero aún con vida. Presentaba siete disparos de escopeta y tuvo que ser trasladado de urgencia al Hospital Virgen del Rocío, donde ingresó en estado crítico. Así continúa.

La Policía y el 061 en Torreblanca, justo después del tiroteo. La Policía y el 061 en Torreblanca, justo después del tiroteo.

La Policía y el 061 en Torreblanca, justo después del tiroteo. / M. G.

La Policía activó el protocolo de delitos violentos. Un equipo de la Policía Científica inspeccionó el lugar de los hechos en busca de indicios, mientras que agentes de Policía Judicial recogieron las primeras declaraciones y testimonios de las personas que habían presenciado el tiroteo. Gracias a esta información, los agentes del Grupo de Homicidios averiguaron que habían participado en él tres personas.

Los tres eran miembros de una conocida familia de Torreblanca, que llevaba varios años enfrentada a la de la víctima. Comenzó entonces la búsqueda de los sospechosos, que se ha prolongado durante cinco meses porque éstos huyeron a otras ciudades españolas y también a Portugal, donde fue detenido uno de los implicados. El Yaki y sus hermanos fueron detenidos como presuntos autores de un intento de homicidio. Fueron puestos a disposición del juez, que decretó el ingreso en prisión provisional de los tres.

Una de las casas quemadas el sábado en Torreblanca. Una de las casas quemadas el sábado en Torreblanca.

Una de las casas quemadas el sábado en Torreblanca. / David Arjona / EFE

El tiroteo provocó un estado de gran tensión en Torreblanca. Horas después de los hechos, unos desconocidos lanzaron unos cócteles molotov contra dos viviendas de la familia del presunto autor de los disparos. Las casas estaban vacías y no resultó herida ninguna persona, pero tuvieron que intervenir los Bomberos para sofocar las llamas.

Días después, varios vecinos se vieron obligados a abandonar sus casas por miedo a represalias. En Torreblanca se sucedieron los tiroteos y las exhibiciones de fuerza por parte de los clanes que controlan el negocio de los estupefacientes, que también en los últimos años se han hecho fuertes controlando la ocupación de viviendas.

Pasado como atracador

El presunto autor de los disparos tiene un pasado como atracador. Fue detenido en 2007 por formar parte de una banda dedicada a los atracos con armas de fuego, en la que había más de una treintena de personas. El grupo asaltó la noche de Halloween del año anterior el Carrefour de San Pablo vestidos de payasos y armados con subfusiles, pistolas y escopetas con mira telescópica. En otra ocasión, dejaron inconsciente a golpes al dueño de un estanco de Torreblanca. A otros comerciantes del barrio los amenazaron de muerte si denunciaban el caso. 

Esta banda derivaba de una anterior desmantelada en 2003. Muchos de sus miembros, tras quedar en libertar, recuperaron su actividad delictiva y perfeccionaron la técnica del atraco. Desde octubre de 2006 hasta marzo de 2007 asaltaron al menos 26 atracos en establecimientos comerciales de todo tipo: supermercados, estancos, joyerías, pastelerías y hasta zapaterías, ya que en uno de los registros encontró la Policía 40 cajas de zapatos sin estrenar. 

En los registros de aquella operación, denominada Modeli, los agentes hallaron un auténtico arsenal, compuesto por diez pistolas (dos de las cuales habían sido vendidas como inutilizadas en una armería de Camas), dos revólveres, siete escopetas, dos subfusiles, una granada de mano, abundante munición y cinco catanas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios