Urbanismo

El ‘soho’ sevillano se somete desde hoy al examen de los vecinos

  • Urbanismo proyecta nuevos itinerarios peatonales y comerciales en San Román y el eje Regina-Alfalfa y dos zonas verdes con huertos urbanos en el distrito Cerro Amate

Unión de las calle Pérez Galdós y Regina. Unión de las calle Pérez Galdós y Regina.

Unión de las calle Pérez Galdós y Regina. / Juan Carlos Vázquez

Comentarios 14

Grandes proyectos de innovación urbana para hacer de Sevilla una ciudad más habitable. El delegado de Hábitat Urbano, Cultura y Turismo de Sevilla, Antonio Muñoz, presentó ayer cinco planes singulares que priman al peatón y apuestan por las zonas verdes para la mejora y revitalización del Casco Antiguo, concretamente del eje Regina-Pérez Galdós, donde se plantea la creación de una especie de soho sevillano, y la plaza de San Román, con un nuevo espacio peatonal; así como del distrito Cerro-Amate, con la ampliación del Parque Riberas del Guadaíra hasta el Cercado del Pozo y acciones en el Parque de Forja XXI y, en San Pablo, creando un nuevo espacio libre en el Esqueleto, una zona en la que también se reordenará el mercadillo. Desde este jueves, los vecinos y entidades ciudadanas podrán aportar sus consideraciones a través de la plataforma del Plan Reaviva. El presupuesto ronda los dos millones de euros.

El "gran sendero urbano" entre la Alfalfa y San Juan de la Palma se realizaría en una única fase con un presupuesto estimado de 242.000 euros. Esta transformación se realizará, por un lado, mediante un cambio en el pavimento, que sería con chinos de pequeño tamaño que por la noche se embellecerían con la iluminación, un aspecto que demandan los vecinos; y mediante la incorporación de elementos naturales como árboles para darle otra visión y colorido junto al nuevo suelo. La actuación se completaría con nuevo mobiliario, como sillas de tijera, que se utilizan en la feria, siendo los vecinos los encargados de ponerlas por la mañana y de recogerlas por la noche. El Ayuntamiento también subsanará el aspecto desordenado de la calle Regina por la diversidad de la cartelería y los tratamientos de las fachadas. Esta propuesta para convertir este eje principal en un soho sevillano necesita de la participación de los vecinos para que la completen y mejoren con sus ideas.

También en el casco histórico se acometerá otro proyecto, entre la calle Peñuelas y la plaza San Román, un recorrido de 1.600 metros cuadrados que se llevaría a cabo en una sola fase y con un presupuesto estimado de 275.000 euros. También se logrará un nuevo espacio peatonal, con áreas de sombra e incorporado nuevo y colorido mobiliario urbano. El objetivo es crear una nueva plaza más acorde desde el punto de vista paisajístico, en la que se instale un sistema de drenaje sostenible y que incorpore un itinerario con camino escolar seguro. Con esta intervención se solucionarán problemas de accesibilidad, la falta de acerado, o falta de regulación en la carga y descarga.

La Gerencia de Urbanismo, además, proyecta dos zonas verdes con huertos urbanos en el distrito Cerro Amate. El primero es una ampliación del Parque Riberas del Guadaira hasta el Cercado del Pozo, que en estos momentos es una zona de escombros y chabolas. El objetivo es crear rutas accesibles para los ciudadanos, introducir huertos urbanos, una nueva zona verde, un área canina y una de juegos para niños. El presupuesto que se estima es de 900.334, 91 euros y se realizará en tres fases.

El otro proyecto es el del Parque de Forja XXI, que en estos momentos se encuentra abandonado. El objetivo principal es crear 2500 metros cuadrados de huertos con nuevas formas geométricas, equipado y con espacios libres. La superficie mínima de cada huerto es de 25 metros cuadrados. Todo se realizará en una única fase y con un presupuesto estimado de 168.926,90 euros. La empresa que lo llevará a cabo, Buro4, quiere convertirlo "en un espacio mixto entre huerto urbano y lugar de encuentro".

Por último, se quiere revitalizará el espacio vacío del Esqueleto de San Pablo, un vacío delimitado por las calles Doctor Laffón Soto, Tesalónica, Éfeso y Jerusalén, calificado como zona verde en el PGOU. El proyecto busca su adaptación como espacio de ocio y esparcimiento, teniendo en cuenta su cercanía a varios centros deportivos, educativo y cívicos. Entre otras cuestiones, se aumentarán las superficies blandas y verdes y se instalará un Sistema Urbano de Drenaje Sostenible.

"En este mandato hemos querido elaborar una bolsa de proyectos distintos, innovadores y ambiciosos que permitan una transformación de distintos entornos y que se puedan ejecutar en la próxima corporación municipal. Por eso iniciamos la redacción de estas iniciativas en 2017 que ahora hemos culminado dando paso a la fase de participación. Son proyectos que mejoran los barrios diseñados de una forma y con una visión diferente que responde a un modelo de ciudad abierta, saludable, accesible y plural", explicó el delegado de Hábitat Urbano, Turismo y Cultura, Antonio Muñoz.

Los cuatro proyectos, junto a otras iniciativas diseñadas en este marco del programa hábitat, inician ahora una fase de participación, exposición pública y recogida de propuestas ciudadanas a través de la plataforma Reaviva y de Decide con el objetivo de consensuar al máximo los proyectos antes de la licitación prevista para el inicio de 2020.

Para el análisis y valoración de cada uno de estos enclaves y la elaboración de unas propuestas de partida sobre las que basar el proyecto concreto de actuación, la Gerencia de Urbanismo ha contratado tres asistencias técnicas que han correspondido a las empresas especializadas Buró 4 Arquitectos, José Delgado Diosado y Reyes Gallego Rodríguez. Cada una de estas firmas, se ha hecho cargo de la elaboración de tres planteamientos de regeneración correspondientes a otros tantos espacios públicos del total de los seleccionados.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios