Los datos del Catastro

Se agota el suelo en Sevilla para construir

  • Sólo un 20% de la superficie de la capital está sin edificar

  • La provincia es la sexta de España con menos terreno vacante

Una parcela, situada en Sevilla Este, donde se anuncia una promoción de viviendas. Una parcela, situada en Sevilla Este, donde se anuncia una promoción de viviendas.

Una parcela, situada en Sevilla Este, donde se anuncia una promoción de viviendas. / Víctor Rodríguez

Comentarios 7

Sevilla se queda sin suelo para construir. En una década la actividad inmobiliaria ha ocupado más de 750 parcelas que estaban sin edificar. Pese al desolador efecto que tuvo la crisis en el sector, actualmente sólo hay un 20% de terreno disponible, un porcentaje demasiado pequeño para un segmento que empieza a repuntar. De esta situación han alertado las promotoras, que ven cómo la oportunidad de negocio –y por tanto, de empleo– se escapa hacia otros municipios del área metropolitana, como Alcalá de Guadaíra (que posee el mayor número de parcelas vacantes de la provincia) y Dos Hermanas, donde está la superficie más grande de hectáreas sin ocupar.

Consulta las parcelas sin edificar en Sevilla al detalle. Consulta las parcelas sin edificar en Sevilla al detalle.

Consulta las parcelas sin edificar en Sevilla al detalle. / Dpto. Infografía

El último informe de usos del suelo, publicado por la Dirección General del Catastro, refleja la evolución que ha tenido la superficie urbana de la provincia los últimos diez años. Se trata de un periodo marcado por la severa crisis económica que hundió los cimientos de uno de los principales motores económicos de Sevilla: la construcción. Precisamente fue en 2008 cuando el sector comenzó a notar los primeros síntomas del maremoto que vendría después. Entonces se hablaba de recesión. Y hasta de brotes verdes. Lo más duro llegaría con la nueva década. La actividad prácticamente se paralizó. Muchas promociones quedaron estancadas. Otras tantas pasaron a manos de los bancos. Un negro historial que parece haber tocado fin con un esperanzador y moderado repunte.

La recuperación se produce en un momento en el que las entidades financieras vuelven a otorgar préstamos y liquidez a clientes y empresas. Todo sopla a favor. Menos un factor: el suelo. No hay suficiente terreno disponible en la capital andaluza. En 2008 la ciudad contaba con 2.607 parcelas sin edificar. Tal cantidad suponía el 43,80% del suelo donde se podía construir. La superficie total donde las promotoras podían desarrollar sus proyectos alcanzaba las 2.596,79 hectáreas, una cifra, no obstante, demasiado reducida para la actividad inmobiliaria de aquel momento.

La merma de suelo disponible se ha frenado por los efectos devastadores que tuvo la crisis inmobilaria

Cuando han pasado diez años, el últimos mes de 2018 refleja que el número de parcelas vacantes se limita a 1.850, es decir, 757 menos que en 2008. Una cantidad que en la época del apogeo del ladrillo hubiera podido duplicarse, lo que, en cierta medida, ha frenado la merma de suelo disponible. El porcentaje de éste en toda la ciudad sólo alcanza el 20,19%, mientras que la superficie se reduce a 951,51 hectáreas. Por tanto, en una década castigada por la crisis, el número de hectáreas edificadas ha llegado a las 1.405 en la capital andaluza. La situación, no obstante, resulta más alarmante en otras ciudades andaluzas, como Cádiz, donde el porcentaje de suelo vacante se reduce a poco más del 5%.

Si el análisis se realiza a nivel provincial, las parcelas sin edificar a finales de 2018 alcanzan las 59.186. Hace diez años la cifra era de 70.632. En una década se han edificado 11.446 parcelas. En solo un año (de 2017 a 2018) dicho número ha sido de 814, lo que indica una cierta reactivación del sector.

Para el estudio comparativo por municipios se ha partido de aquéllos que en 2008 contaban con más de mil parcelas en las que aún no se había materializado ningún proyecto inmobiliario. En aquel entonces el ránking lo lideraba Alcalá de Guadaíra, con 3.339 parcelas en esta situación. Un puesto que sigue ocupando en 2018, aunque con una cifra más reducida: 2.700. Sin embargo, es Dos Hermanas la que cuenta actualmente con mayor superficie sin urbanizar: 2.376 hectáreas, una extensión que lejos de menguar ha aumentado este periodo, con un incremento del 33,7% y ello pese a que el número de hectáreas no construidas se ha reducido, lo que demuestra que se ha llevado a cabo un proceso de concentración. Es decir, los propietarios de estos terrenos han comprado otros colindantes para el desarrollo de un proyecto a medio plazo o a la espera de que mejoren las condiciones en el sector para materializar alguna inversión inmobiliaria.

Terreno aún sin edificar en la periferia de la capital andaluza. Terreno aún sin edificar en la periferia de la capital andaluza.

Terreno aún sin edificar en la periferia de la capital andaluza. / Víctor Rodríguez

En diez años han sido ocho municipios sevillanos los que han salido de este listado, es decir, que el número de parcelas sin construir se ha situado por debajo de las mil: Bollulos de la Mitación, Espartinas, Mairena del Alcor, Morón de la Frontera, Los Palacios y Villafranca, Villamanrique de la Condesa, Cañada Rosal y El Cuervo. También se ha producido la tendencia contraria, como ha ocurrido en Burguillos, que ha pasado de 840 a 1.336 parcelas libres; y La Puebla de Cazalla, donde en 2008 había 761 parcelas en dicha situación y ahora hay contabilizadas 1.082. En este municipio es curioso dicho fenómeno, pues pese al aumento, la superficie ha disminuido de 60,14 hectáreas a 29,24. Por tanto, se deduce que se ha producido una ocupación inmobiliaria que ha hecho perder la mitad del terreno, mientras que se han reparcelado los suelos disponibles que han quedado, lo que ha empequeñecido las propiedades.

Sevilla es la sexta provincia de España con menos suelo vacante. Tal cantidad (28,71%) se mantiene casi ocho puntos por debajo de la media nacional (35,66%). Por delante se encuentran Melilla (17,95%), Ceuta (21,95%), Córdoba (24,45%), Baleares (24,85%) y Jaén (28,53%). La de mayor superficie disponible es Guadalajara, con el 48,54% de sus suelos sin construir.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios