Sevilla

La obra de la UCI del Hospital General del Virgen del Rocío entra en la fase final

  • Se están habilitando 14 boxes independientes con sistemas de climatización individualizados, niveles de filtración absoluto y control de presiones para garantizar el aislamiento, la asistencia y seguridad

Dos operarios trabajan en los últimos retoques en los nuevos boxes de la UCI del Virgen del Rocío. Dos operarios trabajan en los últimos retoques en los nuevos boxes de la UCI del Virgen del Rocío.

Dos operarios trabajan en los últimos retoques en los nuevos boxes de la UCI del Virgen del Rocío. / M. G.

La obra que se está desarrollando en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital General del Virgen del Rocío ha entrado en la fase final de los trabajos. El proyecto consiste en habilitar 14 boxes independientes que permitan el tratamiento individualizado de los pacientes, con un presupuesto estimado de 1,5 millones de euros.

Para compatibilizar estas actuaciones con la asistencia, se ha iniciado la primera fase de la reforma de la UCI del Hospital General. En concreto, se está actuando sobre la mitad de estos espacios, donde se ubican la unidad de Cirugía Cardíaca, la unidad de Trasplante y la unidad de Coronarias de la UCI.

La UCI de adultos comprende además otras tres unidades en el Hospital General, que serán modificadas posteriormente en una segunda fase; y dos más en el Hospital de Rehabilitación y Traumatología, que ya fueron reformadas hace una década. La asistencia sanitaria de todos los pacientes críticos ingresados ha estado en todo momento garantizada según lo previsto en el Plan de Contingencia del hospital, que preveía nuevas zonas incluso ante incrementos de demanda sanitaria a consecuencia del Covid-19.

El proyecto de obra que se está desarrollando consiste, entre otros aspectos, que todos los boxes queden dotados de sistemas de climatización individuales gracias a un control de ventilación por sectores que se pueden activar en modo de presión negativa o positiva. Esta opción hace posible que pacientes inmunodeprimidos puedan ser tratados en boxes contiguos con pacientes con otras dolencias, ya que cuentan con niveles de filtración absoluto (hepas) que garantizan el aislamiento, la funcionalidad y la seguridad de los pacientes y los profesionales.

Además, incluirán sistemas de columnas a techo y brazos móviles (sistema Agila) para albergar gases medicinales, vacío, suministro eléctrico o conexiones de voz o datos y equipamiento, que potencia y facilita la flexibilidad de movimiento permitiendo una estructura abierta y ergonómica. También se habilitará en cada box un sistema de grúa Guldmann para la movilización de pacientes y facilitar el trabajo de los profesionales.

La obra permitirá que los datos de monitorización de las constantes vitales de todos los pacientes se puedan observar desde distintos puntos y desde un control central. De este modo, se facilita que todos los puestos sean vigilados y atendidos de manera permanente por el personal sanitario.

La configuración actual de la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital General mantiene la forma inicial con la que se construyó el edificio en los años 50. Por este motivo, los pacientes comparten un único espacio separado por cortinas.

La tendencia actual es la configuración de estas unidades con boxes independientes para cada paciente, de forma que puedan permanecer aislados y recibir un tratamiento individualizado con todas las garantías incluso en un contexto de pandemia como el actual. De ahí que la reforma pretende dar a las UCIS una nueva distribución adaptada a las nuevas necesidades asistenciales, compatible con el aislamiento de los pacientes en caso de rebrotes de la pandemia del Covid-19.

Precisamente la pandemia generada por el coronavirus ha puesto de manifiesto la necesidad de preparar los hospitales, de forma estructural, para poder abordar futuros brotes, lo que hace necesario rediseñar circuitos y zonas asistenciales con el objeto de minimizar el riesgo de contagio de usuarios y profesionales además de que se garanticen la continuidad de la atención a pacientes de otras patologías, de forma simultánea a la atención a pacientes afectados por el citado virus.

Más de 400 profesionales disponibles 24 horas

La Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Universitario Virgen del Rocío integra más de 400 profesionales de distintas categorías (médicos, enfermeras, auxiliares de enfermería, celadores y administrativos, principalmente), quienes ofrecen una asistencia especializada las 24 horas de los 365 días del año en una Unidad de Cuidados Intermedios en el Hospital General donde se atienden cada año a más de un millar de pacientes y en la Unidad Cuidados Intensivos ubicadas tanto en el Hospital General como en el Hospital de Rehabilitación y Traumatología que anualmente atienden más de 4.600 ingresos de alta complejidad que requieren atención médica y cuidados especializados y permanentes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios