EDUCACIÓN ¿Hay colegio en Sevilla el 31 de mayo?

Sevilla

El recuerdo del arzobispo de Sevilla a los cristianos asesinados en Nigeria

  • Varias decenas de personas murieron este domingo en un atentado perpetrado en una iglesia mientras celebraban Pentecostés

Interior de la Iglesia católica de Nigeria antes del ataque

Interior de la Iglesia católica de Nigeria antes del ataque / M. G.

Un nuevo ataque contra los cristianos. Que el Cristianismo es la religión más perseguida del mundo es algo que pocas personas pueden dudar ya. Casi a diario, los seguidores de Cristo sufren ataques y son perseguidos en distintos lugares del mundo. El último, este domingo, ha sido la masacre perpetrada en la iglesia de San Francisco Javier de Owo, en el estado de Ondo (Nigeria). Allí un grupo de fieles participaba en las celebraciones propias de la festividad de Pentecostés, una de las más señaladas de la Iglesia Católica.

El arzobispo de Sevilla, monseñor José Ángel Saiz Meneses, ha querido tener este lunes un recuerdo a las víctimas de la matanza y ha elevado una oración por sus almas.

Así lo expresaba monseñor Saiz en su cuenta de Twitter: "Hombres armados irrumpieron en la iglesia de San Francisco Javier de Owo, en el estado de Ondo (#Nigeria), y abrieron fuego contra los fieles que celebraban #Pentecostés. Muchos murieron, entre ellos varios niños. Recemos por las víctimas, por el país y por la paz".

Decenas de personas murieron en el ataque perpetrado la mañana de este domingo contra esta iglesia católica situada en el suroeste de Nigeria, según la Policía.

"Más de dos docenas murieron según lo que nos dijo una agencia de emergencias. Estamos trabajando en la cifra exacta y compartiremos los detalles lo antes posible", señalaba a Efe el portavoz de la Policía en el estado, Funmilayo Odunlami.

Según Odunlami, las fuerzas de seguridad están tratando de averiguar si el ataque fue perpetrado por hombres armados o mediante explosivos.

Según aseguró un trabajador del hospital federal de Owo al periódico local The Punch, más de 50 personas habían sido llevadas al hospital después del ataque, perpetrado durante la misa dominical.

Nigeria sufre ataques incesantes de bandidos y secuestros masivos por lucrativos rescates, pero estos suelen producirse en el centro y noroeste del país, lo que hace extraño este incidente en el suroeste del país.

Recientemente, también el sureste del país ha sido escenario de graves secuestros y asesinatos que las autoridades atribuyen a los separatistas del Pueblo Indígena de Biafra (IPOB, por sus siglas en inglés), un grupo de aboga por la secesión de ese territorio.

A esta inseguridad, se suma la amenaza yihadista que asuela desde 2009 el noreste del país, causada por el grupo Boko Haram y, desde 2015, su facción ISWAP (Estado Islámico en la Provincia de África Occidental). 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios