Sevilla

Roban a mazazos en otra perfumería de la cadena Aromas

  • La compañía ha sufrido más de cuarenta asaltos en los últimos dos años, lo que le ha acarreado unas pérdidas superiores a los 300.000 euros

  • El último robo ha ocurrido de madrugada en la tienda de la calle Estafeta, en Los Carteros

Vuelven a robar en una perfumería Aromas

Una banda de ladrones ha robado la madrugada de este jueves en la perfumería de la cadena Aromas ubicada en la calle Estafeta. Los delincuentes han roto el cristal del negocio con mazas y han entrado por el escaparate. Luego han accedido al interior del local y han sustraído los perfumes más caros, que han ido retirando de las estanterías y guardando en grandes sacas.

El robo se ha producido pasadas las tres y media de la madrugada y ha durado apenas dos minutos. Los ladrones han salido por el mismo agujero practicado en el escaparate por el que entraron y se han marchado con decenas de artículos de alta perfumería, que a buen seguro serán vendidos en mercadillos o incluso puerta a puerta en algunos barrios de Sevilla en los próximos días.

En el asalto han participado al menos cuatro personas, como se aprecia en las imágenes de las cámaras de videovigilancia de la tienda, a las que ha tenido acceso este periódico. Los ladrones van encapuchados para que no se les vea el rostro y también utilizan guantes para no dejar huellas digitales. Llevan también linternas para moverse con más facilidad en la oscuridad.

Es el tercer robo que sufre esta misma tienda en lo que va de año, después de uno ocurrido en el mes de enero y otro en febrero. La cadena Aromas ha sido víctima de más de cuarenta asaltos en los últimos dos años, lo que le ha acarreado unas pérdidas superiores a los 300.000 euros, según explicaron fuentes de la compañía.

La mayoría de los robos sufridos en estos dos años han sido por alunizajes, lo que llevó a la empresa a instalar barreras en las tiendas para impedir que pudieran empotrarse vehículos contra los escaparates o las persianas metálicas. Esto ha llevado a los delincuentes a cambiar el modus operandi y utilizar mazas para reventar las lunas y así poder abrir un hueco en el cristal con el que acceder al interior de las tiendas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios