Polémica El dueño de un pub de Sevilla se muestra arrepentido tras no dejar entrar a jóvenes con diversidad funcional

Sevilla

Un sevillano de 25 años resiste al coronavirus en Suecia

  • Nacho R.: "Yo arrastraba un resfriado corriente hasta que de pronto, al regreso de Italia, se me intensificaron los síntomas. Mocos, tos, dolor de cabeza y dificultad para respirar. Por eso decidí dar el aviso por teléfono"

El Hospital del Lund en Suecia

El Hospital del Lund en Suecia / M.G.

Un sevillano de 25 años está ingresado en el hospital de Lund (Suecia) aquejado del coronavirus después de haber pasado unos días con su familia en Italia. Se trata de Nacho R., estudiante de un máster en Física en una de las ciudades eminentemente universitarias del Sur del país. Viajó a Italia para encontrarse con miembros de su familia sevillana.

Nacho, que prefiere que no se conozca su nombre completo, está ingresado en una habitación desde que el test de coronavirus dio positivo. Pasa las horas con libros y su ordenador. Explica que cada dos días le repiten el test, consistente en una toma de muestras por vía nasal y por la garganta. "Estuvimos en Venecia, Milán y Bérgamo, sólo me he contagiado yo. Supongo que porque íbamos en vuelos distintos. Yo arrastraba un resfriado normal y corriente hasta que de pronto, al regreso de Italia, se me intensificaron los síntomas. Mocos, tos, dolor de cabeza y dificultad para respirar. Por eso decidí dar el aviso por teléfono".

Hábitos de higiene

Nacho vive en un residencia universitaria, donde se quedó recluido en principio en permanente contacto con los equipos sanitarios. "Soy el único caso de paciente en el Sur de Suecia. En el resto del país hay ya quince en total". No oculta que siente cierto aburrimiento en el hospital, donde las horas se hacen siempre largas. Valora la importancia de las medidas preventivas: "Hay que ser cautos y seguir los hábitos de higiene. No hay fármaco contra esto, hay que esperar a que desaparezcan los síntomas y repetir el test". La prueba por la garganta, que consiste en un palo metido durante diez segundos para tomar muestras, se la toma con cierto humor. Sabe que debe cumplir quince días ingresado: "Aprovecharé para trabajar aquí. La verdad es que ahora estoy estupendamente".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios