Urbanismo

El pavimento sustituirá al albero en Antonio Bienvenida

  • La reurbanización de la calle que cruza el real eliminará las barreras arquitectónicas

Dos ciclistas se cruzan en la calle Antonio Bienvenida. Dos ciclistas se cruzan en la calle Antonio Bienvenida.

Dos ciclistas se cruzan en la calle Antonio Bienvenida. / Juan Carlos Vázquez

Comentarios 2

Por Antonio Bienvenida no sólo transitan personas todos los días de la semana de farolillos. El crecimiento de población de Nueva Tablada (viven en la actualidad más de 3.000 residentes) ha planteado a los técnicos de la Gerencia de Urbanismo la necesidad de mejorar la accesibilidad peatonal de esa calle, e incluirla dentro de un itinerario escolar muy concurrido a diario por los alumnos que se desplazan desde la barriada hacia Los Remedios para acudir a sus centros escolares. La gran mayoría de los vecinos son familias jóvenes con hijos. Transcurrir por lo acerados terrizos de la Feria genera situaciones complicadas para el peatón, sobre todo en epoca de lluvias pues no cuenta con acerado pavimentado.

El proyecto de reurbanización integral y eliminación de barreras arquitectónicas en la calle que atraviesa el recinto ferial y la avenida Juan Pablo II cuenta con una inversión licitada en 464.000 euros (IVA incluido) que se ha diseñado tras un proceso de participación a través del programa Reaviva en el que han participado vecinos y vecinas de Nueva Tablada así como la comunidad educativa de centros como el Instituto Carlos Haya.

El espacio principal a reurbanizar en Antonio Bienvenida corresponde con el acerado oeste del viario, el cual está formado por pavimento de albero. Este presenta hundimientos e irregularidades que, cuando llega la época de lluvias, se vuelve intransitable para los peatones pues se forman charcos y su superficie se vuelve resbaladiza y embarrada. Los pasos de peatones en la dirección de la marcha se encuentran rebajados sin cumplir las pendientes ni la señalización exigidas por la normativa. Además, no existen en la actualidad pasos transversales en la zona intermedia de la calle.

Los trabajos cuentan con una partida de 464.000 euros y un plazo de cuatro meses

El plazo para la realización de las obras será de cuatro meses, y comenzarán cuando finalice la próxima Feria. En el acerado de Antonio Bienvenida se creará un itinerario peatonal accesible, centrado en el espacio que dejan los soportes provisionales del alumbrado de la Feria. Se eliminarán las barreras arquitectónicas existentes en el itinerario, para ello el bordillo de granito procedente del levantado será sustituido por otro con todas las caras serradas en la zona que coincida con la calzada a cota cero.

La próxima Feria de Abril contará con una novedad en su recinto. La calle Espartero lucirá sin barreras arquitectónicas tras una reurbanización que estará lista antes de primavera. Los trabajos afectarán al acerado del tramo entre Antonio Bienvenida y Costillares. Este pavimento se encuentra en mal estado, con tramos de albero compactado que con la lluvia se convierten en barrizales. Además, en algunos puntos alcanza pendientes excesivas con la alineación de las casetas y faltan rebajes adecuados en las intersecciones con la calzada. Las obras, que cuentan con un presupuesto de 423.358 euros (IVA incluido), serán complementadas con la pavimentación de la calzada de la Avenida Flota de Indias.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios