NOCTURNA 🏃 Polémica con la bolsa del Corredor de la Nocturna de Sevilla

Población

Más de 600 ucranianos se han empadronado en Sevilla desde que comenzó la invasión rusa

Concentración de ucranianos en Sevilla el pasado mes de febrero.

Concentración de ucranianos en Sevilla el pasado mes de febrero. / José Angel García (Sevilla)

Un total de 649 ciudadanos ucranianos se han empadronado en la provincia de Sevilla desde que estalló la guerra en Ucrania. Son casi 90 veces más que los que los habían hecho antes de la invasión rusa, entre los meses de enero y febrero, cuando hubo apenas ocho inscripciones.

Los datos que ofrece el Instituto Nacional de Estadística (INE) en su sección Ucranianos en España recoge que desde marzo de 2022, es decir, cuando se recrudecieron los bombardeos rusos en territorio ucraniano, la población ucraniana en la provincia de Sevilla se ha disparado. En total, en lo que va de año, 657 personas procedentes de Ucrania se han empadronado en alguna localidad de la geografía sevillana, el 98,7% una vez estalló la invasión rusa.

Según los datos del INE consultados, en el mes de marzo se inscribieron en la provincia 185 personas de origen ucraniano en el Padrón, mientras que en abril se registraron 252 ciudadanos, 168 en mayo y 71 en junio. Datos que son significativamente muy superiores al dato de febrero que, según este indicador, tan sólo cuatro persona se empadronaron.

Asimismo, esta misma estadística arroja que a 1 de enero de 2022 la provincia de Sevilla contaba con una población de 1.622 personas de origen ucraniano, según los datos recogidos del Padrón continuo. Se trata de una cifra ligeramente inferior a 2021 en la que se encontraban empadronados 1.644 ciudadanos de aquel país.

De este modo, desde que se inició el conflicto entre Ucrania y Rusia, el INE comenzó a realizar un seguimiento de las personas ucranianas que han decidido inscribirse en cualquier procedimiento administrativo del país. Esta nueva sección sobre ciudadanos de Ucrania se actualizará mensualmente con datos de distintas fuentes administrativas que se irán incorporando conforme estén disponibles.

En este sentido, desde la entidad se especifica que estos datos se recopilan en colaboración con los servicios estadísticos de los ministerios implicados, como es el caso del Padrón municipal.

Por otro lado, el INE también recoge aquellas personas inscritas en la Seguridad Social. El último dato que recoge la estadística es del 30 de junio en el que figura que 893 ciudadanos ucranianos se encontraban afiliados y trabajando en la provincia de Sevilla, lo que supone un incremento del 15,3% con respecto a enero, en la que se registró 757 personas procedentes de este país. Asimismo, supone un descenso con respecto a mayo, ya que se registró 900 personas.

Asimismo, otro dato que refleja esta estadística del INE es la escolarización de menores ucranianos. Así, hasta abril la cifra era de 172 niños inscritos en centros escolares onubenses, esta cifra aumenta a los 386 hasta el 30 de junio.

Por otro lado, en los últimos meses el INE ha incluido como dato el paro registrado de personas de origen ucraniano. En el caso de la provincia, hasta el 30 de junio figuraban en la listas del SEPE 219 ciudadanos de aquel país. 

Ayuda humanitaria

Las semanas posteriores al inicio del conflicto desde Sevilla se movilizaron numerosas asociaciones y entidades para prestar ayuda a los ciudadanos ucranianos no solo mediante el envío de material y alimentos, sino posibilitando el traslado a la provincia de personas ucranianas que huían de la guerra.

Una de las que generó una mayor movilización fue la que se gestó desde la Hermandad de Santa Marta, que desarrolló hasta dos expediciones a la frontera ucraniana para traer refugiados, además del envío de  medicamentos de primera necesidad para las tropas y alimentos no perecederos para los refugiados.

También las sedes del Colegio de Médicos de Sevilla y el Colegio de Enfermería de Sevilla se convirtieron en marzo en puntos de recogida de ayuda humanitaria en la capital, procediendo al envío de medicina, ropa y alimentos a través de varios camiones que se trasladaron a la frontera ucraniana. 

A esta iniciativa se han sumado otras tantas de entidades sociales como de iniciativas privadas. Tal es el caso de cuatro voluntarios de la Asociación Arrabales que el pasado 15 de marzo lograron traer desde la frontera hasta el municipio de Umbrete y la provincia de Huelva a once refugiados en sendas furgonetas, tras un viaje de 11.500 kilómetros para llevar materia sanitario y juguetes para niños.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios