Sevilla-Juventus

Así jugaron los futbolistas del Sevilla ante la Juventus: cuando no son unos, son otros

Lamela durante la celebración de su gol, que marcó a pase de Bryan.

Lamela durante la celebración de su gol, que marcó a pase de Bryan. / Antonio Pizarro

Aquí todos suman. Hasta el Papu hizo lo que tenía que hacer. Si en la ida fueron Ocampos y En-Nesyri, estaba cantado que la Juventus iba a estrechar la vigilancia, pero entonces iba a ser la hora de otros. Fue el partido de Suso, de Lamela, de Bryan Gil... y de todo una plantilla que al final se reivindicó en un año en la que fue duramente castigada. A menudo demasiado e injustamente.

Bono Abrió el partido con un paradón a Gatti. Se picó con Szczesny y tuvo una gran noche.

Jesús Navas Incombustible, centros de lujo, como el primero a Ocampos, y no parar de correr pese al dolor. Increíble que vuelva a estar en otra final, como la de Eindhoven, 16 años después.

Badé Cuando el rival sube el nivel los halagos no son tantos. Su problema es la velocidad, la de arrancada y la de traslación.

Gudelj La Juventus creó problemas en los espacios entre líneas cerca de él.

Acuña Malas decisiones en los centros e imperdoble expulsión que pudo costarle al equiipo la final. Él sí se la pierde, claro.

Fernando Oficio y esfuerzo para suplir sus carencias de ritmo y de físico. Partido de futbolista italiano.

Rakitic Imponente esfuerzo en la primera mitad con robos muy importantes. Y sumando para el juego de ataque.

Ocampos Con menos brillo que en la ida. Allegri abrochó su zona con Danilo y lo notó.

Óliver Torres Se vació con fútbol y entrega. Tiene un don: se pega el balón en los pies y ve huecos.

Bryan Gil De menos a más para acabar siendo decisivo con un centron espectacular en el gol de Lamela, que fue el que metió al equipo en la final.

En-Nesyri Se le pegaban dos defensas cada vez que había opción de centro. Aun así, pudo rematar uno y trabajó muchísimo.

Suso Cambió el partido porque además estaba cantado que era la llave. Golazo y mucho fútbol.

Lamela La gloria le tocó a él. Las marcas iban para En-Nesyri y aprovechó el espacio.

Montiel Peleó.

Papu Gómez Pocos minutos y sumó como pudo.

Rekik Sólo quedaba aguantar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios