Sociedad

Por qué la NASA quiere desviar el asteroide Dimorphos con el cohete DART

La NASA lanza una nave espacial que impactará con un asteroide para desviarlo

La NASA lanza una nave espacial que impactará con un asteroide para desviarlo

La Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA) ha preparado un sistema anti-asteroides, bautizado como DART, para desviar unos asteroides que se encuentran muy próximo a la Tierra. Con anterioridad ha habido muchos asteroides que se han aproximado peligrosamente al planeta sin que eso haya supuesto ningún problema, sin embargo, la NASA se ha visto obligada a actuar ya que uno de ellos posee el tamaño de las pirámides de Guiza.

Los asteroides que la NASA considera como potencialmente peligrosos son aquellos que cumplen dos criterios: la magnitud absoluta (M) debe ser igual o menor de 22 y la distancia mínima de intersección entre su órbita y la de la Tierra, que debe tener un valor menor a 0,05 unidades astronómicas.

Ante semejantes resultados, la NASA ha decidido lanzar un cohete llamado SpaceX Falcon 9 (diseñado por Space X, la compañía de fabricación aeroespacial de Elon Musk), que chocará contra el asteroide llamado Dimorphos. Este asteroide orbita, a su vez, a otro más grande, de nombre Didymos. El objetivo de esta misión no es destruirlos, sino desviar su trayectoria. 

En tres simulacros digitales desarrollados por la NASA, tanto Nueva York como algunos países europeos quedaban completamente arrasados.

¿Por qué quieren desviar la trayectoria de los asteroides?

Tras un simulacro desarrollado por la famosa agencia espacial, la entidad ha anunciado que, de colisionar con la Tierra, las consecuencias serían catastróficas. Tanto es así que, en tres de esos simulacros, tanto Nueva York como algunos países europeos quedaban completamente arrasados.

En dos de estos simulacros se recreó como un asteroide destrozaría Europa al colisionar en un lugar situado entre Alemania, Austria y República Checa. Otra de las simulaciones reveló que la ciudad de Nueva York quedaba arrasada por un asteroide.

De acuerdo a la información facilitada, se entiende que, en realidad, ninguno de estos dos asteroides supone un peligro real para la Tierra

De esta forma, el propósito de la NASA con el lanzamiento del cohete Falcon 9 de la compañía Space X es la comprobación real de si este desvío de los asteroides es un método eficiente y efectivo en caso de que, en un futuro, pueda haber algún asteroide que sí suponga un peligro real para la Tierra. Es decir, preparar a la comunidad científica ante amenazas de estas características

Con esto, se entiende que, en realidad, ninguno de estos dos asteroides suponen un peligro inminente para la Tierra, pero, como se suele decir, "más vale prevenir que curar". 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios