EDUCACIÓN ¿Hay colegio en Sevilla el 31 de mayo?

Sociedad

Las disoluciones matrimoniales descienden un 6,7% tras el aumento provocado por la pandemia

Descienden las disoluciones matrimoniales.

Descienden las disoluciones matrimoniales. / Freepik

Las disoluciones matrimoniales cayeron en 2022 un 6,7% respecto al año anterior, cuando se registró un importante aumento de las rupturas después de la pandemia de coronavirus, y los divorcios representan el 96,2% del total, 8 de cada 10 fueron de mutuo acuerdo y el 13% ante notario.

Así se desprende de la Estadística de Nulidades, Separaciones y Divorcios de 2022 que este jueves publica el Instituto Nacional de Estadística (INE) y que indica que durante el pasado año se produjeron 84.551 casos de nulidad, separación y divorcio, lo que supuso una disminución del 6,7% respecto al año anterior y una tasa de 1,8 por cada 1.000 habitantes.

Este descenso llega después de que en 2021 las disoluciones matrimoniales aumentaran un 13,2% tras del confinamiento provocado por la pandemia y después de tres años consecutivos de caída.

Este 2022, sin embargo, el número de divorcios ha disminuido un 6,4% respecto al año anterior, el de separaciones un 12,6% y el de nulidades un 31,6%. De manera que se produjeron 81.302 divorcios (el 96,2% del total), 3.210 separaciones (el 3,8%) y 39 nulidades (0,1%).

Hubo 1.749 divorcios entre personas del mismo sexo (el 2,2% del total). De ellos, 927 fueron de hombres y 822 de mujeres. Además, hubo 78 separaciones (2,4 % del total).

Los matrimonios disueltos por divorcio tuvieron una duración media de 16,5 años, similar a la del año anterior. El 32,4% de los divorcios se produjeron después de 20 años de matrimonio o más; el 20,7% entre cinco y nueve años; el 16,9% entre 10 y 14 años; el 15,6% entre 15 y 19 años; el 11,9% entre dos y cuatro años y el 2,5% en menos de dos años.

El mayor número de divorcios tuvo lugar en la franja de edad entre 40 y 49 años, tanto en hombres como en mujeres. La edad media de las mujeres en los procedimientos de divorcio fue de 45,9 años y en los hombres de 48,4.

En el 79,8% de los divorcios ambos cónyuges eran de nacionalidad española. En el 12,2% uno tenía nacionalidad extranjera y en el 8,1 % ambos eran extranjeros.

Matrimonios con hijos

En el 45,5% de los divorcios no había hijos menores o mayores dependientes económicamente; en el 43,1% tenían sólo hijos menores de edad; el 4,1% sólo hijos mayores de edad dependientes económicamente y el 7,3% hijos menores de edad y mayores dependientes económicamente.

En el 51,2% de los divorcios había hijos menores sobre los que otorgar la custodia. En el 3,5% de estos divorcios la custodia se otorgó al padre, en el 50,6% a la madre, mientras que en el 45,5% de los casos fue compartida y en el 0,4% se otorgó a otras instituciones o familiares.

Además, en el 55,3% de los casos se asignó una pensión alimenticia. En el 57,5% el pago correspondió al padre, en el 3,9% a la madre y en el 38,6% a ambos.

En el 7,4% de los divorcios se fijó una pensión compensatoria y en 9 de cada 10 casos, el pago de ésta fue asignado al esposo.

En lo que concierne a la presentación de la demanda, en el 70,3% de los casos fue presentada por ambos cónyuges, en el 19,3% por la esposa y en el 10,4% por el esposo.

La tasa de disoluciones matrimoniales por cada 1.000 habitantes en España fue de 1,8. La ciudad autónoma de Ceuta (2,6) registró la mayor tasa, mientras que Castilla y León (1,4) presentó la menor.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios