TV-Comunicación

Lo chanante es clásico

  • Comedy Central conmemora esta noche los 15 años de 'La hora chanante' nacida con Joaquín Reyes

La cuadrilla chanante hace 15 años: Julián López, Ernesto Sevilla, Joaquín Reyes, Raúl Cimas (en el cuadro), Carlos Areces y, sentado, Pablo Chiapella. La cuadrilla chanante hace 15 años: Julián López, Ernesto Sevilla, Joaquín Reyes, Raúl Cimas (en el cuadro), Carlos Areces y, sentado, Pablo Chiapella.

La cuadrilla chanante hace 15 años: Julián López, Ernesto Sevilla, Joaquín Reyes, Raúl Cimas (en el cuadro), Carlos Areces y, sentado, Pablo Chiapella. / comedy central

Lo chanante sería un fanzine firmado por Buñuel con chistes de Tip y Coll y una guinda del Gila más rural. Un puñado de referencias, desde lo castizo hasta el absurdo, se concentraron en el inenarrable programa surgido del ingenio y los recortes presupuestarios de Joaquín Reyes. Uno de los monologuistas más celebrados de Paramount Comedy aseguraba que podía crear un programa de sketches a la manchega usanza, con animaciones, personajes propios y esa indescifrable atmósfera que creó escuela. El 5 de mayo de 2002, tras un piloto, se estrenó La hora chanante y hoy, Comedy Central, marca heredera de aquel Paramount, estrena a las 22.15 Los años chanantes, un documental retrospectivo sobre los quince años de aquella innovación. Junto a la cuadrilla que después saltó a la Muchachada Nui de La 2 otros admiradores y compañeros de los chanantes darán su opinión sobre lo que supuso este programa nacido desde un canal temático y que, según este periódico, forma parte de los 100 programas imprescindibles de la historia de la TV en España.

Joaquín Reyes era uno de esos manchegos que quiso probar suerte en Madrid junto a unos amigos. Quería ser ilustrador pero al final las mejores caricaturas las hacía en su persona. Los Testimonios (las posteriores Celebrities) se convirtieron en hilo conductor de un programa deslenguado y un punto escatológico. Siempre sarcástico. David Ha- sselhoff, con perfecto acento de Chinchilla, fue el primer famoso anfitrión al que seguirían Carl Lewis, Montserrat Caballé, Stephen King o Karl Lagerfeld. Todos ellos sin perder su impostura de la Meseta. A las parodias de Reyes se le agregaría el "Gañaaaán" interpretado por Ernesto Sevilla (también era Bocaseca Man); el Payaso del propio Reyes; el Vicentín de Julián López (también era el Perro Muchacho y el Hombre Mierda); o El Trolacas de Raúl Cimas. Antes de Enjuto Mojamuto y Los Klanstein en TVE, Reyes y Carlos Areces dibujaron a Bizcoché, al Doctor Alce. Papa Popó o al señor Cactus, uno de los emblemas de este tesoro de Paramount. Pablo Chiapella, que acabaría siendo el más popular de todos ellos con La que se avecina, o Ignatius Farray completaron la excéntrica pandilla que estuvo cuatro años en la cadena de pago, hasta 2006, cuando fueron fichadoa por Javier Pons para la cadena pública y de ahí a Atresmedia.

Todos los chanantes recalaron en otros proyectos, en cine y televisión, forjando una prolífica cantera querida por el público. Todo empezó hace quince años. A Joaquín Reyes le molaba ponerse una peluca y vestirse de Rafaella Carrá con aroma a ajo de Las Pedroñeras...

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios