Toros

Galván y Escribano se reparten siete orejas en Los Barrios

  • El debutante Ibáñez pudo acompañarlos pero tuvo que conformarse con una ovación.

Galván y Escribano salen por la puerta grande de La Montera. Galván y Escribano salen por la puerta grande de La Montera.

Galván y Escribano salen por la puerta grande de La Montera. / Erasmo Fenoy

Comentarios 1

Gran tarde de toros en la Feria de Los Barrios. David Galván, muy vinculado a la Villa, y Manuel Escribano, ligado a Tarifa, se repartieron siete orejas, mientras que el novillero debutante Ibáñez pudo acompañarlos, pero tuvo que conformarse con una ovación.

Arrancó la tarde Manuel Escribano lanceando a la verónica al primero del festejo, un toro de embestida descompuesta y sosa, más patente esta por su flojedad, siguió los engaños con nobleza y permitió al torero realizar una faena aseada obteniendo los momentos más lucidos por el pitón derecho y al final de la faena, cerró con manoletinas jaleadas por el público. Previamente, en banderillas cubrió un airoso tercio cerrado por su conocido par al violín quebrando en paralelo a tablas. Finalizó con una estocada trasera y algo desprendida y cortó la primera oreja de la tarde. Al cuarto, que recibió de hinojos y brindó a Ssalvador Vega, le hizo una faena más compacta que a su primero, en la que destacó la primera tanda por el lado derecho, a la postre la de mejor embestida del animal, largo y humillado. El animal deslucía por momentos la labor de Escribano que, por su parte, mantuvo la intensidad cerrando por bernadinas y firmando una estocada entera, visto esto, dos orejas que fueron a parar a susve manos.

La entrega de David Galván es una seña de identidad, salió a recibir a su primero, un buen toro, con una lrga cambiada en el tercio seguida de un ramillete de lances de exquisito gusto, seguido, tras el trámite del paso por el caballo, de un quite capote a la espalda. Tras un buen tercio de banderillas de Álvaro Núñez y Rafael Limón, brindó Galván al público para iniciar la faena de muleta con elegante torería, hundiendo el mentón en el pecho y andándole hacia los medios. Vibrantes fueron las series cuando tiraba y alargaba la embestida del toro rematando los muletazos por debajo de la pala del pitón. Sobrado de torería ligó circulares por ambos pitones que, junto a unas apretadas manoletinas, sirvieron como epílogo de faena y antesala de una estocada que puso en sus manos las dos orejas del toro.

Airoso recibo al quinto de la tarde lanceando a pies juntos echándole el capote abajo con el que volvió a enganchar al respetable. Se dobló por abajo con el toro e hilvanó muletazos casi a regañadientes, obligándolo a seguir los vuelos. Según avanzaba la faena se fue encontrando cada vez más a gusto en las cercanías, y a base de porfiarle y templar uno a uno los muletazos, resolvió una actuación completa que volvió a firmar con otra estocada entera y las dos orejas que volvió a pasear en triunfo.

Le costó a José Ibáñez acoplarse de capa con el novillo de su debut, fuerte y brusco de salida.Puso voluntad en su labor, ante un novillo que exigía mayor rodaje. Siempre salía de la muleta dando un tornillazo con la cara arriba, con la inoportuna, pero difícil de evitar, consecuencia de los enganchones en las telas. Buena estocada al segundo intento aunque el desacierto del puntillero dejó el premio en una sonora ovación.

En el sexto anduvo mucho más centrado y supo aprovechar las medias embestidas de su oponente exprimiéndolas con lucimiento y acierto. Aun con la lógica falta de recursos tenía el triunfo en las manos, acertó con una gran estocada, pero se amorcilló el astado, llegando a sonar hasta dos avisos, y todo quedó en una nueva ovación.

 Ficha del festejo:

Plaza de toros La Montera, Los Barrios. Domingo 13 de mayo de 2018. Alrededor de media entrada. Se lidian 4 toros y 2 novillos de El Torero, destacando el segundo, el resto sosos y faltos de entrega. Manuel Escribano, de marino y oro. Oreja y dos orejas. David Galván, de verde y oro. Dos orejas y dos orejas. Y José Ibáñez, que debuta con picadores, de blanco y plata. Ovación y ovación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios