Diario de Sevilla Mantenemos la cita diaria en los quioscos como actividad esencial decretada por el Gobierno en la crisis del coronavirus

Salir al cine

Navidades 'prestige' en Netflix

  • 'Historia de un matrimonio', 'Atlantique' y '¿Dónde está mi cuerpo?' se suman a 'El Irlandés' en la oferta de prestigio autorial de la plataforma para esta temporada prenavideña. 

A pesar de lo que pudiera parecer, Netflix tiene cada vez menos películas en su catálogo, hasta un 40% en su oferta norteamericana de 2019 (3.850 títulos) en relación a lo que tenía tan sólo hace cinco años en 2014 (6.500 títulos). Espejismo y paradoja de este tiempo de transformaciones del consumo audiovisual que, como hemos señalado ya en alguna ocasión, ha marginado el fondo de armario y el caladero de la historia del cine por una rápida y constante renovación de contenidos de última creación, rabiosa actualidad y escaso sentido de la trascendencia.

La oferta de títulos de la plataforma se ha reducido un 40% entre 2014 y 2019.

Con todo, la apuesta de la plataforma que controla Ted Sarandos parece tener cada año un caballo de Troya para su paulatina conquista del estatus de major en un Hollywood cada vez más atomizado. Si a finales de 2018 fue Roma, de Alfonso Cuarón, este último tramo de 2019 viene liderado por la monumental El irlandés, de Martin Scorsese, un filme que ha conquistado el corazón de la crítica (ya está en todas las listas de cierre del año y se postula como gran candidata al Oscar) y, lo que es si cabe más importante, generado numerosa circulación informativa y debates viralizados entre aquellos que la consideran una obra maestra o casi, los perezosos que preferirían trocearla por capítulos a la manera de una serie o los que opinan que es una muestra más del declive del director de Taxi driver.

Al Pacino y Robert de Niro en una imagen de 'El irlandés'. Al Pacino y Robert de Niro en una imagen de 'El irlandés'.

Al Pacino y Robert de Niro en una imagen de 'El irlandés'.

Sea como fuere, El irlandés vuelve a tirar del carro de ese prestigio transversal tan deseado por la plataforma, que por cierto acaba de comprar su primer cine en el corazón de Manhattan, como estrategia para reivindicar su liderazgo de marca en la industria y contrarrestar las por otro lado lógicas acusaciones de ser una mera fábrica de fast-food audiovisual cortado por unos mismos patrones estéticos y narrativos.

En una misma operación de prestigio llega mañana viernes a Netflix el nuevo largo de Noah Baumbach, Historia de un matrimonio, un filme que acumula excelentes críticas y posiciones de privilegio en las listas de lo mejor del año desde su presentación a concurso en Venecia y su estreno limitado en salas hace unas semanas. Protagonizada por Scarlett Johansson y Adam Driver, la cinta se adentra en las cuitas de un matrimonio en trance de separación, y los más entusiastas la saludan ya como la mejor película de su director (que ya había rodado para Netflix su anterior The Meyerowitz stories) en su diagnóstico veraz, agridulce y doloroso de las consecuencias personales, familiares y profesionales de un divorcio a la americana. 

'Historia de un matrimonio' es la segunda cinta de Noah Baumbach para Netflix tras 'The Meyerowitz stories'.

Sorprende y gratifica encontrar en Netflix un filme como Atlantique, de la franco-senegalesa Mati Diop, a la sazón sobrina del gran Djibril Diop-Mambety (Touki Bouki), un título comprado para su distribución por la plataforma tras su estreno en Cannes (Premio del Jurado) que se acerca a la juventud de Dakar, a la encrucijada entre la tradición y la modernidad o el deseo de huir a Europa, en las claves del relato romántico y con apuntes de género fantástico-zombi.

Una imagen de 'Atlantique', de Mati Diop. Una imagen de 'Atlantique', de Mati Diop.

Una imagen de 'Atlantique', de Mati Diop.

La animación adulta también se ha hecho su hueco en esta oferta prenavideña a través de ¿Dónde está mi cuerpo?, de Jérémy Clapin, que cuenta con seis nominaciones en los Premios Annie del cine de animación independiente y ha sido seleccionada entre las finalistas a los Premios de la EFA. Su premisa no puede ser más original y estimulante: Una mano cortada se escapa de un laboratorio con un objetivo crucial, volver a encontrar el cuerpo al que pertenece. La crítica internacional también parece haberse rendido a los encantos y hallazgos visuales de una cinta que reflexiona sobre la pérdida de un ser querido, la búsqueda de la identidad y el sentido de la pertenencia.

El 'true-crime' 'The confession klller' sigue los pasos de Henry Lee Lucas, dudoso autor confeso de 600 asesinatos.

Entre la poco estimulante oferta de películas, series y miniseries de temática navideña (Un príncipe de Navidad: un bebé real, Navidad en casa o la española Días de Navidad) y el morboso reencuentro ficcional entre los papas Benedicto (Anthony Hopkins) y Francisco (Jonathan Pryce) ideado por Fernando Meirelles en Los dos papas (estreno 20 diciembre), queda el consuelo de encontrar al menos uno de esos true-crime que tantas satisfacciones nos han dado en estas últimas temporadas: a partir de mañana, The Confession killer desarrolla en cinco capítulos la historia de Henry Lee Lucas, un asesino en serie que, después de ser condenado por matar a tres personas, incluyendo a su propia madre, confesó otros 600 asesinatos para sorpresa de las autoridades. Sin embargo, periodistas y abogados encontraron incongruencias en el cronograma de Lucas y las pruebas de ADN comenzaron a contradecir sus afirmaciones.         

Trailer 'The confession killer'.