El confort de lo sostenible

  • El nuevo hotel La Parada del Marqués combina tradición y diseño industrial en una rehabilitación eficiente

El número 45 de la calle Marqués de Paradas ha sido hasta hace unos días una antigua casa sevillana. Ahora, luce renovada por dentro y por fuera para acoger a un nuevo establecimiento hotelero que, bajo el nombre La Parada del Marqués, tiene la particularidad de pertenecer a ese 1% de las edificaciones que alcanzan la clasificación energética A. Una respetuosa rehabilitación y la apuesta por la sostenibilidad marcan la singularidad de este hotel, que también se distingue por ser de los pocos que cuentan con una plantilla 100% femenina.

Al frente del inmueble, Rocío Ustarán, quien tras más de 25 años de experiencia en la gestión turística, en los que ha podido conocer las necesidades y preferencias de los turistas que visitan la ciudad, se adentra en un nuevo proyecto "ilusionante". "El confort y la atención personal a los huéspedes es nuestra máxima. Queremos que se sientan como en su propia casa", detalla. Una veintena de habitaciones, cada una con sello propio y luz natural, permite que el trato al cliente sea más cercano. Además de las habitaciones, los huéspedes pueden disfrutar de diferentes espacios como patios, balconadas, terrazas, salones... Instalaciones remozadas y modernas que hacen merecedor al lugar de la mejor distinción energética y convierten en alojamiento singular.

Para poner en marcha el hotel, a diario trabajan en él siete personas contratadas, además de la propia directora. Experiencia, cualificación y juventud se funden en un equipo compuesto por mujeres.

El proyecto ha obtenido el apoyo de los Fondos Europeos (Feder) acogiéndose a la Orden de Incentivos Industriales de la Junta de Andalucía que gestiona la Agencia IDEA. De la coordinación de los equipos de trabajo y el diseño de la identidad corporativa se ha encargado la empresa de creatividad estratégica Asesoramientos Únicos, especializada en hostelería y restauración.

De la rehabilitación de esta casa histórica se ha hecho cargo PRP Arquitectos. En la vivienda de tres plantas y techos de gran altura se han recuperado y mantenido todos los elementos originales posibles: como sus suelos de mármol e hidráulicos, la puerta de la entrada, los artesonados, la galería privada de la primera y segunda planta, las antiguas paredes de ladrillo, la escalera principal y la secundaria, el torreón en la azotea... A ello, se han aportado elementos estructurales de carácter industrial y las más modernas instalaciones de climatización, aislamiento acústico y térmico, iluminación led de última generación y energía termosolar.

Los espacios comunes se distribuyen en tres patios abiertos, un patio en planta baja que ya estaba cerrado en la edificación original, amplios distribuidores en primera y segunda planta con suelos hidráulicos y office de planta, una azotea/solárium desde la que disfrutar de las vistas de la ciudad, un amplio salón de estar y una sala de desayunos.

La tradición y lo industrial vuelven a fundirse en la decoración. Realizada por Fusté Studio, se caracteriza por la mezcla de muebles tradicionales, el cambio de uso de materiales ya existentes como puertas convertidas en mesas, espejos o cabeceros, el lucernario, paños de azulejos colocados decorativamente en las paredes… y toques industriales. Se combinan materiales como hierro, papel, madera y ladrillo. Una decoración fresca muy vinculada a los espacios de una casa señorial andaluza con elementos naturales de tradición regional (como la nea, los colores claros en madera y los suelos hidráulicos) pero usados con una visión renovada.

Cada habitación cuenta con luz natural, baño y cama doble y posee una decoración única. Destacan siete habitaciones premium familiares aptas para hasta cuatro personas y una habitación en planta baja adaptada a minusválidos. Diez disponen de un espacio privado que amplía su estancia por medio de balconadas, corredores, patios y terrazas privadas. El torreón, situado en la azotea, es la suite. Cada planta del edificio está diseñada en una gama cromática: planta baja, en color azul; primera planta, en color amarillo; segunda planta, en color verde, y tercera planta, en colores terracota.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios