Acuerdo comercial con China

Jamón con hueso para relanzar las ventas de porcino a China

  • La balanza comercial es favorable a la comunidad andaluza, aunque la exportación de carne al país asiático ha bajado a la mitad este año.

Cortando una pata de jamón ibérico. Cortando una pata de jamón ibérico.

Cortando una pata de jamón ibérico.

La balanza comercial entre Andalucía y China es claramente favorable para nuestra comunidad autónoma, pero la producción agroalimentaria no tiene un papel destacado, sino que son los minerales los que dan ventaja a las producciones andaluzas. En lo que va de año mientras que la exportación de aceite al país asiático se mantiene, la de productos cárnicos ha sido descendente y ha llegado a reducirse a la mitad.

Se espera que la visita a España del presidente de la República Popular China, Xi Jinping, y la firma de dos protocolos para iniciar las exportaciones de uva de mesa y ampliar los productos de porcino desde España hacia el país asiático, sea un revulsivo que anime las exportaciones agroalimentarias de Andalucía a China. Lo relevante del nuevo protocolo de porcino es que amplía significativamente la gama de productos autorizados, sumando la carne fresca y productos curados como el jamón, paleta, lomo, salchichón y chorizo. Hasta ahora lo que se exportaba a China era carne y despojos congelados.

Entre los productos procesados España solo podía exportar jamón deshuesado y con el nuevo acuerdo comercial se da luz verde a productos de mayor valor añadido, como el jamón con hueso y los demás productos curados, que van a acceder así al mayor mercado del mundo. Además, el nuevo texto con los requisitos sanitarios y zoosanitarios de las exportaciones de porcino de España, va a permitir la exportación de carne fresca refrigerada, optando con ello a un nuevo nicho de mercado con productos de alta calidad y con una mayor diferenciación del producto.

China es, con gran diferencia, el mayor mercado de productos de porcino, al consumir aproximadamente el 50% del total que se produce en todo el mundo. Además, el porcino supone dos tercios del total del consumo de carnes en la dieta de los chinos, y aunque son también los principales productores del mundo, constituyen el primer mercado de importación.

En los últimos años España ha venido escalando posiciones hasta convertirse en 2017 en el primer exportador de carne de cerdo a China, y el cuarto exportador de despojos, con un total de 373.000 toneladas, por valor de 574 millones de euros, lo que convierte a este producto en la primera rúbrica de exportación de España a China.

Sin embargo, en lo que va de año, según los datos facilitados por Extenda correspondientes al periodo que va entre enero y septiembre, las ventas de productos cárnicos de Andalucía a China, por un valor de 21 millones de euros se ha reducido a la mitad, al registrar un descenso del 52%.

El Cinco Jotas, a por todas

El Grupo Osborne, propietario de la marca Cinco Jotas , líder en la venta de jamón ibérico de bellota en China, aplaude la rúbrica del acuerdo comercial entre los dos países. “La firma del nuevo protocolo nos permitirá reforzar la posición de liderazgo de Cinco Jotas en el mercado chino”, ha declarado Ignacio Osborne, presidente del Grupo Osborne, propietario de la firma de Jabugo, quien ha destacado también el avance para el conjunto del sector: “El acuerdo va a suponer un importante impulso a las exportaciones de cerdo a China, que ya ocupan el primer puesto dentro del total de exportaciones agroalimentarias. De hecho, España es ya hoy el segundo país proveedor de porcino en China sólo por detrás de EE.UU.

Uva de mesa

El segundo de los protocolos del acuerdo comercial se refiere a la exportación de uva de mesa. Hasta ahora España solamente podía exportar cítricos en virtud del Protocolo suscrito en 2005, así como melocotón y ciruela según el Protocolo firmado en 2016. China no admite negociar más de una fruta a la vez, por lo que la firma de un nuevo Protocolo en solo dos años es muy poco habitual por la complejidad que entraña, con la realización de un análisis de riesgos fitosanitarios, y la necesaria negociación de las medidas de mitigación que aseguren un comercio seguro sin riesgo de diseminación de plagas.

A pesar de que China es el primer productor de frutas del mundo, es también el principal consumidor y sus importaciones vienen aumentando año tras año. En 2017 China importó un total de 4,5 millones de toneladas de frutas por valor de 5.643 millones de euros, en su mayoría procedentes de países de la región del sureste asiático. No obstante, la gran demanda de frutas variadas y de alta calidad hace que China compre cada vez más en mercados lejanos. China produce aproximadamente 11 millones de toneladas de uva de mesa y en 2017 importó 216.000 toneladas por valor de 520 millones de euros.

La previsión, según el Ministerio de Agricultura, es que en los próximos años las importaciones sigan aumentando, siguiendo la tendencia actual. Los principales exportadores de uva de mesa a China son países del hemisferio sur, Chile, Perú, Australia y Sudáfrica, aunque también EE.UU. tiene ventas por importes muy significativos, de hecho el año pasado exportó a China 17.000 toneladas por valor de 46 millones de euros.

El principal interés de China es para la fruta de elevada calidad, principalmente sin semillas y para variedades nuevas en este mercado que puedan aportar una diferencia con la producción doméstica. A la entrada en territorio chino, las uvas de mesa de España tendrán un arancel del 13% y un IVA del 11%. España exportó en 2017 un total de 24.000 toneladas de fruta a China por un valor de 33 millones de euros, en su mayor parte cítricos.

Balanza comercial Andalucía-China

En la última década, los intercambios comerciales Andalucía-China se han incrementado un 88%, pasando de 1.259 millones de euros en 2008 a 2.372 millones de euros en 2017. En este tiempo Andalucía ha multiplicado por 5 su tasa de cobertura, del 22,4% al 108%, pasando de un déficit en su balanza comercial de 799 millones de euros a un superávit de 90 millones de euros.

Esta mejora es muy superior a la media de España, cuya tasa de cobertura ha crecido en 14 puntos en lo que va de década, del 10,5% al 24,4%. En la actual década, China ha pasado de ser el mercado 15º de Andalucía, con el 1,4% de las exportaciones, a ser el 8º, con el 4%.

"Andalucía triplica el crecimiento experimentado por las ventas de aceite de oliva de Italia a China"

Y en la década analizada, entre 2008 y 2017, los productos que más suben en las ventas de Andalucía a China son los Cárnicos, que alcanza los 52 millones de euros, cuando en 2008 sólo exportó 40.000 euros; las preparaciones alimenticias diversas, que multiplica sus ventas por 42, aumentando un 4.479%, al pasar de 0,7 millones de euros a 30 millones de euros; y los Minerales, que multiplicaron por 14 sus ventas. En esta década el aceite de oliva se sitúa en cuarto lugar al multiplicar por 12 sus ventas, pasando de 10 millones de euros a 115 millones de euros. Con esta evolución Andalucía triplica el crecimiento experimentado por las ventas de aceite de oliva de Italia a China.

Y en lo que va año, entre enero y septiembre de 2018, las ventas de Andalucía a China alcanzaron los 1.037 millones de euros, lo que supone un crecimiento del 19,8% respecto a enero-septiembre de 2017, casi el 11 veces más que la media de España que subió un 1,8% y el segundo mayor de los 10 primeros mercados de Andalucía.

Este año, Andalucía exportó a China principalmente minerales, con 839 millones de euros, le siguen aceite de oliva, con 50 millones de euros y cobre y sus manufacturas, con 27 millones de euros. En cuarto lugar están productos cárnicos, con 21 millones de euros, seguidos de productos químicos orgánicos, con 10,4 millones de euros y ; pescados, crustáceos y moluscos, con 8,5 millones de euros, que multiplica por 7 las ventas y es el mayor crecimiento.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios