Entrevista al presidente de Pitayas de Andalucía

Alberto Garrocho: La pitaya se hace hueco en el cultivo de los frutos rojos

  • A mitad de julio se constituyó la Cooperativa Pitayas de Andalucía con 26 socios de Huelva, Sevilla, Cádiz, Extremadura y dos de Portugal. “En tres años queremos que se convierta en la fruta reina del verano”

Alberto Garrocho muestra una pitaya. Alberto Garrocho muestra una pitaya.

Alberto Garrocho muestra una pitaya.

Hace tres años que un grupo de productores de frutos rojos de Huelva incorporaron la pitaya a sus cultivos en un afán de completar el calendario de producciones y mantener activas las explotaciones durante todo el año. El fruto promete, pues además de ser de fácil cultivo, resistente a las plagas y consumir poca agua, es muy demandado en los mercados internacionales. Todo ello ha llevado a los productores ha organizarse en una cooperativa que acaba de ver la luz. Su presidente, Alberto Garrocho, nos cuenta las características de lo que quieren convertir en “la fruta reina del verano”.

–¿Cuándo y por qué constituyen la Sociedad Cooperativa Pitayas de Andalucía?

–La Sociedad Cooperativa de la pitaya se ha constituid el viernes 17 de julio y se crea por una necesidad; somos pequeños agricultores con una pequeña cantidad de producto y hasta ahora lo vendíamos en las tiendas locales, pero cuando vayamos produciendo más kilos vamos a necesitar tener una línea de comercialización y para ello lo mejor es hacer una cooperativa y que entre todo el que quiera. Es un cultivo interesante y buscamos que a la vuelta de tres años se convierta en la fruta reina del verano. A mí me encanta, llevo tres años produciéndolo.

–¿Cuántas cooperativas forman parte de la nueva cooperativa?

–Somos unas 26 ó 27.

–Es la primera cooperativa que incorpora a agricultores de diferentes países ¿qué supone eso?

–Tenemos dos agricultores portugueses. Hay de Cádiz, de Sevilla, de Huelva y también de Extremadura que es otra comunidad autónoma. Ahora mismo hay un interés muy grande por conseguir plantas, incluso se están cometiendo algunos fraudes. Hay que tener cuidado; no es fácil que de la noche a la mañana se puedan sembrar muchas hectáreas porque no hay material vegetativo y se está vendiendo mucho material que no es bueno para ello y no van a florecer nunca. Se siembra un esqueje, los hay que son sólo vegetativos y otros que son productivos y vegetativos.

–¿Qué caracteriza a la pitaya?

–Tiene una fecha muy buena porque se empiezan a recoger los primeros frutos en el mes de junio, que es cuando estamos terminando con la campaña fuerte de fresa y los arándanos también están flojos a no ser las variedades tardías, osea que es un cultivo que coge un espacio que permite a las empresas apostar por mantener la plantilla y por estar siempre facturando, haciendo negocio que es el camino que tiene que tomar cualquier empresa agrícola hoy día.

–¿Y cómo es el cultivo?

–Se puede plantar en cualquier tipo de suelo, no necesita que sea arenoso o arcilloso y en los meses de septiembre, octubre, noviembre, diciembre, enero y febrero el consumo de agua puede estar en torno a dos litros semanales por planta y luego en los meses siguientes, cuando empieza a producir, la cantidad de agua se va al doble, cuatro litros semanales por planta, es decir que consume ocho o diez veces menos de agua que los frutos rojos.

–¿Por qué no necesita fitosanitarios?

–Como es un cactus tiene espina y los insectos no se acercan, puede haber algún pulgón en las flores nuevas porque tienen mucha melaza y por tanto mucha azúcar, pero incluso si no se trata no le afecta al fruto y como es poco, incluso con agua se quita y ya está, no llega al fruto, ni estropea la planta.

Origen

–¿Cuál es el origen de la pitaya y por qué se da bien en la zona sur occidental de la península ibérica?

–Pues se empieza a hacer en Vietnam, que es el productor principal y en México también se cultiva. Se da bien aquí porque la planta soporta hasta dos grados bajo cero cubierta de plástico y esa temperatura aquí es difícil que llegue. En los tres o cuatro años que se lleva conociendo esta fruta las plantaciones van funcionando, cada vez se planta mejor, se empieza a hacer el entubado de diferentes formas; se está empezando a conocer la planta.

–¿Cómo es actualmente su consumo?

–Hay mucho tirón de consumo, tanto en España como fuera. La demanda que hay de pitaya en Europa no se cubre ni en un 10%, hay bastante demanda y será cada vez mayor porque ahora el consumidor la está viendo a unos precios desorbitados, pero con el tiempo se irán regularizando. Es una fruta que llama mucho la atención; tienen una presencia muy atractiva y uno se enamora nada más que la ve.

Garrocho muestra el cultivo de las pitayas. Garrocho muestra el cultivo de las pitayas.

Garrocho muestra el cultivo de las pitayas.

–¿Y la producción?

–La producción de este año va a ser poquita y está vendida de sobra. Ayer me llamaron de una cadena alemana pidiendo un par de palés semanales y no podemos atender eso.

–¿Dónde se vende la pitaya fuera de España?

–En Europa y los Emiratos Árabes se han interesado por nuestra fruta y el mercado nacional también es muy interesante. Pero aún no tenemos volumen para atenderlo todo.

–¿Qué es lo que va a aportar la cooperativa a los productores?

–Básicamente la cooperativa aporta comercialización y asesoramiento técnico.

Garrocho en el invernadero de pitayas. Garrocho en el invernadero de pitayas.

Garrocho en el invernadero de pitayas.

–¿Y en frutos rojos cómo ha ido la campaña?

–En la fresa se han cubierto costes prácticamente, el arándano ha estado mejor que el año pasado, ha habido menos producción y los precios han sido bastante mejores y la frambuesa ha estado en empate o e pérdidas.

–¿Cómo ha afectado el coronavirus al sector?

–Pues nos ha hecho daño aunque al final prácticamente hemos salido en paz y salvado la campaña. Esto apuntaba muy mal, pensábamos que iba a ser una hecatombe por los problemas con la mano de obra, por que pudiera aparecer el Covid en una central; había una incertidumbre enorme y, claro, el descenso del consumo se ha notado mucho también. En fresa ha habido semanas que hemos tirando el 50% para industria. El precio final ha sido solo para cubrir coste.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios