Presupuestos de la Junta de Andalucía 2019 El Gobierno del PP y Ciudadanos se reúne por primera vez con Vox para abordar los Presupuestos

  • PSOE y Adelante declinan la oferta del consejero de Hacienda a la espera de conocer el proyecto de cuentas autonómicas, que se aprobará el jueves 

Juan Bravo conversa en el Parlamento con Francisco Serrano, Eugenio Moltó y Francisco José Ocaña Juan Bravo conversa en el Parlamento con Francisco Serrano, Eugenio Moltó y Francisco José Ocaña

Juan Bravo conversa en el Parlamento con Francisco Serrano, Eugenio Moltó y Francisco José Ocaña / Julio Muñoz / EFE

Comentarios 6

A sólo cuatro días de conocerse los pormenores del anteproyecto de Presupuestos de la Junta para 2019, el consejero de Hacienda, Juan Bravo, comenzó ayer a allanar el camino hacia su aprobación. El responsable de las cuentas autonómicas no dejó pasar ni 24 horas desde el cierre de los colegios electorales para activar la negociación.

Logró su objetivo sólo a medias, pues lo que iba a ser una ronda de contactos se convirtió en una reunión entre el Gobierno bipartito y Vox, su socio parlamentario. Se trató del primer encuentro formal, por muy preliminar que fuera, entre el bipartito de PP y Ciudadanos y Vox, para intentar granjearse el apoyo de los 12 diputados que tiene el partido de Santiago Abascal en la Cámara autonómica.

Pocos días antes de la convocatoria electoral, el portavoz de la formación en Andalucía, Alejandro Hernández, aseguró que, a pesar de que soportan al Gobierno, no se habían sentado a negociar los Presupuestos. El diputado cordobés incluso criticó a PP y Ciudadanos por las conversaciones que sí han mantenido con el PSOE a cuenta de la renovación de los órganos de extracción parlamentaria.

La postura de Vox en estos meses se ha movido de forma pendular entre la amenaza y la complacencia, pero siempre acaban aludiendo al acuerdo de investidura de 37 puntos que firmaron con el PP y que permitió la llegada de Juanma Moreno al Palacio de San Telmo.

La negociación presupuestaria es la prueba de fuego de esta alianza, que corre el riesgo de sufrir algún cambio tras los comicios del domingo. Abascal y los suyos coquetean con entrar en los gobiernos donde sean decisivos después de la experiencia andaluza.

La paradoja es que su resultado ha sido bastante peor en las autonómicas del 26 de mayo que en las andaluzas del 2 de diciembre. La entrada de Vox en el Ejecutivo andaluz es, a día de hoy, una quimera, pero PP y Ciudadanos son conscientes de que casi el 11% de los votantes se decidió por la papeleta verde en Andalucía.

En este nuevo escenario, la intención de Juan Bravo era escuchar a los portavoces de los grupos de la oposición en la comisión de Hacienda, Industria y Energía para que le transmitieran sus “expectativas” respecto al anteproyecto de ley de Presupuestos que el Consejo de Gobierno aprobará este jueves. “La idea del consejero es negociar con todos”, apuntaron fuentes del Ejecutivo, y “ser sensible” con las peticiones de PSOE, Adelante Andalucía y Vox. Por el momento, Bravo logró un éxito a medias.

Adelante Andalucía, de forma estruendosa, y el PSOE declinaron la invitación. “Estamos radicalmente en contra de las bases fiscales de este anteproyecto”, recordaron los socialistas, que están a la espera de que las primeras cuentas no socialistas de la Junta se conozcan en su integridad. Mucho más vehemente fueron en la confluencia de Podemos e IU. “No maquillaremos a la derecha”, dijo el secretario Político de la formación morada, Pablo Pérez Ganfornina.

A pesar de que la Consejería de Hacienda no había informado públicamente de esta ronda de contactos preliminar, los confluyentes criticaron el “postureo” de Juan Bravo y su propuesta de reunión a los portavoces de la oposición. “Convocarnos a negociar el presupuesto sin tener el documento completo es una mera operación de marketing. Pensábamos que habían acabado las elecciones, pero parece que no”, ironizó el dirigente de Podemos.

Convencido de que el Gobierno andaluz “sigue en campaña” y de que quiere “ganar tiempo” ante la constitución de los gobiernos locales (15 de junio), Pérez Ganfornina invitó al PP y Ciudadanos a “quitarse la careta”. Los socialistas, que están de acuerdo con Adelante en las críticas al desconocimiento del proyecto, rechazaron de forma más discreta participar en la reunión.

La líder regional del PSOE, Susana Díaz, cargó duramente contra el Ejecutivo cuando, a diez días del 26-M presentaron en el Consejo de Gobierno las líneas maestras del proyecto de Presupuestos de la Junta para 2019. En dos días se acaban las dudas, pues las primeras cuentas no socialistas de Andalucía comenzarán un trámite que, si sale según lo previsto, finalizará a mediados de julio con la aprobación del Presupuesto.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios