Las claves del día Suscríbete a nuestra 'newsletter' y recíbela cada mañana de lunes a viernes

Barómetro joly andalucía Estimación de voto y conocimiento de líderes políticos

El PSOE apenas sufre el efecto de la crisis

  • Los resultados se asemejan al 9-M pero reproducen la tendencia de leve bajada socialista y aumento popular desde 2004

nEl Barómetro Joly Andalucía concluye que si hubiese elecciones autonómicas en la actualidad, los ocupantes de los sillones del Parlamento andaluz serían prácticamente los mismos, ya que el porcentaje que obtienen los principales partidos apenas se modifican. Como muestra la página anterior, un 64,7% de los consultados opina que no es bueno que el PSOE siga en el poder después de 26 años, pero un 52,39% está de acuerdo con que los populares no han logrado ser una alternativa seria y creíble en ese tiempo. Sea como consecuencia de estas circunstancias o no, las diferencias entre la estimación de voto y los resultados de las autonómicas de 2008 son mínimas. En cualquier caso, van en consonancia con la tendencia de cierta bajada socialista y una mejora para los populares. Los resultados de la consulta son los siguientes: el PSOE obtendría el 46,49% de los votos, 39,63% el PP y 7,26 % IU.

En marzo el PSOE-A ganó con mayoría absoluta y obtuvo, con el 48,41% de los votos, 56 de los 109 escaños del Parlamento andaluz. Una victoria incontestable aunque los números se tradujeron en la pérdida de cinco parlamentarios respecto a 2004, cuando logró el 50,36% de los sufragios.

Los populares, que ya lograron ser el partido más votado en las ocho capitales en las municipales de 2007 concretaron este alza con el salto de 37 a 47 parlamentarios y del 31,8% de los votos de hace cuatro años al 38,45%. El arco parlamentario se completa con IU, que ha mantenido sus seis escaños gracias al 7,05% de sufragios y según el barómetro alcanzaría el 7,26%. En cuanto a la labor de las tres formaciones, los datos del Barómetro Joly Andalucía reflejan que ninguno llega al 30% de valoraciones positivas. No obstante, la legislatura sólo ha echado a andar y en la agenda de la Cámara están a pocos meses de su tramitación las leyes de muerte digna, el agua o la vivienda, entre otras. Por lo demás, la crisis económica viene marcando de manera clara el arranque de este nuevo periodo.

En cuanto al conocimiento de las principales personalidades políticas de la comunidad, el presidente de la Junta es el que obtiene un porcentaje mayor (95,8%), seguido del presidente del PP-A (92%). Chaves (5,1) y Arenas (5) obtienen un aprobado raspado que no alcanza el coordinador de IU, Diego Valderas, al que conoce un 46% y logra un 4,7. A partir de los líderes de las tres formaciones parlamentarias, la más conocida es la ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, con un 69,8%. La ex consejera de Economía supera en conocimiento a miembros actuales del Ejecutivo autonómico, como el vicepresidente primero y consejero de la Presidencia, Gaspar Zarrías (49%) y muy por encima del titular de Innovación, Francisco Vallejo (26%), y del vicepresidente segundo y consejero de Economía, José Antonio Griñán (25,3%).

La alcaldesa de Córdoba, Rosa Aguilar (IU) alcanza un 54,7% en grado de conocimiento, notablemente más elevado que el de otros alcaldes como el de Alcalá de Guadaíra (Antonio Gutiérrez Limones, PSOE, 12%), la de Marbella (Ángeles Muñoz, PP, 11,5%) y Fuengirola (Esperanza Oña, PP, 25,5%). En cuanto a otras personalidades de cierta proyección, un 21,8% sabe quien es la ex presidenta del Parlamento andaluz, Mar Moreno; un 28,8%, en el caso de Bibiana Aido, ministra de Igualdad, y un 13,2% Pilar González, secretaria general del PA.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios