Cómics

La espada inoxidable

Una imagen de la obra. Una imagen de la obra.

Una imagen de la obra.

Se ve que la reedición del material clásico de Conan en España está siendo un éxito, pues Panini acaba de inaugurar la Biblioteca Conan, que ofrece en un nuevo formato lo que ya se estaba publicando en gruesos volúmenes de edición limitada. Personalmente, no puedo estar más contento, porque todo Conan me parece poco y porque me alegro de que se pongan estas páginas al alcance de la mayoría de los lectores y no sólo de los coleccionistas más acérrimos. Con esta intención, la Biblioteca Conan tiene periodicidad mensual y un precio de 20 euros, con la consiguiente reducción de páginas con respecto a los tomos limitados. La colección ha comenzado directamente con La espada salvaje de Conan (y su precedente, Savage Tales), esto es, las revistas en blanco y negro para adultos (por algún que otro desnudo y el nivel de violencia, mayor que el de los comics books), o sea, las historietas de mayor calidad de todo el periplo del bárbaro en Marvel (imagino que, en la decisión de aplazar una posible reedición de la cabecera a color Conan The Barbarian habrán influido el que Planeta lo haya servido una y otra vez en los últimos años).

El primer tomo de esta biblioteca se titula Clavos rojos y otros relatos y recopila todas las historietas del cimerio publicadas en los primeros cinco números de la revista Savage Tales, entre 1971 y 1974. El grueso lo compone la fenomenal adaptación del relato (casi una novela corta) Clavos rojos, el último escrito por el creador de la criatura Robert E. Howard y uno de los mejores del conjunto literario del bárbaro. La adaptación corrió a cargo del escritor Roy Thomas, el hombre que llevó Conan a Marvel y dirigió con brillantez sus andanzas durante la primera década, y el extraordinario dibujante Barry Smith, que supera aquí con creces su trabajo en Conan The Barbarian. El resultado es una joya, el tebeo perfecto de Conan, y uno no se cansa de releerlo. Van otras historietas, más los artículos, ilustraciones, portadas a color y un sinfín de material que enriquece la lectura.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios