Resultados elecciones municipales Granada Paco Cuenca gana pero la derecha suma

  • El PSOE alcanza los 10 concejales, pero la suma con Podemos-IU se queda en 13

  • El popular Sebastián Pérez podría ser alcalde pese a tener los peores resultados de la historia del partido

  • Ciudadanos vuelve a ser la llave para elegir al próximo alcalde junto a Vox

Paco Cuenca gana pero la derecha suma Paco Cuenca gana pero la derecha suma

Paco Cuenca gana pero la derecha suma / Álex Cámara.

Después de 32 años el PSOE de Paco Cuenca ha vuelto a ganar unas elecciones municipales en Granada con 10 concejales. Hay que retroceder hasta Antonio Jara para encontrar a un candidato socialista como el más votado en la capital, mientras que Sebastián Pérez ha tenido con el PP el peor resultado de los populares de su historia con 7 ediles.

La paradoja es que a Sebastián Pérez le dan los números para poder ser el alcalde de Granada de la próxima década si se repite el pacto a la andaluza con Ciudadanos (4 concejales) y Vox (3), mientras que a Paco Cuenca no le salen los números con Podemos-IU-Adelante (3 concejales) y su única opción será llegar a un acuerdo con la formación naranja, que, por otra parte, se ha estancado en los mismos concejales que ya consiguió en 2015, también con Luis Salvador como candidato, y se queda muy por debajo de las expectativas aunque vuelve a quedar como llave indispensable para el próximo mandato, pero sin posibilidades de aspirar a la Alcaldía.

La puerta del Ayuntamiento tiene dos llaves y, si la primera la tiene Luis Salvador, la segunda ya está en manos de Onofre Miralles. El bloque de centro derecha PP, Cs y Vox suma los 14 concejales que dan la mayoría, mientras que PSOE y Podemos-IU-Adelante se quedan en 13, a un solo concejal de poder formar una mayoría de izquierdas.

Y eso que Paco Cuenca ha conseguido situarse en lo más alto de la horquilla de entre 8 y 10 concejales que se le atribuían, con 35.346 votos (32,65%) al 97% del escrutinio. Por su parte, Sebastián Pérez se ha quedado con 25.288 (23,36%) Ciudadanos 16.183 (14,95%), Podemos-IU 10.759 (9,94%) y Vox 10.203 (9,42%).

Sebastián Pérez, tras conocer los resultados. Sebastián Pérez, tras conocer los resultados.

Sebastián Pérez, tras conocer los resultados. / Carlos Gil

Cuenca ha intentado durante toda la campaña arrancar un guiño de Cs para un posible pacto, algo de lo que Luis Salvador se ha escabullido en todo momento.

Ahora, como ganador de las elecciones, intentará que Cs mire a su izquierda para conformar el gobierno municipal y ha anunciado que arrancará una ronda de contactos donde el único socio posible sería Cs, que en todo caso ya ha adelantado que, con unos o con otros, entrarán en el gobierno.

Ni Paco Cuenca ni Sebastián Pérez “podrán dormir tranquilos esta noche”, como adelantó Salvador en su intervención tras conocer los resultados.

Otra posibilidad es un acuerdo entre los socialistas y Antonio Cambril, aunque aquí sólo valdría la imposible abstención de Cs que, además de las posibles directrices a nivel nacional, tendrá que intentar maquillar sus discretos resultados con algún golpe de efecto como el de 2015 antes de apoyar en el descuento a Torres Hurtado.

Así, Luis Salvador volverá a ser estos días el niño en el bautizo y ayer dejó una puerta entreabierta al PSOE, al señalar que su objetivo era evitar un gobierno con Podemos-IU.

Luis Salvador, a su llegada al cuartel general de Cs. Luis Salvador, a su llegada al cuartel general de Cs.

Luis Salvador, a su llegada al cuartel general de Cs.

ero si Luis Salvador decide mirar a su derecha está la figura de Sebastián Pérez como el más votado de este bloque. Eso sí, está por ver si Onofre Miralles, al frente de Vox, permite que Sebastián Pérez pueda agarrar por fin el bastón de mando, una posibilidad que está en entredicho por el manifiesto desencuentro entre los líderes de ambas formaciones, aunque la dirección nacional con Santiago Abascal a la cabeza tendrá mucho que decir sobre la gobernabilidad en la capital. Y aún queda otro escenario: que ningún bloque llegue a un acuerdo para hacer alcalde a un candidato y se llegue al 15 de junio con una parálisis en el pactómetro: en este caso, el alcalde sería Paco Cuenca al encabezar la lista más votada.

Y sin en 2015 fue Mayte Olalla con UPyD la que se quedó fuera del Ayuntamiento, en 2019 son varios los concejales que a partir del 15 de junio, cuando se celebrará el pleno para elegir el nuevo alcalde, ya sólo irán al Ayuntamiento a pagar la contribución. El caso más sonado es el de Vamos Granada, que en 2015, con el sostén de Podemos, se aupó a los tres concejales y que ahora se queda fuera del Consistorio.

Incluso fueron superados por Centrados en Granada de Juan García Montero, que ha sido concejal del PP desde 2003 y que ha sido el partido más votado de entre todos los que no han obtenido representación. Más curioso es el caso de Luis de Haro, concejal de Vamos Granada que se presentó con Verdad, Justicia y Democracia y que ha sido el partido menos votado de los 18 que se han presentado a estos comicios. Y el siguiente por abajo es otro nombre que ha tenido una especia relevancia, el expresidente de Vox Julio Vao, que apenas ha superado el centenar de votos al frente de Granada Liberal Española, mientras que la tercera pata de Vamos, Pilar Rivas, apenas ha conseguido 200 votos.

Los partidos mayoritarios estaban preocupados por la fragmentación del voto y las múltiples escisiones en liza, algo que finalmente ha quedado meridianamente emparejado porque las únicas formaciones de ambos bloques con un resultado digno de mención, Vamos Granada y Centrados en Granada, han obtenido en torno a los 3.000 votos. Paco Cuenca ha ganado la batalla, pero está por ver quién gana la guerra el 15 de junio. En el horizonte un posible tripartito, como el de Moratalla en 2001. Pero encabezado por Sebastián Pérez.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios