España

Batet celebra que el PSOE ha abierto una "agenda de normalidad"

  • Asegura que la Constitución "debe ponerse al día" pero que se tiene que hacer entre todos

Meritxell Batet, durante la inauguración del congreso de alcaldes y alcaldesas del PSC. Meritxell Batet, durante la inauguración del congreso de alcaldes y alcaldesas del PSC.

Meritxell Batet, durante la inauguración del congreso de alcaldes y alcaldesas del PSC. / EFE

La ministra de Política Territorial y Función Pública, Meritxell Batet, ha celebrado que el Gobierno socialista haya abierto "una agenda de normalidad en el marco estatuario y constitucional" frente a una agenda de excepcionalidad, lo que les ha permitido poder hablar de las necesidades y los problemas reales de los ciudadanos, ha explicado.

"En 100 días hemos podido sumar a una agenda de excepcionalidad, que algunos les interesa potenciar y de manera muy viva, una agenda de normalidad, donde podemos hablar de las necesidades reales de los ciudadanos", ha dicho en el Consejo de Alcaldes del PSC celebrado este sábado en Barcelona.

También ha destacado la apertura al diálogo con Cataluña, y ha asegurado que han abierto "una esperanza de futuro para la sociedad catalana" que, según ella, está estancada en el conflicto y la confrontación y que necesita esta normalidad.

Así, ha valorado que se haya celebrado la reunión bilateral entre el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el presidente de la Generalitat, Quim Torra; la convocatoria de una comisión bilateral entre Gobierno y Generalitat; la Junta de Seguridad "en la cual se llegaron a acuerdos significativos", y la reunión de la comisión mixta de asuntos económicos y fiscales que se reunirá el próximo 25 de septiembre.

También ha aprovechado para destacar el "buen trabajo" que está haciendo el Ejecutivo de Pedro Sánchez, y ha detallado que en 100 días de Gobierno han recuperado la sanidad universal, un plan director para una ocupación digna, la recuperación de RTVE, la exhumación de Franco, y un anteproyecto de la reforma de la ley educativa, entre otras medidas.

Defensa de la Constitución

Batet ha recordado la conmemoración de los 40 años de la Constitución y ha insistido en que los socialistas jugaron "un papel de primer orden" en su aprobación, por lo que asegura que el país que tenemos hoy es un gran medida por las políticas socialistas.

"La Constitución solidificó una democracia que, por mucho que les pese a algunos, es totalmente homologable a las de las democracias europeas", ha aseverado la ministra.

Ha reconocido que "la Constitución no es perfecta, como no lo es ninguna ley", pero que se hizo entre todos, sobre todo entre los diferentes, ha dicho, y ha asegurado que necesita una puesta al día y que, por lo tanto, se tendrá que hacer también entre todos y entre los diferentes.

"Tenemos un país mucho mejor que hace 40 años y lo debemos a una Constitución que es nuestra, de los socialistas y de muchos otros", y ha añadido que ningún futuro ilusorio vale la décima parte de la realidad que han sabido construir y que se debe defender.

El partido de la Cataluña real 

En clave municipal, Batet ha explicado que el PSC es el partido de la Cataluña real, el que mejor conoce a sus vecinos y a los problemas de la gente, y "el que quiere llevar el problema de la calle a las instituciones, y no de las instituciones a la calle".

"Nosotros no damos lecciones, no nacimos enseñados, nosotros hemos aprendido lo que sabemos gobernando en pueblos y ciudadanos, hemos aprendido del brazo de los vecinos", ha sostenido.

Ha criticado que los partidos independentistas se "atrevan a hablar en nombre de todos los catalanes y que den lecciones sobre lo que es y lo que quiere Cataluña", a lo que ha respondido que su Cataluña no acaba de encajar en la que los socialistas conocen, ya que ésta es diversa y compleja, ha dicho.

"Cuanto más hablan del problema de Cataluña menos trabajan en los problemas de los catalanes. Hablan de Cataluña pero se dejan más de la mitad fuera", ha dicho.

Apoyo municipal

La ministra ha pedido apoyo al ámbito municipal porque considera que así podrán ganar las próximas elecciones generales: "Es esta confianza ganada pueblo a pueblo y ciudad a ciudad la que hace que la gente de apoyo para gobernar España. No al revés".

Ha afirmado que los barceloneses no necesitan polarización y confrontación, y ha insistido en que necesitan un proyecto propio, y sobre todo, un proyecto de convivencia entre todos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios