Elecciones

El PSOE gana en 104 de los 106 municipios de Sevilla y Cs y Vox hunden al PP

  • Sólo Marinaleda y Badolatosa, de Unidas Podemos, escapan a la hegemonía socialista

  • Los populares quedan por detrás de Cs, Vox y la izquierda en más de una veintena de municipios

  • Por primera vez el PSOE ha sido la fuerza más votada en Tomares y Espartinas

  • Vox es segundo en Umbrete y en Castilleja del Campo

Pedro Sánchez, cuando se lanzó a recuperar la Secretaría General del PSOE, en Dos Hermanas, con Francisco Toscano. Pedro Sánchez, cuando se lanzó a recuperar la Secretaría General del PSOE, en Dos Hermanas, con Francisco Toscano.

Pedro Sánchez, cuando se lanzó a recuperar la Secretaría General del PSOE, en Dos Hermanas, con Francisco Toscano. / Juan Carlos Vázquez

El PSOE, que siempre ha sido el partido más votado con diferencia en los municipios sevillanos y en todos los comicios generales y autonómicos que se han celebrado, ayer reforzó su hegemonía.

Fue la primera opción en 104 de un total de 106 ayuntamientos, ya con El Palmar de Troya como localidad independiente e incluida la capital. 

Las únicas excepciones fueron Marinaleda (pueblo del incombustible Juan Manuel Sánchez Gordillo, que opta a la reelección a la Alcaldía en mayo) y Badolatosa, también territorio del SOC, donde Unidas Podemos se colocó como primera fuerza.

El PSOE, además, logró hacer Historia al imponerse por primera vez al PP en unas elecciones generales o autonómicas en los dos feudos de la formación en la provincia, Tomares y Espartinas.

La única excepción reciente en la que no ganó el PP en Tomares fueron las elecciones autonómicas del 2 de diciembre, cuando Cs se colocó como el partido más votado en el municipio donde es alcalde José Luis Sanz (PP).

En 2016, el PP fue el más votado en 13 municipios

Con todo, la pérdida de estos dos referentes (en Tomares, con poca diferencia, se queda como tercera fuerza por detrás de Cs, y en Espartinas como cuarta, porque Vox le saca más de un centenar de votos) y de otros once municipios en los que el PP fue la primera opción en 2016, no es lo peor para para esta formación, que se hunde víctima del 'sorpasso' de Cs y Vox en la práctica totalidad de las localidades estratégicas de la provincia y en las que ya le costaba crecer.

El PP ha quedado como quinta fuerza, es decir por detrás de Cs y de Vox y de Unidas Podemos, en más de una veintena de municipios.

Entre ellos están Dos Hermanas, donde ha perdido casi 9.000 votos, y Alcalá de Guadaíra, donde pierde casi 4.500.

También Utrera, donde Pablo Casado obtiene menos de la mitad de los sufragios que logró Rajoy en 2016.

Lo mismo ha ocurrido en Mairena del Aljarafe; La Rinconada; Camas; en Los Palacios; en Coria del Río; Bormujos; en San Juan de Aznalfarache y en núcleos más pequeños, pero ubicados también en el área metropolitana, como Umbrete, Gelves, Almensilla, Palomares del Río o La Algaba.

El presidente de la Junta flanqueado por Teresa Jiménez Becerril y Virginia Pérez en la apertura de la campaña a las generales. El presidente de la Junta flanqueado por Teresa Jiménez Becerril y Virginia Pérez en la apertura de la campaña a las generales.

El presidente de la Junta flanqueado por Teresa Jiménez Becerril y Virginia Pérez en la apertura de la campaña a las generales. / EFE

Cs queda como segunda fuerza en grandes ayuntamientos

En esta situación, Cs logra colocarse como segunda fuerza y referente de la derecha en más de una treintena de municipios. 

Entre ellos, están los grandes, como Alcalá de Guadaíra, Utrera, Mairena del Aljarafe, Los Palacios y Villafranca; Carmona (donde gobierna desde hace varios mandatos un alcalde del PP); Bormujos o Écija.

Cs también es segunda fuerza en el ayuntamiento con más población de Sevilla después de la capital, Dos Hermanas.

Pero en ese territorio nazareno (talismán para Pedro Sánchez porque fue desde aquí, con el apoyo de Francisco Toscano, desde donde se lanzó a recuperar la Secretaría General de su partido), también vuelve a coger vuelo el PSOE, que estaba en claro retroceso.

Si en 2016 cosechó 20.972 votos y el 31,54% de los sufragios, ahora supera los 26.200, el 35,66%. Son más que los que el PSOE obtuvo incluso en 2015, antes de la repetición de los comicios, cuando sólo superó los 22.000.

En Dos Hermanas la participación aumentó en ocho puntos y rozó el 75%. En Alcalá de Guadaíra, el PSOE pasa de 11.911 votos a 14.245 ahora, más del 35%, con una participación aquí que no llegó al 72%.

El fenómeno de Vox

La otra gran novedad de estas elecciones generales –pese a que se esperara– es la irrupción de Vox en la provincia, un partido que no es nuevo, pero que en 2016 obtuvo un resultado residual.

De hecho, en todos los municipios había quedado por detrás del Pacma y otras formaciones. Sumando los votos que logró en los 15 ayuntamientos que tienen más de 20.000 habitantes no llegó a 585 sufragios.

Ahora ha sacado casi 10.000 votos (el 13,58%) sólo en Dos Hermanas; 5.158, en Alcalá de Guadaíra; casi 3.900 votos en Utrera; cerca de 3.500, en Mairena del Aljarafe o 3.254, en Los Palacios.

Es segunda fuerza después del PSOE en Umbrete, con el 16% de los sufragios emitidos; y en la pequeña localidad de Castilleja del Campo.

Los resultados son malos para Unidas Podemos. En 2016 cuando, todavía sin esa denominación, IU y Podemos ya fueron juntos a las elecciones generales fueron la primera opción en ocho municipios.

Pero sólo conserva Marinaleda y Badolatosa y cede al PSOE Castilleja de Guzmán, Casariche, El Coronil (donde Diego Cañamero vuelve a presentarse a la Alcaldía en mayo), Martín de la Jara y Pedrera. En Los Palacios, donde gobierna en el Ayuntamiento, sólo ha logrado una tercera posición.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios