LEGISLACIÓN

Baleares prohíbe el acceso a vehículos diésel a partir del año 2025

  • El Gobierno Balear ha aprobado una ley muy dura con la que restringe enormemente la circulación de vehículos en la isla.

Los eléctricos serán de los pocos modelos sin restricciones en las Baleares. Los eléctricos serán de los pocos modelos sin restricciones en las Baleares.

Los eléctricos serán de los pocos modelos sin restricciones en las Baleares.

Hace tan sólo unas horas que el Parlamento de Baleares ha aprobado la Ley de Cambio Climático y Transición Energética. Se trata de una normativa muy dura que persigue que las islas sean libres de combustibles fósiles para que sólo generen y consuman energía renovable en 2050.

La aprobación de esta ley, que señala como intermedio en 2030 que las emisiones contaminantes se reduzcan un 40%, supone un impacto enorme contra la industria del automóvil en España y en las islas de Baleares.

A continuación detallamos las principales medidas de la ley que afectan al motor:

  • En 2025 no podrán circular por las islas nuevos vehículos con motores diésel.
  • Desde 2035 no se podrán matricular nuevos vehículos de gasolina.
  • Los coches, motos, camiones y furgonetas adquiridos antes de esas fechas podrán utilizarse hasta 2050, cuando quedarán fuera de circulación todos los motores de combustibles fósiles.
  • Las empresas de vehículos de alquiler deberán incorporar paulatinamente coches eléctricos: al menos un 2 % de sus flotas en 2020 y el 100 % en 2035.
  • Se sumarán nuevos puntos de recarga para vehículos eléctricos hasta alcanzar los 1.000 en 2035.
  • Los municipios podrán restringir la circulación a motor en las zonas donde la contaminación supere los mínimos de calidad del aire.

Para la aprobación de esta ley, durante el debate en el Parlament no se ha aprobado ninguna de las enmiendas mantenidas por PP, PI, Podemos, MÉS per Menorca y el Grupo Mixto. El texto legal completo ha salido adelante gracias al voto favorable de los partidos de izquierda, mientras que PP, Cs y PI han votado en contra de algunos artículos que han sido igualmente aprobados.

En su defensa de la norma, el conseller de Territorio, Energía y Movilidad, Marc Pons, ha avisado de la alta dependencia energética de Baleares y ha mantenido que los objetivos que fija la Ley son "asumibles y ambiciosos".

Primeras reacciones

La Asociación Nacional de Comerciantes de Vehículos (Ancove) ha alertado de que la aprobación, este martes, de la Ley de Cambio Climático y Transición Energética de Baleares, que contempla la prohibición de vehículos diésel desde 2025, puede poner en riesgo la continuidad de los 424 comerciantes de vehículos de ocasión que trabajan en la región.

La organización recordó que en la actualidad existe un 'stock' de 10.000 vehículos diésel que, en su opinión, tendrá "una difícil salida" en el mercado balear tras la aprobación de esta ley y que, en el mejor de los casos, "tendrán que ser liquidados con pérdidas o incluso exportados a otras regiones de España".

"Hay que entender que la mayoría de los negocios de venta de vehículos de ocasión que ejercen en las islas son pequeños propietarios que viven al día y que no disponen de suficiente músculo financiero para afrontar semejante quebranto económico", destacaron desde Ancove.

En esta línea, la asociación indicó que esta medida puede hacer que los consumidores se retraigan a la hora de comprar un coche diésel, ante el efecto del "desconcierto y la incertidumbre" entre los consumidores españoles con los mensajes lanzados por las administraciones central, autonómicas y locales.

Así, Ancove destacó que, en la actualidad, existe escasez en el mercado de usados de modelos de gasolina, híbridos y eléctricos y que el 65% de las ventas de ocasión corresponde a diésel. Además, destacó que la entrada en vigor de esta nueva ley provocará un encarecimiento de los automóviles usados en la región.

Por su parte, desde la Federación Nacional de Alquiler de Vehículos con y sin Conductor (Feneval) ha lamentado la aprobación de la Ley de Cambio Climático y Transición Ecológica en Baleares y denuncia que las compañías de 'rent a car' se verán obligadas a realizar una electrificación "acelerada" de su flota.

Desde Feneval ha defendido en un comunicado la movilidad sostenible y se ha mostrado a favor de una ley con objetivos y estrategias "claras" para la reducción de emisiones que no se base en restricciones que supongan discriminación tecnológica.

Según la federación, la Ley de Cambio Climático y Transición Ecológica de Baleares, que vetará el acceso de vehículos diésel a las islas desde 2025 y del resto de vehículos de combustión a partir de 2035, va "en contra" de la legislación que reconoce la libre circulación por el territorio nacional y europeo.

"La ley aprobada por el Govern (balear) afecta seriamente al sector del 'rent a car' y puede llegar a comprometer el normal funcionamiento de una actividad indispensable para un turismo sostenible y de calidad. Además, esta prohibición tendría consecuencias perjudiciales sobre otros sectores como la venta de vehículos, o la distribución de carburantes en estaciones de servicios, entre otros", subraya.

En este sentido, Feneval espera una decisión "positiva" por parte de la Comisión Europea (CE) que responda a criterios comunes a nivel de neutralidad tecnológica basándose en medidas que se adapten de forma "controlada" y "progresivamente" a la realidad en relación con la regulación del nivel de emisiones y que no suponga un "obstáculo" en la movilidad de los ciudadanos, con diferenciaciones territoriales por autonomía o municipio.

La CE ha admitido a trámite la denuncia a la normativa presentada el pasado mes de enero por la Asociación Española de Fabricantes de Vehículos y Camiones (Anfac), que califica las medidas de la Ley de "arbitrarias, inidóneas y desproporcionadas" y que "carecen de respaldo técnico o científico".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios