Cultura

Antonio Garde: "El principal activo del Maestranza es su público"

  • El teatro presenta a su nuevo gerente, que destaca "el respaldo de la sociedad" entre los puntos fuertes del coliseo. El candidato conoce "muy bien" el espacio escénico por su labor en el Inaem.

Tras dos concursos para ocupar el cargo que se declararon desiertos y un largo paréntesis para encontrar un reemplazo a Remedios Navarro, cuyo contrato se liquidó el pasado mes de julio, el Teatro de la Maestranza pudo presentar ayer, al fin, a su nuevo gerente, Antonio Garde. El ex subdirector del Inaem aseguró aceptar su nuevo cargo con "muchísima ilusión, consciente del reto que supone y del equipo maravilloso que voy a tener" y celebró que "el principal activo de este teatro es el público, tenemos el respaldo de la sociedad sevillana", pero se mostró prudente aún sobre las líneas que desarrollará. "Lo que tengo que hacer es entrar el día 1 y trabajar intensamente. Hay ideas que están en mi cabeza, desde que sé que la gerencia era una posibilidad. Pero de momento quiero aterrizar, ver qué margen de maniobra hay, estudiar los datos para elaborar un plan estratégico", declaró, con cautela, este licenciado en Filosofía por la Universidad Pontificia de Comillas, que ayer estuvo arropado por representantes de las distintas instituciones -el Instituto Nacional de las Artes Escénicas y la Música (Inaem), Ayuntamiento de Sevilla, Junta de Andalucía y Diputación de Sevilla-, que participaron en el Consejo de Administración del teatro.

La presentación de Garde abre "una nueva etapa", como resaltó Eduardo Tamarit, secretario general de Cultura de la Junta, quien destacó que Garde "viene avalado por una larga experiencia en la gestión de instituciones culturales y, sobre todo, por una impecable trayectoria en la que ha mostrado su profesionalidad, su buen talante y su capacidad de diálogo". Más allá de estas virtudes y de conocer "muy bien el Maestranza y a todos los que en él trabajan" por su trayectoria en el Inaem, Garde despierta el consenso de las administraciones, algo que para Tamarit "es una garantía para el futuro del teatro".

Antonio Garde, ayer en su primera comparecencia pública como gerente del Teatro de la Maestranza. Antonio Garde, ayer en su primera comparecencia pública como gerente del Teatro de la Maestranza.

Antonio Garde, ayer en su primera comparecencia pública como gerente del Teatro de la Maestranza. / Juan Carlos Vázquez

Garde desembarca en un Maestranza "convertido en un referente en el sector cultural en nuestro país", prosiguió Tamarit, que expresó su convicción de que el nuevo gerente "va a optimizar los recursos y a lograr sólidas alianzas para este teatro" en un periodo en el que será fundamental hallar patrocinios y embarcarse en coproducciones. Mantener el Maestranza "en la primera línea de los espacios escénicos nacionales" o sellar y ampliar "alianzas con instituciones y organismos nacionales e internacionales, sobre todo para enriquecer la programación" son algunos de los desafíos que afronta Garde y que destacó ayer Tamarit en la presentación del candidato elegido. Además, ese talante conciliador con el que se describe a Garde será especialmente útil para tender puentes entre el Maestranza y la ROSS, y sus directores artísticos, Pedro Halffter y John Axelrod, protagonistas de un desencuentro que es un secreto a voces.

Otro de los flancos abiertos con que se topará Garde en su gestión será la complicada situación económica del teatro, que ha sufrido en los últimos tiempos un drástico descenso de las partidas públicas. El nuevo gerente sí se pronunció al respecto: "Conozco las cuentas desde 2005 por mi antiguo trabajo en el Inaem". Tamarit, por cierto, cerró ayer la puerta a una subida en las aportaciones: "La cuestión del teatro es la gobernanza en sí, no lo que las administraciones destinemos. En estos meses se ha visto que lo importante es la claridad de las cuentas, y hay instrumentos suficientes para que en un plazo relativamente corto las del Maestranza estén otra vez en azul", dijo, antes de añadir que el déficit que arrastraba el teatro, en torno a los 2,7 millones, "se ha reducido a unos 970.000 euros en el cierre del ejercicio".

La directora general del Inaem, Montserrat Iglesias, señaló sobre un profesional con el que ha colaborado estrechamente en estos años que es "el primer gerente específico del teatro", una circunstancia que ayudará a afrontar de una manera más efectiva las necesidades particulares del Maestranza. El pasado julio, las administraciones decidieron separar las gerencias del espacio escénico y de la orquesta, unidas hasta ahora.

Asimismo, Iglesias recordó el convenio que se ha elaborado para regular las relaciones entre el Maestranza y la Sinfónica, un acuerdo que ya se ha firmado en el Consejo de Administración del teatro y que aún deben rubricar los responsables de la orquesta.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios